Marcas

Marcos Riquelme : ‘Que la gente coree mi nombre me llena de orgullo’

Está en la segunda posición de la tabla de goleadores, pisándole los talones al panameño Rolando Blackburn (10), aunque lo que él más destaca es la levantada de la Academia, que con tres triunfos seguidos ha dejado atrás un mal comienzo del torneo.

Riquelme celebra el gol que le convirtió a Wilstermann. Foto: José Lavayén

Riquelme celebra el gol que le convirtió a Wilstermann. Foto: José Lavayén

La Razón Digital / Jaime Ayllón / La paz

14:35 / 05 de septiembre de 2018

Marcos Riquelme vive un idilio con el gol. Van nueve tantos de su autoría para Bolívar en las primeras nueve jornadas del torneo Clausura. Los dos más recientes los hizo el sábado, con ellos le dio la victoria a su equipo sobre Wilstermann (2-1) en Miraflores. De esta manera, está en la segunda posición de la tabla de goleadores, pisándole los talones al panameño de The Strongest Rolando Blackburn (10), aunque lo que él más destaca es la levantada de la Academia, que con tres triunfos seguidos ha dejado atrás un mal comienzo del torneo y ha empezado a apretar a los dos líderes, avisándoles que también está para pelear por el título boliviano.

— ¿Desde tu llegada es tu mejor momento?

— Digamos que sí porque en estos nueve partidos que me tocó jugar marqué nueve goles; en cambio, en el semestre pasado logré siete, pero en todo el campeonato. Ahora me voy sintiendo mucho mejor, muy adaptado a lo que es La Paz, metido al cien por ciento de lo que es este plantel con excelentes compañeros y disfrutando este lindo momento. Pero la verdad es que no me quiero quedar solamente con esto, por eso siempre trabajo para mejorar muchas cosas.

— Eres goleador, pero también asistidor...

— Sí, se me está dando el tema del gol y otras veces el de asistir a los compañeros, y en muchos casos también ayudar en la marca cuando me toca bajar. Todo es parte del trabajo, de lo que uno hace día a día. Es un lindo momento y quiero seguir por este camino. Obviamente lo principal será conseguir cosas importantes como el campeonato, que ya gané cuando llegué, pero sería lindo repetir un logro de este tipo.

— ¿Estás consolidado como bolivarista?

— Sí, bastante consolidado. El hecho de que la gente coree mi nombre en los partidos es algo que la verdad me llena de orgullo, pero esto es gracias a los compañeros, a la continuidad que me dieron los técnicos desde que llegué a Bolívar: Beñat San José, Vinicius Eutropio y ahora Alfredo Arias. Trato de devolver esa confianza cuando entro a la cancha, ahí hago lo que me piden, a veces salen las cosas y a veces no, pero uno siempre debe poner entrega.

— ¿Fuiste goleador en otros clubes?

— En Chile. En mi segundo año en Palestino me tocó salir goleador de un campeonato corto con 16 equipos, entonces jugué 14 fechas y convertí 12 goles. También fue algo muy lindo cuando empecé mi carrera en Fénix, marqué 19 tantos y fui el goleador, aunque en la categoría C que es amateur. Ser goleador es algo lindo y uno aspira a tratar de hacer lo mismo en Bolívar. Aquí sé que es mucho más difícil porque es un club grande, pero si lo logro sería un plus aparte.

— Hablaste antes de adaptación, ¿te costó?

— Sí, me ha costado unos cuatro meses porque cuando llegué de Chile vine con una lesión en la rodilla, entonces estuve tres semanas sin entrenar a la par del grupo. Venía de un año muy bueno con el Audax Italiano, donde incluso fui capitán. Aquí me costó mucho llevar los primeros entrenamientos con mis compañeros y luego jugamos Copa Sudamericana tempranamente, quizás no llegué al cien por ciento, pero traté de hacerlo de la mejor manera. Después, a medida que pasó el tiempo, agarré más ritmo de fútbol y una mejor adaptación a la altitud, conocí mejor a mis compañeros y ahora es diferente y emocionante.

  • Marcos Riquelme junto a su esposa Florencia y su hija Mora. Foto: Christian Calderón

— ¿De dónde nace esa actitud que tienes de colaborar también en la defensa?

— El hecho de bajar a marcar, de ayudar a la defensa, sale de mí. Con Vinicius Eutropio era diferente porque nos mandaba a jugar con dos delanteros, tenía como acompañante a William Ferreira, un gran compañero, y era donde más cómodo me sentía. Hoy me rodean Juan Miguel Callejón, Juan Carlos Arce, Felipe Rodríguez, es como que estamos mejor parados, pero obviamente cuando hay que bajar a marcar lo hago aunque el técnico no me lo pida.

— El futbolista es profesional, pero ¿se podría decir que te sientes identificado con Bolívar?

— La verdad que sí, porque es el primer equipo grande en el que juego en mi carrera, es el equipo con el que conseguí mi primer campeonato, es mi primer título profesional y quedará en mí y en mi memoria. Cuando llegué dije que ojalá mi paso no sea en vano y pueda dejar mi nombre en este club, y la verdad es que hoy siento un cariño muy grande por estos colores, además es el club que me dio la confianza. Asimismo, es una familia más a pesar de estar en otro país, lejos de mis familiares, entonces para mí, mis compañeros son mi familia y trato todos los días de disfrutar con ellos.

— Bolívar empezó tibio, pero ahora está que arde, presionando a los de arriba...

— Sabemos que no arrancamos bien, fuimos criticados al igual que el técnico. Lamentablemente hablaron cosas que quizás a uno le duele, pero somos profesionales y tenemos que tratar de aguantar las críticas. Cuando perdemos me pongo muy mal, vengo triste a la casa; pero creo que ahora tenemos una levantada muy buena gracias al trabajo que hizo el profe, estamos en un club grande y queremos seguir de la misma manera.

— ¿Te irías de Bolívar si se te presenta una opción afuera?

— Lo dije en su momento, en el anterior semestre hubo la posibilidad de salir, pero es algo que manejan el club y mi representante. Había llegado una oferta buena para el club y para mí, pero no se dio. Ahora mi presente es Bolívar, tengo contrato hasta 2020 y me dedico al cien por ciento a Bolívar. Lo que venga más adelante lo decidirán los dirigentes y mi representante.

— ¿Qué te gusta más de La Paz?

— A mi familia y a mí nos gusta la tranquilidad que hay, es una linda ciudad donde puedes salir a tomar un café o a cenar. Me gusta cómo nos tratan, la amabilidad que tienen conmigo y con mi gente. Mi hija Mora tiene buenos compañeros en el colegio, le gusta ir. En La Paz hay mucha tranquilidad en todo aspecto, nadie te falta al respeto. Y en cuanto a lugares turísticos conozco pocos, pero me encantó el salar de Uyuni, llevar a mi familia fue lo mejor porque es un lugar hermoso y espero que también mi madre Mirtha pueda venir; ella vive en Argentina, no se anima a viajar en avión, tiene mucho miedo, pero ojalá que llegue.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2
3 4 5 6 7 8 9
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia