Mundo

El modelo cubano se actualiza con unificación de sus monedas

Socialismo. El Gobierno busca estimular a los sectores productivos

Capital. Varias personas caminan por una céntrica calle de La Habana, junto a una casa de cambios.

Capital. Varias personas caminan por una céntrica calle de La Habana, junto a una casa de cambios. EFE.

AFP / La Habana

01:05 / 23 de octubre de 2013

El gobierno de Raúl Castro anunció la unificación gradual de las dos monedas que circulan de forma simultánea en Cuba hace dos décadas, una de las principales reformas para actualizar el modelo socialista de la isla.

El Ejecutivo acordó “poner en vigor el cronograma de ejecución de las medidas que conducirán a la unificación monetaria y cambiaria”, del peso cubano y convertible, según informó el diario oficial Granma, sin precisar cuándo ni cómo se comenzará a aplicar la medida. El comunicado destacó que “en una primera etapa”, el proceso de unificación monetaria —Cuba es el único país en el mundo que imprime dos divisas— comenzará por el sector empresarial.

El objetivo es dar “estímulo a los sectores que producen bienes y servicios para la exportación y la sustitución de importaciones”, y que luego abarcará a “las personas naturales”. El texto subraya que la medida excluirá “la utilización de terapias de choque”, por lo que no tendrán impacto en la población.

El peso convertible (CUC), que entró en circulación en diciembre de 1994, como alternativa al dólar norteamericano, legalizado un año antes por el entonces presidente Fidel Castro, equivale a 24 pesos cubanos (CUP), moneda en la que los cubanos reciben sus salarios —de $us 20 al mes como promedio— y pagan los principales servicios estatales. Sin embargo, para completar su canasta básica, los cubanos se ven obligados a acudir a una red de tiendas que operan con CUC, que se cotiza con paridad de un dólar, a precios que no son accesibles para sus bolsillos, lo que ha provocado un amplio malestar de la población en las últimas dos décadas.

De ahí que la unificación monetaria fue uno de los principales reclamos que la población hizo al gobierno de Raúl Castro en los debates previos al VI Congreso del Partido Comunista (único), celebrado en abril de 2011.

“La unificación será una reforma extraordinariamente audaz, que mejorará considerablemente el clima de los negocios, enviando a los inversionistas señales claras de racionalidad de los precios a la vez que potencia e incentiva las exportaciones”, dijo el analista Richard Feinberg. Es “una señal a la comunidad internacional de que Cuba acelera su marcha hacia una economía más abierta”, añadió.

El economista Esteban Morales estimó que la unificación monetaria será “un proceso paulatino”, que puede extenderse varios años, y que dependerá de cuánto avance el país “en el reordenamiento económico, el modelo y el crecimiento de la productividad”.

Efecto. La doble circulación monetaria también se convirtió en un quebradero de cabezas para la contabilidad nacional, pues creó una “distorsión de toda la realidad económica”, explicó el economista cubano Pavel Vidal.

Esto “falsea todas las decisiones que se toman al nivel de las empresas y toda la planificación centralizada”, añadió el experto. La noticia apenas comenzaba a circular entre los cubanos, y ya algunos se mostraron preocupados ante una eventual devaluación de sus ahorros en pesos convertibles.

Las diferencias sociales que generó el peso convertible se acentuaron a partir de 2008 cuando Raúl Castro dio luz verde a la ampliación del trabajo por “cuenta propia”, una modalidad en la que ahora se ganan la vida unos 430.000 cubanos.

Piden a EEUU política racional con la isla

Un panel de especialistas cubanos insistió ayer en denunciar los daños ocasionados por el embargo económico que EEUU aplica a la isla desde hace más de medio siglo y reclamaron a ese país una política “racional” que acabe con el bloqueo.

“Nunca antes (...) se han manifestado tales multas y tales represalias con entidades financieras internacionales que en alguna medida han tenido vínculos con Cuba”, dijo Andrés Zaldívar, del centro de Investigaciones Históricas de la Seguridad del Estado cubano. La única solución para que cese esa política “es que se imponga (...) una política racional” por parte de Estados Unidos, agregó.

Cuba sostiene en un informe que presentará ante las Naciones Unidas el 29 de octubre que el embargo económico de EEUU se ha recrudecido y le ha significado desde 1962 daños valorados en al menos $us 1 billón.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia