Mundo

Las fuerzas afganas asumen oficialmente el control de la seguridad del país

"A partir de ahora nuestras valientes tropas tendrán la responsabilidad de la seguridad y llevarán a cabo las operaciones", dijo el presidente Karzai en un discurso.

Las fuerzas afganas. Foto: AFP

Las fuerzas afganas. Foto: AFP

La Razón Digital / AFP / Kabul

21:46 / 18 de junio de 2013

El gobierno afgano asumió oficialmente el martes el control de la seguridad del país que estaba en manos de la OTAN desde 2001 y anunció que enviará emisarios a Catar para negociar con los rebeldes talibanes.

En la jornada, sin embargo, cuatro soldados estadounidenses murieron en un ataque de rebeldes contra una base aérea en Bagram, dijo un alto funcionario de Defensa norteamericano.

Las muertes fueron causadas por "fuego indirecto" de morteros y cohetes, dijo el funcionario, que se mantuvo en el anonimato.

El informe de las bajas se divulgó horas después de que la insurgencia talibán anunciara que aceptaba mantener conversaciones de paz con el gobierno afgano y con Estados Unidos.

No se dieron más detalles sobre el ataque a la base de Bagram, ubicada unos 47 km al norte de Kabul y que es el más importante punto de conexión de la Fuerza Aérea estadounidense.

El proceso de transferencia, que empezó en julio de 2011, acabó el martes con el traspaso a los afganos, por parte de la fuerza internacional de la OTAN (ISAF), de los últimos distritos que todavía controlaba.

"A partir de ahora nuestras valientes tropas tendrán la responsabilidad de la seguridad y llevarán a cabo las operaciones", dijo el presidente Karzai en un discurso.

Las fuerzas afganas "toman el relevo con una gran determinación y se merecen el apoyo de todo el pueblo afgano", aseguró por su parte el secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, durante la ceremonia oficial.

El traspaso del mando, que empezó en las zonas menos violentas de Afganistán, terminó el martes con 95 distritos de provincias donde la insurrección está muy presente: Kandahar (sur), el bastión histórico de los talibanes, y Jost y Paktika, dos santuarios rebeldes en la frontera con Pakistán, en el sureste.

En teoría, la fuerza internacional de la OTAN en Afganistán sólo tendrá a partir de ahora un papel de apoyo (principalmente en caso de ataque aéreo) y de formación de los cerca de 350.000 miembros de las fuerzas de seguridad afganas, que incluyen soldados, policías y paramilitares.

La gran mayoría de los cerca de 100.000 soldados de la OTAN en Afganistán tienen previsto abandonar el país antes de que termine 2014. Sin embargo, Estados Unidos, que proporciona los dos tercios de estas tropas, prevé mantener en el país un contingente de un número de soldados todavía por determinar.

El traspaso del control de la seguridad "es una de las cuestiones más importantes para Afganistán", declaró la semana pasada Masoom Stanikzai, secretario del Alto Consejo de la Paz (HPC), una estructura que el presidente Karzai puso en marcha en 2010 para iniciar contactos con los talibanes.

"La idea de que Afganistán iba a estar ocupado por tropas extranjeras que se quedarían eternamente en el país ha sido uno de los principales pretextos que han usado los talibanes y otros grupos para reclutar a sus combatientes", aseguró Stanikzai.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia