Mundo

Corea del Norte prepara doble ensayo nuclear, de misil y bomba

Los dos ensayos podrían ser antes del 15 de abril, aniversario del nacimiento del fundador del régimen comunista, Kim Il-sung. Poco antes de esa misma fecha efectuó Corea del Norte un lanzamiento (fallido) de cohete en 2012, considerado por Washington como un tiro de misil balístico.

La fotografía muestra a una unidad de infantería mecanizada surcoreana atravesando el río Bukhan durante un ejercicio militar, en Hwacheon, a 118 km al norte de Seúl, Corea del Sur. Los ejercicios pretenden reforzar la buena disposición de las unidades militares ante cualquier provocación por parte de Corea del Norte. Foto: EFE

La fotografía muestra a una unidad de infantería mecanizada surcoreana atravesando el río Bukhan durante un ejercicio militar, en Hwacheon, a 118 km al norte de Seúl, Corea del Sur. Los ejercicios pretenden reforzar la buena disposición de las unidades militares ante cualquier provocación por parte de Corea del Norte. Foto archivo: EFE

La Razón Digital / AFP / Seúl

11:27 / 08 de abril de 2013

Corea del Norte parece prepararse para realizar los próximos días un lanzamiento de pruebas de un misil balístico y un cuarto test nuclear, dos meses después del precedente, que le costó una nueva serie de sanciones internacionales, declaró hoy el ministro surcoreano de la Unificación.

“Sí que hay señales” de una actividad desacostumbrada en torno al principal emplazamiento norcoreano de ensayos nucleares, declaró Ryoo Kihl-jae a una comisión parlamentaria sin más detalles.

Según el diario JoongAng Ilbo, los movimientos alrededor del emplazamiento de Punggye-ri son de la misma naturaleza que los observados antes de la tercera prueba atómica norcoreana, el pasado 12 de febrero, sancionada por el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas y fuente de las actuales tensiones en la península coreana.

“Seguimos muy de cerca la situación, que se parece enormemente a lo que vimos antes de la tercera prueba”, declaró esta fuente.

Corea del Norte, que recientemente instaló dos misiles de alcance medio en su costa oriental, también podría realizar un tiro de pruebas esta semana en una escalada destinada a obtener concesiones de Washington, por ejemplo una reanudación sin condiciones de las negociaciones del programa nuclear civil.

“Intentamos determinar si se trata de una verdadera preparación de cara a un ensayo nuclear o de una estratagema para acentuar la presión contra nosotros (Corea del Sur) y Estados Unidos”, subrayó la misma fuente.

Después del paquete de sanciones adoptado por la ONU tras su prueba nuclear de primeros de febrero, y de las maniobras conjuntas de Estados Unidos y Corea del Sur, el Norte ha multiplicado estas últimas semanas las declaraciones belicosas.

Como medida de apaciguamiento y para dejar a Pyongyang la responsabilidad de la escalada, Washington pospuso hasta el mes que viene un ensayo de Minuteman 3, un misil balístico intercontinental de ojivas nucleares, que tenía previsto disparar la próxima semana desde la base aérea californiana de Vandenberg.

Estados Unidos y Corea del Sur elaboran planes para responder en forma acorde pero medida a las acciones de Corea del Norte, para evitar una escalada hacia una guerra abierta, informó a última hora del domingo el diario The New York Times.

Pekín, único aliado de peso del régimen norcoreano, hizo una severa advertencia implícita a su vecino, cuya economía vive bajo perfusión china. “Nadie debería estar autorizado a precipitar en el caos a una región, y con más razón aún al mundo entero, por egoísmo”, declaró el presidente chino Xi Jinping sin citar a Corea del Norte ni a Estados Unidos.

Pyongyang transportó en tren, hace una semana, dos misiles Musudan y los instaló en vehículos equipados con dispositivo de tiro, según Seúl. El Musudan tiene un alcance de 3.000 kilómetros, o sea que es capaz de alcanzar Corea del Sur o Japón. Con una carga ligera, podría alcanzar blancos a 4.000 kilómetros y por lo tanto, teóricamente, golpear Guam, una isla del Pacífico situada a 3.380 km de Corea del Norte donde están acantonados 6.000 soldados estadounidenses.

Según Kim Jang-soo, consejero de seguridad nacional de la presidenta Park Geun-hye, Pyongyang podría realizar la prueba en torno al 10 de abril, la fecha que el régimen dijo que no podría garantizar más la seguridad de las misiones diplomáticas extranjeras.

“No hay ninguna señal (de preparativos para) una guerra a gran escala por ahora, pero el Norte debe prepararse para unas represalias en caso de guerra localizada”, advirtió Kim Jang-soo.

Los dos ensayos podrían ser antes del 15 de abril, aniversario del nacimiento del fundador del régimen comunista, Kim Il-sung. Poco antes de esa misma fecha efectuó Corea del Norte un lanzamiento (fallido) de cohete en 2012, considerado por Washington como un tiro de misil balístico.

Japón ordenó ayer a sus fuerzas armadas el derribo de todo misil norcoreano que apunte a su territorio, anunció hoy un portavoz del Ministerio de Defensa, al tiempo que, según Seúl, Pyongyang prepara una nueva prueba nuclear.

La orden del ministro japonés de defensa, Itsunori Onodera, implicará sobre todo el despliegue en el mar de Japón de destructores equipados con el sistema de intercepción Aegis, precisó el portavoz. “No existe una alta probabilidad de que este misil apunte a Japón, pero hemos decidido prepararnos para toda eventualidad”, indicó una fuente gubernamental a la agencia Kiodo.

Más información

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia