Nacional

Bolivia y Brasil reanudan diálogo; se establecen mesas de trabajo

Bolivia y Brasil reanudaron ayer el diálogo  y formaron mesas de trabajo integradas por representantes gubernamentales de ambos países, quienes analizarán temas referidos a la economía y comercio,  hidrocarburos, fronteras, hidroeléctricas y narcotráfico.

Informe. Cancilleres de Bolivia y Brasil en conferencia en el salón Avanti del hotel La Colonia, de Cochabamba.

Informe. Cancilleres de Bolivia y Brasil en conferencia en el salón Avanti del hotel La Colonia, de Cochabamba. Fernando Cartagena.

La Razón (Edición Impresa) / Angélica Melgarejo/Luis Mealla / Cochabamba y La Paz

03:33 / 01 de abril de 2014

Bolivia y Brasil reanudaron ayer el diálogo  y formaron mesas de trabajo integradas por representantes gubernamentales de ambos países, quienes analizarán temas referidos a la economía y comercio,  hidrocarburos, fronteras, hidroeléctricas y narcotráfico. 

El informe fue ofrecido por el canciller David Choquehuanca, quien junto a otras autoridades del Gobierno dieron la bienvenida al ministro de Relaciones Exteriores de la República del Brasil, Luiz Alberto Figueiredo, en la ciudad de Cochabamba.

Fue una reunión “general, de repaso” de la agenda bilateral, dijo Choquehuanca, quien explicó que “algunos temas (de la agenda) van a ser abordados por los equipos técnicos y ministerios, entre ellos están la ampliación de la venta de gas a Cuiabá”.

Acotó que si bien aún no hay fecha para retomar negociaciones, ésta dependerá de las delegaciones técnicas, los ministerios de áreas respectivas y el avance en el tratamiento de temas.

Reunión. La visita de Figueiredo estaba prevista para este 7 de abril, pero el encuentro se adelantó debido a un ajuste en las agendas de ambas autoridades. Desde que el senador opositor Róger Pinto (CN) huyó del país, el 23 de agosto de 2013, con ayuda del encargado de Negocios de Brasil en Bolivia, Eduardo Saboia, se registró un enfriamiento de las relaciones bilaterales.

El legislador fue acusado por hechos de corrupción y solicitó a la nación vecina refugio, argumentando una presunta persecución política.

Tras este episodio, el presidente Evo Morales pidió devolver al político y afirmó que ese hecho no alterará las relaciones con su homóloga brasileña, Dilma Rousseff, quien manifestó su desacuerdo por la manera en que se evacuó a Pinto y se declaró “indignada” por la actitud de algunos funcionarios diplomáticos.

En consecuencia, el embajador de Brasil en Bolivia, Marcel Biato y Saboia fueron removidos de sus cargos. Hasta la fecha, el Congreso brasileño no nombró a un nuevo diplomático.

Asimismo, en agosto del año pasado, fruto de la tensión generada por este caso y la forma en que salió el opositor, el entonces canciller de Brasil, Antonio Patriota, fue destituido y reemplazado por Figueiredo por orden directa de Rousseff. Con todo, la venta de energéticos fue uno de los temas más importantes que quedó pendiente y que recién ayer fue discutido con el ministro de Energía y Minas, Eleodoro Mayorga, Petrobras y el asesor internacional Marco Aurelio, detalló el Canciller.

Entre los temas políticos, abordó el referido al exfiscal del caso Terrorismo Marcelo Soza y su pedido de asilo. Al respecto, Figueiredo dijo que la decisión será tomada por el Consejo Nacional de Refugiados (Conare): “vamos todos a esperar la decisión para ver qué se hace”, precisó. En síntesis, el Canciller brasileño calificó el encuentro como “una revisión interesante de temas desde el punto de vista bilateral y regional”.

“Estamos en un momento bastante propicio de nuestras relaciones, estamos juntos para fortalecerlas aún más como vecinos que somos, hermanos, amigos, para que estas relaciones se mantengan en un alto nivel de coincidencia, cooperación, amistad, como debe ser”, afirmó.

Choquehuanca detalló que la agenda bilateral tiene varios temas, entre ellos “la integración de la región, cómo podemos desde nuestros países seguir fortaleciendo la integración regional, narcotráfico, la lucha contra la pobreza, profundización de la democracia”.

La lucha bilateral antidrogas

Labor

El ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, informó que los gobiernos de Bolivia y Brasil trabajarán en los próximos años en compatibilizar el uso de sistemas de comunicación encriptados entre las fuerzas binacionales encargadas de la lucha contra el narcotráfico, reportó ABI.

Iniciativa

Quintana sostuvo que la concreción de la iniciativa será importante porque se hace operaciones entre las Fuerzas Armadas de ambas naciones para “cerrarle el paso” al narcotráfico y las actividades ilícitas en la frontera compartida, informó la agencia estatal.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia