Nacional

Evaluarán exportación de gas y GLP boliviano por sur peruano

YPFB conformará con Petroperú una empresa distribuidora de gas licuado

Pactos. El ministro boliviano de Hidrocarburos y Energía, José Luis Sánchez, y su par de Perú, María Soledad Ortiz.

Pactos. El ministro boliviano de Hidrocarburos y Energía, José Luis Sánchez, y su par de Perú, María Soledad Ortiz. Ángel Illanes.

La Razón (Edición Impresa) / Miguel Lazcano / La Paz

04:20 / 24 de junio de 2015

Los gobiernos de Bolivia y Perú acordaron ayer efectuar los “estudios necesarios” que permitan evaluar la factibilidad técnica y económica para la exportación a mercados de ultramar de gas natural y gas licuado de petróleo (GLP) boliviano por puertos del sur peruano.

Paralelamente se suscribió otro Acuerdo Interinstitucional entre el Ministerio de Hidrocarburos y Energía de Bolivia y el Ministerio de Energía y Minas de Perú en el que se establece que el país será distribuidor mayorista de GLP mediante una alianza estratégica con la petrolera estatal Petroperú.

Actualmente, Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) ya exporta GLP a la nación vecina. El objetivo ahora es el de ampliar las ventas del combustible, además del gas natural, a siete poblaciones del sur peruano. El convenio también establece que “YPFB se presentará a la licitación para construir redes de gas en las poblaciones del sur de Perú y abastecer con este combustible”.

Respecto a las exportaciones de GLP y gas natural boliviano a mercados de ultramar, la decisión está incluida en uno de los puntos de la Declaración de Isla Esteves, documento rubricado por los mandatarios de Bolivia y Perú, Evo Morales y Ollanta Humala, en la ciudad de Puno tras la realización del Encuentro Presidencial y Primera Reunión del Gabinete Binacional de Ministros de ambas naciones.

El punto 21 del convenio dispone el desarrollo “de los estudios necesarios que permitan evaluar la viabilidad técnica y económica de proyectos concretos, incluyendo la exportación de GLP y gas natural boliviano al sur de Perú y a los mercados gasíferos de Asia Pacífico, sostenibles en el tiempo y con resultados mutuamente beneficiosos para ambos países”. Tras la firma de la declaración, el presidente peruano, Ollanta Humala, declaró a los medios de comunicación que es necesario coordinar una “política energética” que beneficie a ambos pueblos.

En ese marco, anunció el inicio de reuniones de carácter bilateral con el propósito de buscar “el mejor aprovechamiento” del gas natural peruano y boliviano. “Ambos países somos productores de gas y hasta el momento tenemos las mayores reservas de gas natural de Sudamérica (sic)”, afirmó.

Recordó que su país construye actualmente un gasoducto desde los yacimientos de Camisea, ubicados en el departamento suroriental de Cusco, hasta la costa sur peruana, donde se pondrán los cimientos de un polo petroquímico, que será “el primero de esta naturaleza” en la región. “Este es un proyecto importante que estamos dispuestos a compartir con el pueblo boliviano”, dijo el gobernante peruano en declaraciones a los medios de comunicación de ambos países.

La Razón informó el 15 de mayo que el nuevo Gasoducto Incahuasi-Cochabamba (GIC) permitirá al país la interconexión con el Gasoducto Sur Andino del Perú con el objetivo de que Bolivia pueda exportar gas natural al vecino país. Otra de las metas del proyecto boliviano es llegar al océano Pacífico para comercializar el energético a mercados de ultramar.

Los detalles sobre el proyecto fueron adelantados en esa ocasión por el gerente general de YPFB Transporte SA, Cristian Inchauste, quien indicó a este medio que el plan de interconexión está en la fase de “estudios preliminares”. Además, señaló el ejecutivo, se trata de uno de los anhelos del expresidente de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) Carlos Villegas Quiroga.

“Con eso (el GIC) llegaríamos al Pacífico, la gran belleza es llegar al Pacífico. Esto está en fase de estudios preliminares y lo están realizando YPFB Transporte SA, la Dirección Comercial de YPFB y el Gasoducto Sur Andino”, informó y además indicó que hasta fin de año se concluiría el estudio preliminar luego de las reuniones mensuales que se realizan entre las tres entidades.

Una vez terminado el documento, dijo, deberá ser remitido a los ministerios de Hidrocarburos de ambos países para su aprobación, ya que se necesitará un acuerdo binacional como se hizo con Brasil y Argentina, a los que Bolivia ya exporta gas natural. “Una de las posibilidades que estamos viendo para conectarnos es por Juliaca-Puno donde está el Gasoducto Sur Andino del Perú”. Bolivia y Perú también suscribieron ayer un acuerdo de integración eléctrica. ENDE hará los estudios para la interconexión.

El ducto boliviano

Plan

El Gasoducto Incahuasi-Cochabamba (GIC) tendrá al menos 24 pulgadas, lo que le permitirá conectarse a su contraparte peruana. El ducto está incluido en el Plan de Inversiones de YPFB, presentado por el presidente de la entidad, Guillermo Achá.

Obras

El tiempo de construcción será de tres años. Los trabajos empezarán a finales de esta gestión y concluirán en 2018. La inversión llega a los $us 500 millones y tendrá una extensión de 500 kilómetros.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia