Mundo

Nuevo rey saudita no girará rumbo de la política

Su predecesor y medio hermano, Abdalá, murió por una neumonía

La Razón (Edición Impresa) / AFP / Riad

00:00 / 24 de enero de 2015

El nuevo rey Salman de Arabia Saudita prometió ayer mantener el rumbo de la política de la primera potencia petrolera del planeta, tras la muerte y el entierro de su predecesor, su medio hermano Abdalá.

Abdalá, quien falleció de madrugada en el hospital donde se encontraba hospitalizado desde el 31 de diciembre por una neumonía, era un aliado de los países occidentales en la lucha contra los yihadistas.

Tras la tradicional oración de los viernes, el ex Jefe de Estado saudita, de unos 90 años, fue enterrado durante la tarde en un cementerio próximo a la mezquita Imam Turki de la capital en presencia de numerosos dignatarios árabes y extranjeros. Varios dirigentes rindieron homenaje a Abdalá, a quien calificaron de “defensor de la paz” y de partidario del diálogo entre los musulmanes y los países occidentales.

En su primer discurso después de la entronización, el nuevo rey Salman, de 79 años, declaró que seguiría los pasos de su predecesor en la política de este país, primer exportador de crudo del mundo y un peso pesado en Oriente Medio.

“Seguiremos, con la fuerza de Dios, en el camino recto que este Estado ha seguido desde su creación por el rey Abdelaziz Ben Saud”, afirmó el monarca, que tiene problemas de salud. Asimismo, designó como segundo príncipe heredero a Mohamed Ben Nayef, hasta ahora ministro del Interior, y nombró titular de Defensa a uno de sus hijos, Mohamed Ben Salman, Muqrin.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia