Polideportivo

Vettel le pone emoción al Mundial de F-1

Fórmula Uno El alemán está a 29 puntos de Fernando Alonso; en cambio Lewis Hamilton parece caído de la lucha.

El Red Bull conducido por Sebastian Vettel va camino a la meta en el Gran Premio de Singapur. Foto: AFP.

El Red Bull conducido por Sebastian Vettel va camino a la meta en el Gran Premio de Singapur. Foto: AFP.

La Razón / EFE/Lorenzo Carri / Singapur

00:00 / 24 de septiembre de 2012

Sebastian Vettel (Red Bull) se adjudicó con autoridad la victoria en el circuito nocturno del GP de Singapur, donde el español Fernando Alonso (Ferrari) subió al tercer cajón del podio y alejó de la lucha por el título a uno de sus mayores enemigos, el británico Lewis Hamilton (McLaren), que tuvo que abandonar por avería.

Golpe de efecto el que sufrió el Mundial de Fórmula Uno con el abandono de Hamilton, que tras conseguir el sábado la 'pole' partió como principal favorito para llevarse la victoria.

Sin embargo, su McLaren dijo basta por una avería en la caja de cambios en la vuelta 23, cuando el inglés era el líder, y sus rivales aprovecharon para poner tierra de por medio.

El doble campeón mundial Sebastian Vettel fue el mayor beneficiado, al conquistar su segunda victoria de la temporada —vigésima tercera de su vida— y situarse segundo en la clasificación del campeonato, a 29 puntos de Alonso.

El español de Ferrari volvió a demostrar su talento y buen hacer, y con un coche que a priori rendía menos que los McLaren y los Red Bull, consiguió ser tercero por segunda vez consecutiva, después de su actuación en Monza (Italia) hace 15 días.

De esta manera, Alonso mantiene un cómodo colchón al frente de la lucha por el título, en una carrera accidentada y muy espectacular, gracias al trazado urbano y a la singularidad de disputarlo de noche, aspecto que tiene en exclusiva Singapur.

Entre Vettel y Alonso se metió el británico Jenson Button (McLaren), que llegó a  8,9 segundos del ganador al completarse las dos horas de carrera, dos vueltas antes de las 61 previstas de un Gran Premio emocionante.

La mala noche de Lewis

Al abandonar, Lewis Hamilton vio cómo Sebastian Vettel y Fernando Alonso le toman la delantera en un campeonato que sigue apasionante por lo apretado que está.

La carrera fue neutralizada con el coche de seguridad entre las vueltas 33 a la 39 y entre la 40 y la 43.

Alonso pide un coche más competitivo

El doble campeón del mundo Fernando Alonso comentó, tras su tercer puesto en el GP de Singapur, que necesita un Ferrari más competitivo para las próximas carreras a fin de mantener la lucha por el Mundial.

"Tenemos que mejorar el rendimiento que hemos visto aquí. Las posiciones cinco y trece (en la parrilla) de nuestros coches no son las que deseamos. Necesitamos mejorar posiciones en Suzuka", comentó Alonso, quien ya apunta al GP de Japón.

El español admitió que Ferrari no tenía el mismo ritmo de carrera que sus principales rivales, los McLaren y los Red Bull, si bien se vieron beneficiados por el abandono de Hamilton.

Por ello, consideró al Gran Premio de Singapur como un buen fin de semana porque consiguió aumentar la ventaja con varios rivales, menos con el alemán Sebastian Vettel.

Tres felices

En un Singapur más caluroso que nunca hubo tres pilotos que pudieron festejar sin remilgos:

Sebastian Vettel, el bicampeón en vigencia. No hay que olvidar que no regaló nada desde el viernes, cuando salió segundo, y allí se mantuvo hasta que Hamilton se fue y ya no hubo otro candidato a la victoria.

Jenson Button, porque ratificó lo que se sabe de él y obtuvo su quinto podio del año. A falta de Hamilton, aunque con escasas opciones para pelear el título, sacó las castañas del fuego para McLaren.

Y Fernando Alonso, que seguramente se fue cantando bajito. Sufrió poco y se conformó con lo que su Ferrari le daba porque sigue arriba en el campeonato y no perdió mucho.

Claro está —y usted lo sabe— que hubo un montón de desilusionados y amargados.

Comenzando por Lewis Hamilton, de notable trabajo entre sábado y domingo, es decir, domingo hasta que su caja de cambios dijo basta y se quedó en la vuelta veintitrés. Estaba para ganar, nadie lo dude.

Otro fue Schumacher, porque el viejo lobo de mar, que navegaba buscando algunos puntos, se llevó por delante a Vergne y todo acabó con su séptimo abandono sobre catorce pruebas…

Desilusión latinoamericana con Maldonado y Pérez —el venezolano apuntó muy arriba hasta los problemas hidráulicos de la vuelta 37— y también para Felipe Massa, que después de haber padecido los últimos lugares llegó a un octavo puesto poco agradable.

Las entradas del coche de seguridad, y la ligera disminución del tiempo de carrera (dos horas y algunos segundos en total) fueron fastidiosas pero inevitables, y la carrera no habrá sido emocionante pero tampoco aburrida.

Michael Schumacher (Mercedes) será penalizado con diez plazas en la parrilla de salida del Gran Premio de Japón, tras chocar ayer el Toro Rosso del francés Jean-Eric Vergne.

El alemán Sebastian Vettel fue investigado por los comisarios después de la carrera por un incidente con el británico Jenson Button (McLaren), pero no recibió sanción alguna.

Bernie Ecclestone, dueño de la Fórmula 1, negó que en 2013 haya un Gran Premio en Argentina. “Habrá una carrera allí cuando tratemos con gente más seria”, manifestó.

Cuatro al hilo

La pole supuso la cuarta consecutiva para McLaren. Lewis Hamilton logró también las de Hungría e Italia y Jenson Button completó en Bélgica. En 1999 Mika Hakkinen logró seis.

Pierde un lugar

El australiano Mark Webber fue sancionado con 20 segundos por salirse del trazado y ganar ventaja, por lo que pierde un puesto y baja de la décima a la undécima plaza de la clasificación.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia