Nacional

Diputados de Chile debaten la demanda en Arica

Mar. Surgen discrepancias en el Congreso chileno sobre el diálogo ‘sin exclusiones’  planteado por el país

Plenario. El hemiciclo principal del Palacio Legislativo de Chile en el puerto de Valparaíso.

Plenario. El hemiciclo principal del Palacio Legislativo de Chile en el puerto de Valparaíso. EFE.

La Razón (Edición Impresa) / Luis Mealla / La Paz

03:43 / 29 de marzo de 2014

Este lunes, la Comisión de Relaciones Exteriores de la Cámara de Diputados de Chile sesionará en Arica, oportunidad en la que se reunirá con sectores de la zona para analizar la demanda que planteó Bolivia ante la Corte Internacional de Justicia de La Haya (CIJ) para retornar al mar.

En el encuentro también se debatirá la aplicación del fallo de ese tribunal respecto al diferendo que el país vecino sostuvo con Perú. La sentencia fue leída el 27 de enero, cuando se determinó que Chile cedía 22.500 km2 de su mar territorial en favor del Perú

El evento se registrará en medio de discrepancias surgidas en el Congreso chileno sobre la inclusión o no del tema marítimo en el diálogo bilateral y luego que la presidenta Michelle Bachelet señalara que, de los 13 puntos acordados en 2006 en la agenda con Bolivia, solo se discutirían 12 porque el reclamo del país fue enviado a las instancias de la CIJ.

Según un comunicado del gobierno regional chileno de Arica y Parinacota, divulgado ayer, se confirmó la presencia, además de los legisladores de representantes del sector pesquero, del transporte, entre otros, además del alcalde Salvador Urrutia y del intendente Emilio Rodríguez. “Esto nos llena de orgullo pero también nos genera un importante compromiso para estar a la altura de las circunstancias y lograr buenos resultados”, dijo Rodríguez, quien se reunió con el diputado Luis Rocafull (del oficialista Partido Socialista) quien invitó a la autoridad regional, reportó radio Bío Bío.

Asimismo, reiteró que se discutirá la demanda de Bolivia y cómo podría afectar a esa región, puesto que en la negociación de Charaña, entre los entonces dictadores Hugo Banzer (Bolivia) y Augusto Pinochet (Chile) se ofreció al país (1975-1976) una salida al Pacífico a través de un corredor al norte de Arica. El proceso fracasó.

Esta referencia histórica está incluida en los alegatos que presentó Chile en el juicio con Perú, antecedentes que serán utilizados para enriquecer la memoria histórica que presentará Bolivia este 17 de abril en la CIJ, que es el segundo paso a seguir en la demanda instaurada el año pasado. El  objetivo es lograr una negociación formal sobre la demanda marítima.

De forma paralela al juicio, la administración de Evo Morales mantiene el espíritu de diálogo con su par chilena para hablar los temas pendientes de la agenda, incluido el del mar, aunque Bachelet descartó esa opción, lo que generó posiciones encontradas en los políticos de ese país. El senador socialista del MAS de Chile, Alejandro Navarro, sostuvo que los temas con Bolivia se deberían conversar sin ningún tipo de restricción.

En tanto, José Manuel Edwards, diputado del frente de derecha Renovación Nacional (RN), miembro de la Comisión de Relaciones Exteriores, señaló que quien rompió las conversaciones entre los países fue Bolivia al llevar el diálogo a La Haya y coincidió con Bachelet en tratar el tema en la CIJ.

El secretario general del Partido Progresista (PRO), Camilo Lagos, discrepó de Edwards señalando que el camino de las cuerdas separadas es el que Chile debería seguir. Manifestó que lo que corresponde es dialogar y buscar puntos de encuentro, incluyendo tanto a bolivianos como a peruanos, “quienes también tienen algo que decir en este tema”, puntualizó.

Diálogo y el cambio de cónsules

Hecho

El presidente Evo Morales decidió reforzar su estrategia diplomática para promover la reintegración marítima nombrando a la exministra de Educación (2007-2008) Magdalena Cajías nueva cónsul de Bolivia en Santiago.

Cambio

Lo mismo ocurrió en Chile. Se envió a Bolivia al diplomático Milenko Skoknic como nuevo representante, en lugar de Jorge Canelas.

Después de La Haya, Santiago es más cauto ante litigios

Rubén Ariñez

El analista político Marcelo Silva cree que Chile tiene mucha “cautela” en el tratamiento de controversias internacionales después del fallo de la Corte Internacional de Justicia (CIJ) en relación al diferendo marítimo entre Chile y Perú. “La clase política chilena va a tomar todos los recaudos posibles para evitar otro traspié en la CIJ”, enfatizó Silva.

Además, Silva observó otros dos factores que explican la inclusión del tema marítimo en la agenda chilena. “El nuevo gobierno de Michelle Bachelet está compuesto de partidos de izquierda que expresaron desde hace mucho tiempo su simpatía por la reivindicación marítima boliviana”, manifestó. Otro aspecto tiene que ver con la figura del presidente Evo Morales, que se convierte en un “cliché”, símbolo de las reivindicaciones sociales, dijo.

‘El tema marítimo preocupa a Chile’

Para la administración de Evo Morales, la reunión que sostendrán los legisladores  de Chile, en Arica, para debatir la demanda marítima que Bolivia interpuso ante la CIJ, es una señal de que el tema marítimo “preocupa” a la clase política del país vecino.

“Creo que la señal es que este tema marítimo preocupa a Chile. Es un tema que estará continuamente en su agenda por el apoyo que la demanda está recibiendo en los últimos años gracias a la gestión del presidente Morales, que logró que este tema salga de las fronteras de ambos países y sea posicionado en el contexto internacional”, afirmó Amanda Dávila, ministra de Comunicación.

Agregó que, en el pasado, esta temática no formaba parte de las conversaciones entre embajadores o el análisis en Sudamérica, “donde Chile tiene temas pendientes por resolver con Bolivia”.

En ese marco, Dávila recalcó que el país tiene la voluntad de dialogar con Chile en base a la agenda de los 13 puntos, sin excluir el tema marítimo, además que no se ponga como condición el retiro de la demanda en La Haya.

Asimismo, destacó el nombramiento de los nuevos cónsules en ambos países: Magdalena Cajías (Bolivia) y Milenko Skoknic (Chile). “Ambos son personas con mucha trayectoria y sensibilidad política para entender lo que están viviendo los dos pueblos”.

Por su parte, el presidente de la Cámara de Diputados, Marcelo Elío, calificó el hecho como un avance “cualitativo y cuantitativo”, además que la población civil y los movimientos sociales están “exigiendo” al gobierno de Michelle Bachelet que se pueda resolver de una vez el diferendo marítimo.

“Es una señal positiva de que (algunos miembros) del Congreso chileno pidan a Bachelet entablar un diálogo abierto y sincero sobre la demanda marítima, como primer punto” de discusión, dijo. En tanto, Eugenio Rojas, presidente de la Cámara de Senadores, señaló que “ambos países estamos buscando el diálogo e instalar las mesas de negociación de temas bilaterales que son importantes para la integración regional”.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia