Mundo

Foro Social escuchó a Rousseff en antesala de cumbre Río+20

Protesta. Banderas, carteles y delegados se mezclan en una marcha convocada por organizaciones participantes en el Foro de Porto Alegre.

Protesta. Banderas, carteles y delegados se mezclan en una marcha convocada por organizaciones participantes en el Foro de Porto Alegre.

EFE / Porto Alegre, Brasil

03:37 / 27 de enero de 2012

La presidenta brasileña, Dilma Rousseff, defendió ayer los objetivos de la Conferencia de la ONU sobre Desarrollo Sustentable Río+20 ante los delegados del Foro Social Mundial que anunciaron protestas globales contra la "economía verde".

"La crisis (financiera) le da un significado especial a Río+20", declaró Rousseff ante unas 4.000 personas en el gimnasio Gigantinho de Porto Alegre, donde dijo que en esa conferencia, que se celebrará en Río de Janeiro en junio, "los gobernantes y la sociedad civil deberán debatir un nuevo modelo de desarrollo sustentable".

Según Rousseff, ese modelo deberá basarse en la premisa de que "es posible proteger, producir y conservar", y además ser "sustentable" en los aspectos "económico, social y ambiental".

La Presidenta defendió las "opciones" de Brasil en términos de generación de energía, apoyadas en hidroeléctricas de gran tamaño que la mayoría de los movimientos del Foro Social han condenado, y, pese a la resistencia de los activistas, aseguró que son "sustentables" y ayudan a la superación de la pobreza.

También criticó a los países más desarrollados, al recordar que Brasil asumió compromisos para reducir sus emisiones de gases contaminantes en 2010, en la Conferencia de la ONU sobre Cambio Climático celebrada en Copenhague, y que "otros, mucho más ricos, no han anunciado nada".

En ese marco, apuntó además que la crisis financiera en Europa y EEUU esconde nuevos riesgos, entre los que citó la falta de empleo y un aumento de la desigualdad en los países más ricos, lo cual alertó de que puede atentar contra "la propia democracia".

Bolivia. La voz de los movimientos del Foro Social Mundial la asumió en el acto el diplomático boliviano Pablo Solón, reconocido defensor del medio ambiente y activista del movimiento contra la globalización, quien condenó que en los borradores de Río+20 se contemple impulsar la “economía verde”.

"Eso convertirá a la naturaleza en una mercancía y llevará a la privatización del medio ambiente" a través del comercio de las tecnologías, las licencias y los servicios ambientales, sin atacar el actual modelo de producción y consumo, declaró Solón.

Aclamado por los ecologistas, el diplomático boliviano propuso al Foro Social iniciar "una gran campaña mundial contra la economía verde" y llevar esas protestas a Río de Janeiro en junio próximo, cuando el movimiento contra la globalización pretende celebrar una "Cumbre de los Pueblos" en paralelo a Río+20. También criticó a los países que pretenden dejar la economía verde en manos del sector privado por una supuesta falta de recursos financieros en tiempos de crisis.

Algunas  Frases de  la jornada

Solón. "El capitalismo actual y el del futuro, pintado de verde, ponen en riesgo a todo el planeta"

Rousseff. "La tarea que impone el Foro y la Río+20, es hacer una renovación de ideas para enfrentar los días difíciles que vive buena parte de la humanidad".

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia