Nacional

Invertirán Bs 100 millones en dos años en el TIPNIS

El ministro de la Presidencia informó que el Gobierno se propuso erradicar la extrema pobreza en el TIPNIS en tres años; en ese marco, aseguró que sólo para las dos primeras gestiones se tiene un presupuesto de Bs 100 millones.

Quintana afirmó que se debe lograr una autonomía económica. Foto: Nicolás Quinteros.

Quintana afirmó que se debe lograr una autonomía económica. Foto: Nicolás Quinteros.

La Razón (Edición impresa) / Luis Mealla / La Paz

00:00 / 21 de abril de 2013

El ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, informó que el Gobierno se propuso erradicar la extrema pobreza en el TIPNIS en tres años (hasta fines de 2015); en ese marco, aseguró que sólo para las dos primeras gestiones se tiene un presupuesto de Bs 100 millones.

La autoridad agregó que esta labor se dará en el marco de una “estrategia” que en un mes será plasmada en un documento oficial. Sin embargo, señaló que aún no se puede precisar cuál será el costo total de la labor que debe ejecutarse en los tres años.

“Estamos hablado por encima de los Bs 100 millones, ni siquiera para los tres años en los que nos han encargado terminar con la extrema pobreza, sino para la gestión 2013 y 2014. No tengo todavía la cifra aproximada de cuánto costará toda la estrategia”, dijo.

Argumentó que no hay punto de comparación entre el gasto económico y la deuda que tiene el Estado con ese territorio indígena.

Quintana detalló que el plan de erradicación se basa en siete componentes que permitirán a los indígenas contar con servicios básicos y además tener un aparato productivo que activará su autonomía económica regional.

“Se supone que hasta fines de 2015 tenemos que estar liberando al territorio de la extrema pobreza”, reiteró el Ministro de la Presidencia.

El plazo dado por Quintana (fines de 2015) es diferente del que anunció el ministro de Obras Públicas, Vladimir Sánchez, que a principios de abril  dijo a La Razón que la extrema pobreza sería erradicada hasta fines de 2014 y que luego recién se hablaría del diseño de la carretera ecológica.

Días después, el diputado Antonio Molina (MAS), presidente de la Comisión de Medio Ambiente, reconoció que mientras no se erradique la extrema pobreza, el Órgano Legislativo no tratará la Ley de Protección del TIPNIS, que incluye la abrogación de la Ley 180 de Intangibilidad.

Sobre el tema, Quintana explicó que la Ley de Intangibilidad puede ser sustituida de forma paralela y que hasta fines de 2013 debe “abrogarse la Ley 180 porque es un mandato de las comunidades”, y también para implementar la estrategia gubernamental de lucha contra la extrema pobreza.

El primer componente, explicó, es la dotación de servicios básicos: agua, luz, educación y salud. En segundo lugar se activará el aparato productivo de los pueblos Yuracaré, Chimán y Mojeño-Trinitario, con la instalación de empresas comunitarias administradas por los indígenas, para explotar de modo controlado la madera, la ganadería, el chocolate, la pesca, la cría de lagarto y el turismo.

En criterio de Quintana, este componente no se podrá desarrollar si la intangibilidad sigue vigente.

Un tercer punto es la gestión territorial, el control del territorio para evitar asentamientos o ingreso de colonizadores, cocaleros, madereros o empresarios de recursos naturales.

En cuarto lugar está la prevención de riesgos naturales como inundaciones, plagas, epidemias, problemas que profundizan la dependencia,  precariedad y pobreza indígena. Un quinto aspecto es la implementación de un sistema de transporte fluvial comunitario, económico y seguro.

La sexta tarea es la dotación de certificados de nacimiento y cédulas a todos los habitantes del TIPNIS. El 80% de los niños no cuenta con este certificado. Por último, está la institucionalidad, la presencia del Estado e instituciones públicas al servicio de las comunidades del parque.

Plan cero indocumentados

El ministro Juan Ramón Quintana explicó que  hasta octubre de este año se pretende llegar a las 69 comunidades del TIPNIS con certificados de nacimiento y cédulas de identidad.

“En el marco de la estrategia de erradicación de la pobreza, estamos ejecutando el plan cero indocumentados. Hasta octubre, en el TIPNIS no habrá un solo niño ni adulto que no tenga certificado de nacimiento y cédula de identidad; hasta esa fecha, se pretende llegar a 12 mil personas”, explicó Quintana, quien además aseguró que para esa labor se conformó la Brigada por la Integración de los Pueblos del TIPNIS, que en 2012 recorrió los ríos Isiboro, Ichoa y la boca del Sécure, y tuvo una duración de 35 días de navegación.

“Este año vamos a lograr que una primera TCO tenga el 100% de certificación y documentación para sus pobladores; al momento están trabajando las brigadas del Servicio General de Identificación Personal (Segip) y del Servicio de Registro Cívico (Sereci)”, dijo.

El año pasado la brigada de integración recorrió 1.500 kilómetros ida y vuelta. En ese trayecto se atendió a 24 comunidades y también se realizó 11.579 trámites, entre certificados de nacimiento, cédulas de identidad, pago de la Renta Dignidad y el bono Juana Azurduy.

Además se brindó atención médica, salud oral y servicios de fumigación de viviendas, todo en coordinación con la Agencia para el Desarrollo de las Macrorregiones y Zonas Fronterizas (Ademaf).

Habrá cinco regimientos ecológicos este año

Hasta fines de 2013 se prevé contar con cinco regimientos ecológicos o tecnológicos indígenas en distintas regiones forestales de todo el país.

El primero fue inaugurado el jueves 17 de abril en Cochabamba por el presidente Evo Morales, se trata del Regimiento Ecológico Escuela de Protección de Parques Nacionales N° 1 Cacique Juan Maraza y el Instituto Tecnológico Militar del Trópico.

De acuerdo con el ministro Juan Ramón Quintana, hasta fin de año otros cuatro proyectos similares estarán en funcionamiento .

“Los proyectos similares serán ejecutados en la comunidad Yuracaré, en La Misión; en San Borja se abrirá otro para el Gran Concejo Chimán; en Riberalta habrá un tecnológico para los cinco pueblos indígenas del norte amazónico; y el último en Cobija, El Porvenir, para los pueblos indígenas de Pando”, explicó la autoridad.

Quintana señaló que todos los regimientos ecológicos se caracterizarán por formar a jóvenes de entre 17 y 22 años en cuatro especialidades: técnico agroforestal, agropecuaria, turismo y guardaparque.

En el caso del tecnológico Juan Maraza, la infraestructura cuenta con biblioteca, laboratorio, telecentro, comedor, dormitorios, áreas de prácticas en campo, entre otros.

“Este servicio militar está potenciando a la ciudadanía a partir de la educación técnica. Serán tres meses de instrucción militar y nueve meses en formación técnica en esas cuatro especialidades; probablemente in- cluyamos el técnico básico en carpintería industrial”, explicó.

El ministro dijo que no es necesario que los conscriptos sean bachilleres ya que se implementará un bachillerato acelerado para ellos. “Tienen la posibilidad de ser bachilleres aplicando el CEMA en el propio cuartel y hagan 3° y 4° medio; luego pasaremos a la fase de implementación del tecnológico para dotar títulos de técnicos medios si estudian un año más”.

Indígenas piden Bs 300 millones para el TIPNIS

El presidente de la Central de Pueblos Indígenas (Cidob) crítica al Gobierno, Adolfo Chávez, aseguró que para sacar de la extrema pobreza a los pueblos del TIPNIS el Gobierno debe invertir por los menos Bs 300 millones a fin de generar actividad económica en la región.

Asimismo, criticó que se trata de una “intensa labor” que puede demorar hasta ocho años, y no tres como plantea el Ejecutivo, por lo que criticó el discurso “con afanes proselitistas” del ministro Juan Ramón Quintana.

“Para empezar a erradicar la pobreza se precisan unos Bs 300 millones, Se requiere esa cantidad porque aquí los hermanos indígenas necesitan tener una actividad que genere una rentabilidad; dar pozos de agua o casa, eso no genera economía, pero es complementario para vivir bien; el salir de la pobreza significa que cada comunidad tenga su propia iniciativa de proyecto económico comunitario, es decir, incentivar con microcréditos, maquinaria y equipamiento”, manifestó.

A manera de ejemplo, Chávez señaló que en esa región se saca grandes cantidades de pescado de los ríos, por lo que sugirió al Gobierno generar una “cadena productiva” para hacer una venta directa a La Paz, Cochabamba, Tarija y Oruro.

“En Potosí no hay carne, el Ejecutivo debería comprar de aquí (del TIPNIS) los pescados y llevar directamente a esa región ya sea en charque o en conservas. Pasa lo mismo con el cuero y la carne de lagarto, el chocolate y otros productos”, explicó el dirigente indígena.

 El titular de la Cidob explicó que si eso ocurre, se creará una estabilidad socioeconómica en la región, debido a que los indígenas tendrán recursos, habrá empleo y sus hijos terminarán el colegio para luego ir a las universidades.

“Ahora, si el Gobierno pretende abrir empresas en el TIPNIS ya hay un primer error, porque no sabe administrarlas correctamente, ya vimos el caso de Papelbol; erradicar la extrema pobreza con la consolidación de prestación de servicios básicos y empresas comunitarias pasa por un proceso de unos siete u ocho años”, agregó.

Chávez reiteró que la oferta del Ejecutivo no pasa de ser un “simple discurso proselitista”, además que no ve necesaria la abrogación de la Ley 180.

“Esta ley no le estorba a nadie; por ejemplo, ahora hay una empresa que cría lagartos donde trabajan los hermanos indígenas y reciben su dinero; lo mismo pasa con el tema del turismo”, explicó el dirigente.

Hay unas  40 empresas que explotan el parque

El ministro Juan Ramón Quintana informó que hay al menos 40 empresas dentro del TIPNIS que se dedican a la explotación “indiscriminada” de los recursos naturales de esa región.

Explicó que, en el marco de la estrategia de erradicación de la extrema pobreza, si esas empresas quieren quedarse en esa reserva natural, deberán hacer asociaciones con las comunidades indígenas para que se dé un valor real y agregado a los productos.

“Si tienen que quedarse, se van a quedar bajo el modelo de la gestión productiva de las comunidades, sometidos al precio justo que las comunidades decidan sobre el valor de todos los rubros”, señaló.

Quintana identificó al menos tres firmas dedicadas a la producción de chocolate; cuatro a la cría y explotación del lagarto; más de 25 estancias ganaderas; cinco  madereras; y dos de turismo, los que generan montos mínimos para los pobladores indígenas.

Documento sin título

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia