Mundo

Detienen al líder de los Guerreros Unidos en México

Fiscalía apunta a que puede dar datos del paradero de 43 estudiantes

La Razón (Edición Impresa) / AFP / Acapulco (México)

02:37 / 19 de octubre de 2014

Autoridades mexicanas anunciaron la captura del líder del cártel Guerreros Unidos, quien puede proporcionar pistas clave para encontrar a los 43 estudiantes desaparecidos hace tres semanas en Iguala.

Sidronio Casarrubias Salgado, el “líder máximo” de los Guerreros Unidos, fue detenido en compañía de uno de sus operadores más cercanos, informó Tomás Zerón, director de la Agencia de Investigación Criminal de la Fiscalía General mexicana.

Casarrubias fue capturado el jueves en un retén policial en la autopista entre Ciudad de México y la cercana Toluca (centro), después de presentar una identificación falsa, explicó Zerón.

El detenido es hermano de Mario El sapo guapo Casarrubias, fundador y anterior líder de los Guerreros Unidos, el cártel acusado de aliarse con policías de la ciudad de Iguala (sur) para balear a los estudiantes la noche del 26 de septiembre, cuando los jóvenes desaparecieron.

El comisionado nacional de seguridad, Monte Alejandro Rubido, dijo diez días atrás que los Guerreros Unidos no tenían un jefe y que su jerarquía estaba fragmentada desde la captura de El sapo guapo en mayo.

Jesús Murillo Karam, el fiscal general al mando de la investigación, indicó que Casarrubias negó haber ordenado el ataque contra los muchachos.

Sin embargo, el fiscal aseguró que su captura “es el principio de una nueva ruta de investigación que nos puede acercar más pronto y más fácilmente a la verdad” sobre los desaparecidos.

La Fiscalía cree que, tras ser víctimas de la balacera que dejó seis muertos, los 43 alumnos de una escuela rural de Magisterio de Ayotzinapa (Guerrero) fueron raptados por policías y entregados a los Guerreros Unidos.

Varios sicarios de este grupo confesaron desde prisión haber asesinado a algunos de los jóvenes, dijeron las autoridades.

INVESTIGACIÓN. El Gobierno de México afronta una creciente presión interna y del exterior para el esclarecimiento de este enigmático caso, que volvió a exhibir la connivencia entre autoridades locales y narcotráfico.

El presidente Enrique Peña Nieto insiste prácticamente cada día en que los casi 2.000 policías y militares que desplegó en Iguala hacen todo lo posible para encontrar a los muchachos.

Ninguno de ellos fue identificado en los primeros 28 cadáveres encontrados en fosas en Iguala, pero todavía queda por analizar un número sin determinar de cuerpos hallados en otros tres entierros clandestinos.

Hay más de 50 detenidos por este caso, incluidos 36 policías de Iguala y Cocula, pero la Fiscalía sigue reforzando la búsqueda de José Luis Abarca, quien entonces era alcalde de Iguala.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia