Mundo

Parlamento ucraniano disuelve el Congreso autónomo de Crimea

Crisis. La decisión fue tomada antes de la consulta para la reunificación con Rusia.

Manifestaciones. Los campamentos de protesta aún se levantan en la plaza Maidán, en el centro de Kiev, la capital de Ucrania. Foto: EFE

Manifestaciones. Los campamentos de protesta aún se levantan en la plaza Maidán, en el centro de Kiev, la capital de Ucrania. Foto: EFE

La Razón (Edición Impresa) / EFE / Kiev

00:00 / 16 de marzo de 2014

La Rada Suprema (Parlamento) de Ucrania disolvió el Legislativo de la República Autónoma de Crimea, a menos de 24 horas del comienzo del referéndum sobre su reunificación con Rusia, declarado ilegal por las autoridades de Kiev.

La decisión, que entró en vigor de manera inmediata, fue adoptada con los votos de 278 de los 296 diputados presentes en la sesión extraordinaria celebrada ayer por el Legislativo unicameral ucraniano.

Propuesta por el presidente de la Rada y jefe del Estado interino de Ucrania, Alexandr Turchínov, la resolución se argumentó con el dictamen emitido el viernes por el Tribunal Constitucional ucraniano sobre la inconstitucionalidad de la consulta popular convocada para hoy por el Legislativo autónomo crimeo.

 Además, el Constitucional ordenó el cese de la actividad de todas las comisiones electorales que preparan la consulta crimea. Aunque en Kiev son conscientes de que estas decisiones no harán mella en los líderes prorrusos de Crimea, que no reconocen la legitimidad del Gobierno central ucraniano, las nuevas autoridades consideran importante dar todos los pasos formales necesarios para inhabilitar jurídicamente sus acciones.

“¿Está usted a favor de la reunificación de Crimea con Rusia como sujeto de la Federación Rusa?” y “¿Está usted a favor de que se vuelva a poner en vigor la Constitución de Crimea de 1992 y del estatus de Crimea como parte de Ucrania?”, son las dos preguntas del ilegalizado referéndum.

Mientras los diputados se reunían en la Rada, el Gobierno centraba sus esfuerzos en controlar la situación en Járkov, ciudad de mayoría rusohablante en el este del país, donde la noche del viernes murieron dos personas en un tiroteo entre ultranacionalistas y manifestantes prorrusos.

Según el ministro ucraniano del Interior, Arsén Avákov, cerca de 30 personas, de ambos bandos, fueron detenidas por la Policía, que se incautó de varias armas.

El jefe de la administración regional de Járkov, Ígor Baluta, calificó los hechos de “una provocación muy bien planeada”.

Con las de anoche, ascienden a tres las víctimas mortales en enfrentamientos en las regiones orientales de Ucrania, pobladas mayoritariamente por rusohablantes, en las últimas 48 horas, dado que el jueves un hombre de 22 años perdió la vida apuñalado en la ciudad de Donetsk.

En el frente diplomático, el Gobierno de Kiev continúa en busca de apoyos para hacer frente a la “agresión militar de Rusia”, a la que acusa de haber ocupado la península de Crimea con el fin de anexionarla a su territorio. El ministro de Asuntos Exteriores en funciones de Ucrania, Andréi Deschits, declaró ayer que su gobierno buscará formas de cooperar con la OTAN a fin de preservar la integridad territorial y la soberanía.

“Vamos a estudiar todas las formas posibles de cooperación (con la OTAN) con el objeto de mantener la integridad territorial y la soberanía de Ucrania”, dijo Deschits en rueda de prensa. El jefe de la diplomacia ucraniana viajará hoy a Bruselas, donde mañana se reunirá con el secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, con quien abordará, entre otros temas, las posibilidades de cooperación militar.

Deschits indicó que el primer ministro de Ucrania, Arseni Yatseniuk, ha invitado a Rasmussen a Kiev, pero no precisó las fechas de la visita.

El Jefe de Estado ucraniano declaró, a su regreso de Washington, que Kiev mantiene negociaciones sobre cooperación militar con Estados Unidos y la Alianza Atlántica.  

No obstante, Yatseniuk ha subrayado que Ucrania no contempla ninguna otra solución que no sea pacífica a su conflicto con Rusia. En ese mismo sentido se ha pronunciado el gobernante interino, quien ha asegurado que no enviará tropas a Crimea.

Kiev acusa a Moscú de una invasión militar

Kiev y Nueva York (EEUU) / AFP

Ucrania acusó ayer a Rusia de haber invadido militarmente su territorio con el despliegue de 80 soldados, helicópteros y blindados en una ciudad situada en la Ucrania continental, cerca de la frontera administrativa con la península de Crimea.

La diplomacia ucraniana afirmó que “80 soldados rusos” tomaron el control de la localidad de Strilkove, en la región de Jerson, “con el apoyo de cuatro helicópteros y tres vehículos blindados de combate”.

“El ministerio ucraniano de Relaciones Exteriores declara que se trata de una invasión militar rusa y pide a Rusia la retirada inmediata de sus fuerzas militares del territorio de Ucrania”, añadió en un comunicado. Ucrania “se reserva el derecho a recurrir a todos los medios necesarios para detener la invasión militar rusa”, apuntó.

Strilkove no es la primera posición ocupada por las fuerzas rusas fuera de la región de Crimea. El puesto de control de Chongar, controlado por fuerzas rusas y milicias prorrusas, se encuentra igualmente un kilómetro al norte de la frontera.

Entretanto, EEUU advirtió ayer en la ONU que cualquier nuevo movimiento de tropas rusas en Ucrania sería una “escalada escandalosa” de la crisis sobre Crimea.

Samantha Power, embajadora de EEUU ante la ONU, hizo las declaraciones a periodistas al ser consultada sobre una acusación de Ucrania respecto a que tropas rusas habían ocupado una región del sureste del país, vecina de Crimea.

“Debemos estudiar” estas informaciones, agregó, sin embargo, tras la votación  sobre el proyecto de resolución impulsado por los países occidentales denunciando el referéndum de hoy en Crimea, que fracasó por el veto de Rusia.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia