Nacional

Carlos Mesa: La de Heraldo Muñoz ‘es una actitud hostil e innecesaria’

Carlos Mesa Gisbert no se guardó palabras para desahuciar los dichos del canciller de Chile, Heraldo Muñoz, quien dijo que no lo recibiría en una audiencia. Aquél tiene “una actitud francamente hostil e innecesaria”, respondió el delegado boliviano.

Carlos Mesa.

Carlos Mesa. Foto: Ángel Illánes.

La Razón (Edición Impresa) / Rubén Atahuichi / La Paz

04:03 / 24 de julio de 2014

El expresidente de Bolivia (2003-2005) se expresó molesto por las declaraciones del canciller Heraldo Muñoz. En su cuenta de Twitter aclaró los dichos del jefe de la diplomacia chilena: “Canciller de Chile descarta reunión mía con Bachelet. Jamás pedí tal reunión (sic)”, escribió. Consideró que las declaraciones de Muñoz fueron inconsistentes. “La afirmación de que yo estaba gestionando una entrevista con Muñoz o Bachelet (versión prensa chilena) carece de fundamento alguno (sic)”.

Carlos Mesa Gisbert no se guardó palabras para desahuciar los dichos del canciller de Chile, Heraldo Muñoz, quien dijo que no lo recibiría en una audiencia. Aquél tiene “una actitud francamente hostil e innecesaria”, respondió el delegado boliviano.

“Entendemos por los medios de comunicación que (Mesa) vendría a Chile (...). No necesitamos que se nos venga a explicar la demanda boliviana, la entendemos muy bien”, dijo el ministro chileno, según La Tercera. El Representante Oficial del Estado Boliviano para la Causa Marítima habló con La Razón para referirse al entredicho.

— ¿Fue así?

— La pregunta de la prensa chilena (La Segunda) fue “¿usted visitaría Chile?”. ¿Y por qué no? Sí, si hubiera la oportunidad visitaría Chile; es una hipótesis. ¿Usted iría a Egipto? Sí, iría. Es una hipótesis: Si usted pudiera, ¿le interesaría dar a conocer a Chile el punto de vista de Bolivia? Sí, me interesaría. Fue una respuesta hipotética a una pregunta hipotética. Es lo que nunca se debe hacer como periodista: preguntas hipotéticas; y menos como entrevistado, responder hipótesis. Así me fue. 

No hubo ninguna solicitud, en ningún caso, de manera oficial al Canciller de visitarlo. Me parece sorprendente que el ministro Muñoz responda que no me recibiría; es una actitud francamente hostil e innecesaria. Segundo, él no necesita que yo le explique qué es lo que Bolivia demanda, lo cual es obvio y evidente; es decir, somos personas inteligentes y debemos marcar el respeto a las ideas inteligentes. Y también me parece una actitud hostil e innecesaria del ministro Muñoz de hacer esa referencia, que es de sentido común y que tiene una intención agresiva que sale fuera de lugar.

— Bolivia no ha cerrado la posibilidad de que paralelamente al juicio se instale un diálogo con Chile.

— El presidente Evo Morales dijo que él creía que el diálogo era un camino abierto y que el juicio no debería ser un obstáculo para un diálogo bilateral; y por lo que hemos conversado, él tenía una expectativa optimista con relación a la actitud de la presidenta Bachelet, diferente de la que había tenido con el presidente Sebastián Piñera. Esto no ha ocurrido.

La decisión de un diálogo corresponde a Morales y a Bachelet, y a los ministerios de Relaciones Exteriores de ambos países. Mi opinión es que debería mantenerse una lógica de diálogo; hay muchos temas bilaterales importantes y una actitud menos agresiva y menos hostil en relación a los adjetivos y a la decisión de hablar o no hablar con el otro país. Yo sigo insistiendo, y lo hemos dicho varias veces, no parece tener consistencia la lógica de Chile de que con el Perú mantuvo una extraordinaria relación bilateral independientemente de un muy complejo juicio que no salió favorable a Chile y con Bolivia, por definición, estando en una situación equivalente a la que planteó Perú en un juicio ante la Corte, la actitud es completamente distinta.

Me parece sorprendente; uno debería preguntarse cuál es la razón que podría acompañar a un país como Chile en diferenciar de manera tan dramática su posición estando en circunstancias similares con el Perú que con Bolivia.

— Si pudiera abrirse el diálogo, seguramente no le tocaría estar a Carlos Mesa, sino al Canciller o al Presidente.

— No, por supuesto. Yo soy una persona que tiene una responsabilidad específica: el mar; una relación bilateral vinculada a los temas que tiene Chile con Bolivia, y a las exportaciones, importaciones, balanza comercial, Silala, etc.

— Dijo que es una actitud hostil. ¿Una reacción permanente de provocación a Bolivia?

— Sí, yo creo que forma parte de una política, una actitud que la lamento. Espero que haya una modificación; una política que no creo que sea beneficiosa, porque uno puede ser categórico, claro y duro incluso en relación al juicio internacional y a la respuesta que Chile pueda tener sobre nuestro juicio, de respeto y diálogo.

Perfil

Nombre: Carlos Mesa Gisbert

Nació: 12-08-1953, La Paz

Profesión: Periodista e historiador

Cargo: Representante Oficial del Estado Boliviano para la Causa Marí-tima.

Periodista

Fue presidente entre 2003 y 2005 tras la renuncia de Gonzalo Sánchez de Lozada. Retirado del periodismo, ahora acompaña la demanda que Bolivia inició contra Chile en la Corte Internacional de Justicia (CIJ). Tiene en su haber varios libros; el último, La Sirena y el Charango, un ensayo sobre el mestizaje.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia