Mundo

En Argentina, uno de cada dos niños conoce el bullying escolar

“Yo salía del recreo con mi hermano, estábamos jugando y vinieron unos nenes y me pegaron así nomás... nenes más grandes”, contó la niña Kiara al periodista Jorge Lanata. En Argentina, uno de cada dos menores conoce de cerca el bullying escolar. 

Uno de los afiches de la campaña contra el acoso escolar en Argentina, promocionado el año pasado. Foto: MEDIACIONYVIOLENCIA

Uno de los afiches de la campaña contra el acoso escolar en Argentina, promocionado el año pasado. Foto: MEDIACIONYVIOLENCIA

La Razón (Edición Impresa) / Erick Ortega

00:00 / 11 de mayo de 2014

“Yo salía del recreo con mi hermano, estábamos jugando y vinieron unos nenes y me pegaron así nomás... nenes más grandes”, contó la niña Kiara al periodista Jorge Lanata. En Argentina, uno de cada dos menores conoce de cerca el bullying escolar.  

Kiara es una pequeña de ocho años, delgada, cabello largo y ondulado, ojos grandes y cuando se le pregunta si sabe por qué la pegaron ella responde que le pasa siempre. Pero, el último día de abril sus agresores casi la matan. Eran seis y tenían uno o dos años más que ella.

Le fracturaron un dedo de la mano derecha (al protegerse de los golpes), tenía traumatismo de cráneo y un coágulo de sangre en el estómago por las patadas que recibió cuando fue tumbada en el piso. Fue internada en el hospital.

Y en la escuela número 25 de Hudson dijeron que se había caído, según el relato en el programa Periodismo para todos. No fue la primera vez, antes le jalaron el cabello y le escupieron. Ella vive en la ciudad de Berazategui, en la periferia sur de la capital Buenos Aires.

Cifras. El acoso estudiantil es un problema preocupante en Argentina. En 2011, los datos del Segundo Estudio Regional Comparativo y Explicativo de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) demostraron que tenía las cifras más altas de bullying respecto de los otros 15 países latinoamericanos que también participaron de la investigación (incluido Bolivia).

La golpiza a Kiara y el asesinato de Naira (ver recuadro) pusieron de nuevo el tema del bullying en agenda. El periódico Clarín reveló que, según un estudio de Bullying Cero Argentina y la Universidad de Flores, el 47% de los estudiantes señaló que muchas veces vio insultos o burlas entre alumnos, el 44% de consultados dijo que alguna vez vio a compañeros lastimar a otros. Casi uno de cada dos fue testigo de acoso.  Esta investigación en las escuelas de Capital Federal develó que el 45% de los acosados habla del tema con sus amigos, otro 39% con su familia y solo 16% con el maestro. Del 32% restante, la mitad habla con otro adulto del colegio y la otra mitad no se lo dice a nadie.

En Argentina no hay vacío legal. La Ley 26892 de “promoción de la convivencia y el abordaje de la conflictividad en las instituciones educativas” fue sancionada en el Congreso nacional en noviembre de 2013, pero no se aplica por la falta de reglamentación formal.

La tarea pendiente se encuentra en el escritorio del Gobierno. Mientras tanto, todavía se repiten casos como los de Kiara. Ella, según Clarín, después de que salió del hospital preguntó: “Mamá, ¿puedo ir a la escuela un solo día a preguntar por qué me pegaron?”

Masacre de carmen de patagones

Caso

Es el primer caso de bullying en América Latina. El 28 de septiembre de 2004 se conoció la historia de Junior, un joven de 15 años que mató a tres compañeros e hirió a otros cinco.

Razones

Tras una serie de acusaciones contra el muchacho, se empezaron a tejer versiones que indicaban que él había sufrido de constantes abusos por parte de sus compañeros  durante años.

Naira fue asesinada por compañeras de colegio

Naira Ayelén Cofreces tenía 17 años y era alumna de la escuela secundaria para adultos número 5, de la localidad bonaerense de Junín.

Ella fue atacada a golpes por un grupo de compañeras en la noche del miércoles 23 de abril, al salir de su unidad educativa. Hay tres detenidas por la golpiza, según informó el diario argentino La Nación.

No se presentaron motivos claros para la agresión. Algunos de sus compañeros dijeron que ella y sus amigas se “hacían” las lindas.

Una de sus compañeras indicó que eran tachadas así porque iban bien vestidas a la escuela.

La jueza a cargo del caso, Laura Durante, declaró: “No hay motivos claros, pero sí declaraciones de chicos que eran amigos de las chicas que dicen que podría haber sido por una tercera chica, que el problema era que se hacían las lindas y ese tipo de cosas, pero ninguna justificación, por supuesto”, señaló.

Según los datos de la autopsia, Naira murió a causa de “un severo traumatismo craneoencefálico” cinco días después de la golpiza. Su caso es uno de los más emblemáticos de bullying en Argentina.

Casos que marcaron el acoso escolar

Jamey Rodemeyer, era hostigado por ser homosexual De tan solo 14 años, contó durante meses en su cuenta de Twitter y Facebook los padecimientos que sufría en la escuela y en las redes sociales por ser homosexual. El muchacho no aguantó más y se suicidó el 18 de septiembre de 2011, en Estados Unidos.

Ashlynn Conner, la molestaban por su apariencia

Alumna excelente e hija adorada. Tenía diez años cuando su mamá la halló ahorcada el 10 de noviembre de 2011. Sus amigas le decían gorda, prostituta. Había pedido a su progenitora que no la mandara a la escuela horas antes de quitarse la vida, en Estados Unidos.

Amanda Todd, la muchacha sufrió acoso cibernético

La muerte de Amanda (15) fue el 10 de octubre de 2012, un mes después de que la joven colgase en YouTube un video en el que  explicaba el acoso que sufría desde hace tres años. Un tipo al que le mostró los senos la fue chantajeando por internet, en Canadá.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia