Mundo

Capturan a exalcalde y esposa por desaparición de 43 alumnos

México. Se espera que su detención contribuya al esclarecimiento del caso en Iguala

Info cronología desaparecidos México.

Info cronología desaparecidos México.

La Razón (Edición Impresa) / AFP / México

01:57 / 05 de noviembre de 2014

Policías federales detuvieron ayer a José Luis Abarca, exalcalde de Iguala y su esposa, señalados de ser los responsables intelectuales de los ataques contra decenas de estudiantes en septiembre que dejaron seis fallecidos y 43 desaparecidos. El crimen mantiene indignado a México. “Espero que esta detención contribuya al esclarecimiento de la investigación”, dijo el presidente Enrique Peña Nieto durante un evento público en el que felicitó a las corporaciones de seguridad por la aprehensión.

Abarca fue revocado de su cargo tras las desapariciones y junto a su esposa María de los Ángeles Pineda se encuentran en la Unidad de la Fiscalía Contra el Crimen Organizado luego de ser detenidos en un operativo sin violencia, dijo un vocero de la Comisión Nacional de Seguridad (CNS).

La pareja, acusada de estar al servicio del cártel narcotraficante Guerreros Unidos, se escondía en una humilde casa de cemento sin pintar de dos pisos de Iztapalapa, un populoso barrio al este de Ciudad de México. Ambos eran los fugitivos más buscados en la investigación por la desaparición de los estudiantes la noche del 26 de septiembre en Iguala (Guerrero). Su huida días después de los ataques atizó el enojo del país con sus autoridades.

Un grupo de policías municipales de Iguala y sicarios de Guerreros Unidos dispararon esa noche contra los alumnos de una escuela rural del magisterio de la comunidad de Ayotzinapa. Por declaraciones de otros detenidos, las autoridades temen que los desaparecidos fueron entregados por policías a miembros de Guerreros Unidos, que los asesinaron y enterraron. Pero, el Gobierno recalca que no creerá esta versión hasta que encuentre a los jóvenes.

“Que lo hagan hablar, (...) se le tiene que interrogar” porque “él sabe dónde están” los estudiantes, señaló Manuel Martínez, un vocero de los padres de los desaparecidos, al referirse a la detención de Abarca. Los familiares de los estudiantes mantienen que sus hijos siguen vivos en poder de policías de Iguala huidos de la Justicia.

La vivienda donde fueron localizados Abarca y su esposa se encuentra en la empobrecida e insegura Iztapalapa. La esposa de un médico que vive a un costado del inmueble narró que al momento del amplio operativo policial, en la madrugada, pensó que iban a entrar al consultorio de su marido. “Tuvimos mucho miedo”, admitió la mujer, que pidió el anonimato.

Las autoridades recalcaron que su prioridad es encontrar a los estudiantes, que siguen siendo buscados por tierra, agua y aire. El Gobierno espera que las declaraciones de Abarca den pistas efectivas para localizarlos, lo que no sucedió con los otros 56 detenidos, incluido el supuesto líder de Guerreros Unidos, Sidronio Casarrubias.

Acusaciones al exalcalde

Senadora

La senadora Dolores Padierna, de la fuerza política de José Luis Abarca, acusó al exalcalde de asesinar en 2013 a Arturo Hernández, dirigente en la Alcaldía de Iguala y adversario político.

Notario

Según una denuncia ante notario, tras ordenar que torturaran a Hernández, Abarca espetó a la víctima: “Me voy a dar el gusto de matarte” y le disparó dos veces, una de ellas en la cara, según EFE.

Padres viajan a la capital mexicana tras la detención

EFE

Los padres de los 43 jóvenes mexicanos desaparecidos partieron desde el estado de Guerrero hacia Ciudad de México para exigir justicia y conocer las declaraciones del exalcalde de Iguala José Luis Abarca y su esposa, detenidos ayer en la capital mexicana.

El portavoz del grupo, Felipe de Jesús de la Cruz, dijo que con el viaje quieren asegurarse de que no dejen en libertad a la pareja, capturada por la Policía Federal en el barrio capitalino de Iztapalapa. Los familiares partieron desde la Escuela Normal Rural de Ayotzinapa, a la que pertenecen los desaparecidos, una vez se enteraron de la detención de los presuntos autores intelectuales de lo ocurrido el 26 de septiembre.

Los detenidos rinden su declaración en las instalaciones de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada, a donde llegarán los padres. Los medios de comunicación ya se han concentrado en el lugar a la espera de que las autoridades presenten a la pareja, considerada pieza clave en el caso.

La ‘pareja imperial’ reinaba en Iguala

AFP, EFE

La Fiscalía mexicana cree que la noche del ataque a los estudiantes, del 26 de septiembre, el alcalde José Luis Abarca ordenó a sus policías que reprimieran a los jóvenes por temor a que sabotearan un evento encabezado por su esposa, María de los Ángeles Pineda, como directora local de un organismo público de protección a la infancia. Al menos 22 policías de Iguala, una ciudad de 140.000 habitantes, están detenidos.

Abarca y Pineda, conocidos en Iguala como “La pareja imperial” por su poder y ostentación, huyeron días después del ataque cuando aún no había orden de detención contra ellos. La pareja, que gobernaba con mano de hierro, era conocida por vestir con ropa cara y ataviarse de oro. En su corta carrera política, Abarca afincó un imperio joyero en Iguala, donde era un secreto a voces su oscura relación con el crimen organizado.

Después de su fuga, se supo que el alcalde, elegido en 2012 por el izquierdista Partido de la Revolución Democrática (PRD), fue investigado en varias ocasiones desde 2010 por presuntos nexos con la delincuencia organizada y que está acusado del homicidio de un líder campesino en 2013.

Pineda, de su lado, es hermana de tres narcotraficantes y fue señalada por la Fiscalía de ser la principal operadora del cártel los Guerreros Unidos entre las autoridades de Iguala y de aspirar a suceder a su esposo en esta importante alcaldía. Este grupo está relacionado con la desaparición de los 43 estudiantes de la escuela de formación de docentes de Ayotzinapa, el 26 de septiembre.

El alcalde y su esposa cambiaron los lujos con los que siempre se mostraron en público, gracias a un ascenso al poder cimentado en una meteórica carrera empresarial, por la miseria de ocultarse en la casita de Iztapalapa, en cuyo patio interior se observan pantalones vaqueros tendidos en una cuerda, macetas con plantas y un tanque de agua. Surgieron diversas versiones sobre el paradero de Abarca, una de las cuales apuntaba a que había salido del país.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia