Mundo

Temen desastre ecológico tras naufragio del crucero italiano

Los submarinistas italianos suspendieron ayer la búsqueda de una cifra aún indeterminada de desaparecidos, pues todavía faltan al llamado 29 personas por el naufragio del Costa Concordia frente a la isla italiana del Giglio, donde las autoridades temen un desastre ecológico.

Inclinado. Potentes reflectores iluminan el crucero, que yace sobre estribor desde que el viernes chocó con una roca al acercarse a la costa.

Inclinado. Potentes reflectores iluminan el crucero, que yace sobre estribor desde que el viernes chocó con una roca al acercarse a la costa.

AFP / Isla del Giglio, Italia

02:42 / 17 de enero de 2012

Un total “de 29 personas, 4 miembros de la tripulación y 25 pasajeros” siguen desaparecidas por el naufragio el viernes del Costa Concordia, anunció ayer el comandante general de los guardacostas italianos. “Hace una hora recibí un informe de la Prefectura de Grosseto (centro), y faltan 29 personas”,    declaró Marco Brusco.

Hasta ahora el número de desaparecidos registrado por las autoridades era de 15. Pero según Brusco, la lista incluye a 10 alemanes y 6 italianos. Las nacionalidades de los otros desaparecidos no fueron comunicadas, pero el departamento de Estado de EEUU no tiene noticias de una pareja de pasajeros estadounidenses.

Los socorristas buscaban ayer a dos estadounidenses, cuatro italianos, dos parejas de franceses y seis miembros de la tripulación. Entre los desaparecidos figura la peruana Erika Soria, de 25 años, quien formaba parte de la tripulación. Sus familiares pidieron que no cese la búsqueda. Los bomberos italianos hallaron ayer el cuerpo de un pasajero con chaleco salvavidas que se encontraba en la parte aún emergida del segundo puente del barco. Se trata del sexto muerto, y no ha sido identificado.

Las autoridades italianas temen que ocurra un desastre ecológico, pues opinan que la nave, con 2.380 toneladas de combustible a bordo, es una “bomba” en uno de los entornos más delicados del Mediterráneo. El ministro italiano de Medio Ambiente, Corrado Clini, pidió una “intervención urgente” para evitar que se derrame el diésel del barco.

El archipiélago de Toscana es una de las zonas más protegidas de Italia. Desde 1996 es parque marino. El crucero de lujo de casi 300 metros de eslora naufragó el viernes por la noche tras impactar contra una roca, con 4.229 personas a bordo, entre ellas más de 3.200 turistas de 60 nacionalidades y 1.000 miembros de la tripulación, entre ellos peruanos, colombianos y centroamericanos.

El naufragio dejó hasta ahora un saldo de seis muertos, entre ellos dos turistas franceses, un italiano y un español, así como un tripulante peruano, Tomás Alberto Costilla Mendoza, de 49 años, quien murió ahogado.

 Mientras se analizan las causas del naufragio, aumentan los testimonios de los sobrevivientes, como el de la jueza argentina de 72 años, María Inés Lona, quien se salvó nadando 60 metros hasta un peñasco de la isla de Giglio, y que responsabiliza al capitán del crucero, Francesco Schettino, del choque contra un escollo.

Historias de un naufragioç

Nadadora

La argentina María Inés Lona se lanzó al mar porque “no quedaban botes salvavidas”.

Abandono

Una conversación telefónica entre la capitanía de puerto y el capitán del barco muestra que éste se negó a volver a bordo para evacuar a la gente.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia