Mundo

Seis cosas que dejó la histórica cumbre entre Trump y Kim

Antes de la cumbre, varios comentaristas se preguntaban cómo Kim, renuente a los aviones, iba a llegar a Singapur. Desde su arribo al poder en diciembre de 2011 no había realizado ningún viaje larga distancia como éste.

El líder norcoreano Kim Jong Un y el presidente de EEUU Donald Trump hablan al inicio de la cumbre en Singapur. Foto: EFE

El líder norcoreano Kim Jong Un y el presidente de EEUU Donald Trump hablan al inicio de la cumbre en Singapur. Foto: EFE

La Razón Digital / Richard Carter, AFP / Singapur

16:51 / 12 de junio de 2018

El entusiasmo del líder norcoreano Kim Jong Un por las selfis, el orgullo de Donald Trump por su auto blindado, la euforia del presidente de Estados Unidos al calificar la cumbre como "un día grandioso" en la historia mundial... Sin dudas el encuentro Trump-Kim dejó varias perlas.

Devolver a los soldados a casa   

En una conferencia de prensa posterior a la cumbre que duró más de una hora, Trump dijo que quería traer a casa a los aproximadamente 30.000 soldados estadounidenses que están actualmente estacionados en Corea del Sur.

Retomando un tema que había criticado en la campaña presidencial, pero que preocupa a los aliados en Corea del Sur y Japón que dependen de la defensa estadounidense, Trump dijo: "Quiero sacar a nuestros soldados. Quiero traer a nuestros soldados a casa".

  • Soldados estadounidenses y surcoreanos durante una maniobra militar en 2014. Foto: EFE

También pidió un alto unilateral a los ejercicios militares estadounidenses "muy provocadores" con Corea del Sur, alegando que eran "muy caros" y que Estados Unidos paga por "la gran mayoría de ellos".

Insomnio en Singapur   

Esto de las cumbres es un trabajo duro y Trump afirmó que "no había dormido en 25 horas" durante su estancia en Singapur, que duró poco menos de 48.

El presidente de Estados Unidos tuvo una agenda pública inusualmente ligera la víspera de la cumbre y se refugió en su hotel toda la tarde hasta la noche, aunque, por supuesto, empezó a tuitear desde muy temprano el día D e incluso mientras se dirigía a la esperada cita.

Kim también demostró ser una secreta ave nocturna, sorprendiendo a los espectadores en Singapur cuando partió sin previo aviso a merodear los lugares de interés de la ciudad en plena noche, acompañado por una horda de asistentes y oficiales de seguridad.

Air Force Un    

Antes de la cumbre, varios comentaristas se preguntaban cómo Kim, renuente a los aviones, iba a llegar a Singapur. Desde su arribo al poder en diciembre de 2011 no había realizado ningún viaje larga distancia como éste.

Al final, simplemente agarró vuelo bajo el ala del presidente chino Xi Jinping en un Boeing 747 de Air China, una decisión sorpresiva dada la insistencia de Corea del Norte en ser autosuficiente.

Kim Jong Un tiene un avión que habría podido conducirlo hasta Singapur, pero se trata de un viejo aparato de fabricación soviética, cómicamente apodado "Air Force Un", aunque informes aseguran que su hermana y su asistente Kim Yo Jong viajaron en ese avión a Singapur.

Las prometedoras playas de Corea del Norte    

Según el antiguo promotor de hoteles Donald Trump, las playas de Corea del Norte ofrecen buenas oportunidades... y dio una razón algo siniestra para explicar cómo sabía eso.

"Tienen playas estupendas", dijo. "Lo ves cada vez que están explotando los cañones en el océano. Yo digo, 'mira esa vista'. ¿No podría ser eso un gran condominio? Le dije: "En lugar de hacer eso, podrías tener los mejores hoteles del mundo".

"Piénsenlo desde una perspectiva inmobiliaria. Corea del Sur y China, y ellos tienen la tierra en el medio".

 La estrella del selfi

Kim culminó meses de ofensiva diplomática al posar para una selfi pública por primera vez, muy lejos de su imagen habitualmente muy cuidada.

La foto de un sonriente líder norcoreano, tomada y publicada en línea por el ministro de Relaciones Exteriores de Singapur, Vivian Balakrishnan, asombró a los usuarios de las redes sociales.

  • El líder norcoreano, Kim Jong-un (centro-dch), y el ministro de Exteriores de Singapur, Vivian Balakrishnan (centro-izq), se toman selfis en el puente Jubilee en la Esplanade, en Singapur, este lunes 11 de junio de 2018. Foto: EFE

Sin embargo, no todos estaban impresionados.

"¿Vale la pena tomarse una foto con un tirano? Es tu vergüenza", dijo un usuario @huangyonghua.  

Cuestión de talentos

Atrás quedaron los días de "pequeño hombre con cohete" y "cachorro enfermo", descalificativos que Trump utilizó hace unos meses para su compañero de cumbre.

Ahora Kim fue elogiado como "muy talentoso", "muy buen negociador" y recurriendo a superlativos reservados en general a los aliados.

Trump se declaró además dispuesto a invitar a Kim a la Casa Blanca y no descartó a viajar "llegado el momento" a Pyongyang. Se jactó de su automóvil presidencial blindado que le mostró orgulloso al líder del norte.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia