Nacional

‘La Cumbre de Justicia debe tener una agenda consensuada’

Cristina Mamani. El 22 de enero, el presidente Evo Morales convocó a la realización de una Cumbre de Justicia que sentará las bases para el referéndum del sector, en busca de una revolución tras los fracasos de las reformas de 1994 y 2011. La presidenta del Consejo de la Magistratura, Cristina Mamani, conversó con La Razón para confirmar su participación en el evento, ratificar su importancia y adelantar lineamientos de su organización y los aportes de la entidad que preside.

Cristina Mamani

Cristina Mamani Foto: Ángel Illanes-archivo

La Razón (Edición Impresa) / William Farfán

01:00 / 02 de febrero de 2015

— ¿Cuál es la posición del Consejo de la Magistratura sobre la realización de una cumbre para reformar la justicia?

— Sí, estamos de acuerdo con su realización. Todo aquello que permita revolucionar el sistema de justicia es importante desarrollarlo para que la población boliviana recupere la credibilidad en la Justicia boliviana.

— ¿Cómo se debe llevar a cabo esta cumbre y qué entidades o quiénes deben participar?

— Considero que la cumbre debería realizarse conforme a una agenda de trabajo consensuada entre los diversos actores relacionados con el sistema de justicia. Entre ellos se debe considerar a las organizaciones sociales, la sociedad civil organizada, entes colegiados, además del Órgano Judicial en pleno (magistrados, Tribunal Supremo, Tribunal Agroambiental, Consejo de la Magistratura, vocales y jueces de los tribunales departamentales de justicia), Escuela de Jueces, el Tribunal Constitucional, el Ministerio de  Justicia, el Órgano Ejecutivo, el Órgano Legislativo y el Ministerio Público.

— ¿Cuál será el aporte del Consejo de la Magistratura a la cumbre?

— El Consejo de la Magistratura aportaría con un diagnóstico estadístico del actual sistema de justicia que involucraría, entre otros temas, la carga y mora procesales, el movimiento de causas, el mapa judicial y un panorama general de las falencias identificadas en los operadores de justicia.

— ¿Cuáles y cuántas son sus propuestas concretas?

— El Consejo de la Magistratura está trabajando en propuestas claras y concretas que en las próximas semanas las vamos a hacer conocer. Sin embargo, éstas se basan en las conclusiones de las anteriores cumbres de justicia convocadas por el Consejo de la Magistratura y el Tribunal Supremo de Justicia.

— ¿El objetivo de la cumbre debería ser el de terminar con la retardación de justicia?

— Considero que esta cumbre contribuirá a sentar las bases para encontrar el inicio de un cambio estructural, que debe ir acompañado de todos los sectores que componen la sociedad boliviana, en el que los órganos del Estado se comprometan a materializar los resultados que se obtengan de esta cumbre.

— ¿Con la cumbre se podrá llegar a revolucionar la justicia?

— No nos olvidemos de que ya desde 2011 se comenzó con esa revolución en la administración de justicia y este proceso continúa en el presente. Pero lo que llama la atención es que actores claves no acompañaron el trabajo emprendido, secundados por intereses políticos y personales, además de no coadyuvar en los temas de corrupción.

— ¿Cuándo presentarán las propuestas?

— Como le había explicado, estas propuestas están en pleno proceso de construcción y serán presentadas en las próximas semanas, luego de su aprobación por el pleno del Consejo de la Magistratura.

—¿Además de estas propuestas, hay otros planes para mejorar la justicia?

— Como Consejo de la Magistratura hemos desarrollado distintos proyectos como la creación de juzgados, la instauración de jueces disciplinarios que sirvió para fortalecer el régimen disciplinario en la impartición de justicia.

También se desconcentraron las oficinas de Derechos Reales en el ámbito nacional y se trabajó en la agilización de los trámites, a través del Sinarej (Sistema Nacional de Recaudación Judicial), que tiene como objetivo fundamental otorgar un servicio de calidad y calidez. Por otro lado, tenemos establecido lo que es la conciliación en la sede judicial, que será puesta en marcha en agosto de este año.

— ¿Cuál es el trabajo realizado en cuanto a la carrera judicial?

— Se reglamentó la carrera judicial, que permitirá seleccionar a las mejores abogadas y abogados para una idónea impartición de justicia; consideramos que si contamos con los mejores profesionales podemos hacer un mejor trabajo. La normativa de este reglamento contempla además tres transversales fundamentales: el perfil de la jueza y juez del Estado Plurinacional de Bolivia, la transparencia, la equidad de género y la participación ciudadana.

— ¿Y en el plano institucional?

— Hemos suscrito varios convenios interinstitucionales con entes públicos y privados que tienen un solo objetivo, transparentar la justicia y volver más ágiles nuestros procesos. Asimismo, el Consejo de la Magistratura creó nuevos sistemas informáticos que permitirán tener una justicia más ágil, entre otros temas.

— ¿Hay plazos para terminar con los planes?

— Sí, todos los planes tienen plazos. Algunos se encuentran contemplados en cortos y medianos  plazos. Sin embargo, no nos olvidemos de que existen otros que terminarán recién entre cinco y diez años, como por ejemplo el tema de conciliación en la sede judicial, donde los resultados se podrán medir después de cinco años. Pero el trabajo del Consejo de la Magistratura no termina ahí, porque su trabajo es un constante acompañamiento a los operadores que imparten justicia, que tienen diferentes necesidades que se van presentando conforme a la coyuntura social.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia