Mundo

Tensión en Brasil por asesinato de líder indígena

Unos 1.000 indígenas de la etnia guaraní-kaiowá que reclaman la propiedad de estas tierras invadieron seis estancias rurales el 22 de agosto. Una semana después, según el CIMI, decenas de estancieros decidieron desalojarlos por su cuenta y en esa operación ejecutaron de tres tiros al líder Semiao Vilhalva, de 24 años.

La Razón Digital / AFP / Brasilia

18:23 / 02 de septiembre de 2015

La muerte a balazos de un líder guaraní y la ocupación de varias estancias por parte de familias guaraníes agravó esta semana la constante tensión entre indígenas y hacendados por la disputa de tierras en el centro oeste de Brasil.

"La situación actual es de mucha tensión" en el municipio de Antonio Joao (estado de Mato Grosso do Sul), cerca de la frontera con Paraguay, dijo el miércoles a la AFP Cleber Buzatto, secretario ejecutivo del Consejo Indigenista Misionero (CIMI), un movimiento vinculado a la Iglesia católica que defiende a las comunidades indígenas del país.

Unos 1.000 indígenas de la etnia guaraní-kaiowá que reclaman la propiedad de estas tierras invadieron seis estancias rurales el 22 de agosto. Una semana después, según el CIMI, decenas de estancieros decidieron desalojarlos por su cuenta y en esa operación ejecutaron de tres tiros al líder Semiao Vilhalva, de 24 años.

"Es una región con un historial de violencia contra los guaraní-kaiowá por parte de los hacendados, y Semiao es una víctima más", denunció Buzatto.

De las 138 muertes registradas en Brasil por este tipo de conflictos en 2014, 41 se registraron en Mato Grosso do Sul, según estadísticas recopiladas por el CIMI.

A pedido de las autoridades del estado, el gobierno federal envió tropas del ejército para contener la situación en cuatro municipios de la región, una operación que durará 30 días.

El ministro de Justicia, Eduardo Cardozo, y dos diputados federales viajaron a Mato Grosso do Sul este miércoles para reunirse con líderes locales e intentar destrabar el conflicto.

"No aceptamos ninguna otra transgresión de la ley ni ninguna forma de incitación al crimen. No aceptaremos una violación de la ley (...), las personas que inciten a prácticas criminales serán procesadas y sancionadas", dijo Cardozo en conferencia de prensa desde la capital del estado, Campo Grande.

"Falta de coraje"

Los guaraní-kaiowá de esta región intentan desde hace una década recuperar unas 9.300 hectáreas que el Poder Ejecutivo llegó a reconocer como sus tierras ancestrales, un área denominada Ñanderú Marangatú.

Pero atendiendo el reclamo de estancieros que ocupaban la zona, la Corte Suprema suspendió indefinidamente los efectos de ese reconocimiento en 2005, y los indígenas fueron expulsados.

Desde entonces, y con el proceso aún sin definición, los indígenas viven en una pequeña porción de esos territorios, "sin agua, sin saneamiento, con situaciones de desnutrición infantil" y sin posibilidades de plantar o recolectar lo que precisan para vivir, explicó Buzatto.

En una protesta celebrada el martes en Brasilia, representantes de varias tribus simularon un cortejo fúnebre y acusaron a la presidenta Dilma Rousseff de "falta de coraje" por ser la mandataria que demarcó menos superficie de tierras indígenas desde la dictadura militar (1964-1985).

En Brasil viven unos 820.000 indígenas, que a menudo protestan en la capital por las demoras del Poder Ejecutivo en la homologación de tierras ya demarcadas en su favor.

La Constitución nacional establece que los indígenas tienen "derechos originarios sobre las tierras que tradicionalmente ocupan", es decir, aquellas habitadas por ellos de forma permanente y que utilizan para sus actividades productivas.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia