Mundo

Noriega espera que le den detención domiciliaria

En su celda en una prisión panameña, el exdictador Manuel Noriega sólo piensa en pasar sus últimos días con su familia y no habla de la invasión de Estados Unidos a Panamá, que como el viernes, hace 24 años lo derrocó del poder.

La Razón (Edición Impresa) / AFP / Ciudad de Panamá

00:00 / 22 de diciembre de 2013

En su celda en una prisión panameña, el exdictador Manuel Noriega sólo piensa en pasar sus últimos días con su familia y no habla de la invasión de Estados Unidos a Panamá, que como el viernes, hace 24 años lo derrocó del poder.

El Código Penal panameño establece que a los 70 años un reo puede recibir el beneficio de arresto domiciliario, que hasta ahora se le ha negado a Noriega, quien el 11 de febrero cumplirá 80 años.

Desde el 20 de diciembre de 1989, día de la invasión, Noriega ha estado en tres penales de países distintos: 20 años en el centro Correccional de Miami, dos años en la cárcel Santé de París y otros dos en la penitenciaría El Renacer.

Condena. Eliseo Castillo,   cónsul de Panamá en Nicaragua y amigo personal de No-riega, aseguró a la AFP que este año lo ha visitado en tres ocasiones en la cárcel El Renacer.

“Él solo dice que ha sufrido mucho por 24 años de encierro y ya quiere estar en su casa cuidando a sus nietos”, indicó Castillo. Éste es el tema principal de conversación del exgeneral con los pocos amigos que “autoriza a visitarlo”.   

En 1992, el exdictador, que se mantuvo en el poder de 1983 a 1989, fue enjuiciado por narcotráfico en Miami, Estados Unidos, y condenado a 40 años de prisión. Por su buena conducta su pena fue reducida a la mitad, 20 años.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia