Polideportivo

Wálter Nosiglia: ‘He llorado un montón por ganar una etapa’

El piloto boliviano de cuadriciclo vivió varias emociones ayer, en el transcurso de la cuarta jornada del Dakar. Primero pasó por pruebas duras, sobre todo cuando le tocó enfrentar las dunas. Luego se enteró de que iba primero y se dijo a sí mismo que no podía perder esta oportunidad de ser el vencedor. Al final, fue recibido en Tupiza como héroe.

El piloto boliviano Walter Nosiglia participa de la cuarta etapa del Rally Dakar 2017 entre San Salvador de Jujuy en Argentina y Tupiza en Bolivia.

El piloto boliviano Walter Nosiglia participa de la cuarta etapa del Rally Dakar 2017 entre San Salvador de Jujuy en Argentina y Tupiza en Bolivia. Foto: EFE

La Razón (Edición Impresa) / Kattya Valdés / Tupiza

10:59 / 06 de enero de 2017

 “Todo es posible”, afirmó ayer Wálter Nosiglia sobre la posibilidad de ganar el rally Dakar 2017 en cuadriciclos, después de obtener un magnífico triunfo en la cuarta etapa, corrida entre San Salvador de Jujuy y Tupiza, que lo ha puesto en carrera por el título.

El piloto boliviano, quien empezó la jornada de jueves con casi una hora de diferencia en contra con respecto al primero en la clasificación general, la redujo increíblemente a solo tres minutos y medio, cuando aún quedan por delante ocho etapas.

Nosiglia fue el héroe boliviano ayer al convertirse en el primer piloto nacional en ganar una etapa de esta carrera, habiéndolo conseguido en su cuarta participación consecutiva.

En 2015, el piloto nacido en Chuquisaca había logrado el tercer lugar del podio en su categoría, pero sin haber ganado ni una etapa. Lo de ayer provocó una alegría diferente.

— ¿Qué sentiste cuando pisaste tierra boliviana?

— Súper feliz por el recibimiento impresionante que nos brindó toda la gente, y más impresionante aún fue el hecho de ganar una etapa, estoy muy feliz por eso, por supuesto muy agradecido con Dios. He llorado un montón para ganar una etapa y por fin aquí la tenemos.

— ¿Cómo encaraste la carrera?

— Al principio de la mañana fue dura, las dunas fueron las más difíciles que pasé en mi vida; de ahí me fue súper bien y cuando me avisaron que estaba en primer lugar no lo he soltado más hasta llegar aquí.

— ¿Qué hiciste, cuál fue la clave, para sacar esta diferencia y recuperar tanto terreno?

— El segundo venía a solo unos segundos de mí, así que aceleré a fondo, y me dije: ‘Esta ocasión no la puedo perder’. La etapa ha tenido de todo, mucho río, ha sido una etapa inolvidable para mí.

— Y al ver las banderas rojo, amarillo y verde en el recorrido, ¿qué pasaba por tu cabeza?

— No se puede aguantar la emoción que uno siente, me he desconcentrado un poco en el manejo, pero vine a toda máquina porque no quería que se me perdiera esta etapa.

— El presidente Evo Morales te hizo entrega de un fólder, un regalo, ¿qué fue?

— El Presidente me dio el mejor regalo de cumpleaños, nos dio el decreto supremo para que la velocidad máxima en los enlaces, que hasta ahora era de 80 kilómetros en Bolivia, cosa que era un gran problema para el Dakar, sea de 120 kilómetros. Le habíamos comentado noche antes de la largada (en Asunción) que era un problema en nuestro país el tema de andar a 80 kilómetros por hora en las carreteras, incluso en las doble vías; ahora esto nos ha caído como anillo al dedo a todos.

— ¿Ganar esta etapa también fue el regalo que esperabas?

— Sí, ganar una etapa... Es tremendo, hasta ahora no lo puedo creer.

— ¿Cómo vas a encarar las que vienen en territorio boliviano para seguir con el mismo ritmo?

— Voy a hacer el mejor ritmo posible, no será nada fácil, no hay nada fácil, pues hemos tenido dos días de carrera muy tristes, y espero que mañana (por hoy) podamos remontar y llegar al día de descanso en La Paz, que va a ser muy importante para recuperar fuerzas antes de encarar todo lo demás.

— ¿Cómo será la quinta etapa, ya les han dicho?

— Sí, y hay un montón de modificaciones, por lo que tendremos que ir a trabajar ahora mismo (para revisar los detalles).

— ¿Cómo te has sentido, hasta ahora, compitiendo junto a tus hijos Wálter junior y Daniel?

— Estoy contentísimo con ellos, pues están yendo, también, a buen ritmo. Ahora vamos a disfrutar un poco de este triunfo en este día.

— Ya pasaron cuatro etapas de 12, un cuarto de la carrera, ¿es el Dakar más difícil como decían?

— Mira: estoy como si estuviera en la décima etapa. La que corrimos ayer (por la del miércoles) ha sido muy exigente y la de hoy (por ayer) igual, recontra difícil.

— ¿Qué fue lo más complicado?

— El miércoles teníamos un face-face tremendo, mucha navegación, y, ahora, en las dunas, nunca pasé dunas tan blandas, en verdad la hemos pasado muy mal en esas dunas, fueron tremendamente difíciles.

— ¿Crees que son buenas las posibilidades para sacar ventaja en el resto de las etapas en Bolivia, como para que en las últimas fuera del país puedas buscar el triunfo en este Dakar?

— Yo perdí como 50 minutos el segundo día remolcando a mi hijo, y remontar ese tiempo es muy complicado. No quiero decir nada porque todo es posible, así que voy a hacer todo por ir recuperando tiempo en todas las etapas, y veremos qué pasa hasta el final. Ya con un triunfo en una etapa estoy feliz.

— ¿Y la máquina cómo está?

— Muy bien, anda muy bien y estamos muy contentos.

Perfil

Tiene 55 años

Wálter Nosiglia nació el 4 de enero de 1962 en Sucre. Fue multicampeón nacional de motocross. Participa por cuarta vez en el Dakar.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia