Nacional

Para Morales, con Piñera ‘no existe posibilidad de dialogar’

El presidente Evo Morales ve que con Sebastián Piñera 'no es posible dialogar' y culpa al Gobierno chileno de haber 'retrocedido' la negociación que se instaló con Michelle Bachelet.

Encuentro. Sebastián Piñera recibió en Santiago a Evo Morales para la cumbre de la Celac.

Encuentro. Sebastián Piñera recibió en Santiago a Evo Morales para la cumbre de la Celac. EFE.

La Razón / Iván Paredes / La Paz

02:05 / 01 de febrero de 2013

El presidente Evo Morales ve que con Sebastián Piñera “no es posible dialogar” y culpa al Gobierno chileno de haber “retrocedido” la negociación que se instaló con Michelle Bachelet. Sobre el mar, el Órgano Ejecutivo dice que no hay posibilidad de avanzar con la actual gestión de Chile.  

“Con el gobierno (de Sebastián Piñera) no es posible dialogar, no hay posibilidad de dialogar; eso es lo que él cree (Evo Morales); por lo tanto, hubo un acercamiento con Chile cuando estaba Michelle Bachelet, ella tuvo una predisposición para dialogar (...). Con el gobierno de Sebastián Piñera hemos retrocedido en el acercamiento con Chile, se ha roto con el acercamiento pese a la cordialidad que existe”, expresó a La Razón la ministra de Comunicación, Amanda Dávila. 

Desde que Piñera asumió la presidencia del vecino país, el 11 de marzo de 2010, Bolivia y Chile atraviesan hoy el momento más crítico en sus relaciones debido al diferendo marítimo. Dávila reconoció que existe una “tensa” relación boliviano-chilena por la “incapacidad” del gobierno de Piñera de solucionar temas como el marítimo y el del Silala. “El Presidente (Morales) tenía toda la esperanza de conversar con el gobierno de Piñera; le dijo (a Piñera) ‘confío en poder conversar con usted’, pero no fue posible”, insistió la Ministra de Comunicación.

Morales, ayer en entrevista con CNN, dijo que su gobierno aún apela al diálogo para solucionar el diferendo marítimo. Acotó que espera no llegar a presentar una demanda jurídica contra Chile ante tribunales internacionales para resolver el tema.

Con la expresidenta Bachelet, el Gobierno boliviano firmó en 2006 la agenda de 13 puntos, en la que se incluyó el tema marítimo. El excanciller chileno Mariano Fernández —de la gestión de Bachelet— respaldó el pedido boliviano de acceso soberano al mar, aunque aclaró que esa posibilidad es impedida por el juicio que Perú propicia en La Haya contra su país, también por diferendo limítrofe.   

Giro. La relación cambió con la llegada de Piñera, en marzo de 2010; desde ese momento se cambió la metodología de la negociación, creándose una comisión bilateral para el efecto. Debido a sucesivas fricciones entre los dos países, dicha comisión se reunió por última vez en febrero de 2011. 

En reiteradas oportunidades, el gobierno de Piñera ofreció a Bolivia sentarse en la mesa del diálogo; sin embargo, nunca envió una nota diplomática haciendo oficial su intención. “Chile es el que rompió este proceso de diálogo, entonces Chile debería volver a iniciarlo, Bolivia intentó varias veces hacerlo sin éxito, tenemos en frente un gobierno con poca sensibilidad para estos temas de diálogo”, consideró la ministra Dávila.

Acerca del anuncio que hizo sobre la decisión de que Bolivia no concederá “ni una sola molécula (...) de agua” a Chile mientras no haya una solución al diferendo marítimo, Dávila explicó que se refería a las aguas manantiales del Silala. Para tal efecto —dijo— se aprovechará este recurso mediante proyectos de desarrollo productivo. Asambleístas del oficialismo comparten la decisión de cortar las aguas del Silala que fueron desviadas por Chile artificialmente. El senador Eduardo Maldonado dice que este recurso puede ser la llave de negociación para resolver el tema marítimo.

Reuniones Evo-Piñera

Encuentros

Los presidentes Morales y Piñera tuvieron nueve encuentros desde 2009. Entre las citas más amistosas están un partido de fútbol que disputaron en Santiago de Chile y la aparición de ambos mandatarios en el rescate de 33 mineros en la mina San José.

Chileno pide referendo sobre tema marítimo

Raoul Zilleruelo Huard no quiere tener más la ciudadanía chilena. Dice que renuncia a su nacionalidad por los “atropellos” que comete el presidente Sebastián Piñera contra el pueblo de Bolivia respecto al tema marítimo y a la detención de tres militares. Además, denunció la persecución a indígenas mapuches en su país. 

“Me pregunto qué clase de gobierno tenemos, señor Piñera, me da vergüenza que usted sea nuestro Presidente, se lo digo desde aquí en La Paz, Bolivia (...) Usted no quiere hablar de las cosas que se pueden remediar, la solución de los pueblos no es con armas ni guerras, es sentándose en las mesas, dialogando”, criticó Zilleruelo.

El ciudadano, quien pidió acceder a la nacionalidad boliviana, sugirió que en Chile se desarrolle un referendo sobre el tema marítimo. Dijo que la “mayoría” del pueblo chileno está consciente de que Bolivia debe tener una salida soberana a las costas del Pacífico.

“Hay que devolver las cosas que no son nuestras, las cosas que robamos (...) Por eso planteo un referendo en Chile para devolver el mar a Bolivia, la mayoría de los chilenos está con la posición que adopté”, planteó el chileno.

Zilleruelo, quien dio una conferencia de prensa junto al diputado oficialista Jorge Medina, afirmó que “nadie” lo obligó a visitar La Paz. Pidió a las autoridades bolivianas agilizar un proceso de adopción de nacionalidad, ya que explicó que se quedará en el país para trabajar en el oficio de traductor del idioma inglés. Él vivió en Estados Unidos.

Por su parte, el diputado Medina consideró que la posición de Zilleruelo es la de “muchos” ciudadanos chilenos. “Esperemos que el Gobierno de Chile pueda tener una apertura a todas las demandas que no sólo bolivianos exigimos, sino que también su pueblo pide”, afirmó. 

‘Lo del gas fue muy positivo’. Ramiro Prudencio Lizón

Es lamentable que las ministras de Información de Bolivia (Amanda Dávila) y de Chile (Cecilia Pérez) hayan demostrado demasiada agresividad en sus declaraciones. Eso hay que dejar de lado y mirar lo importante, que es la propuesta que hizo el presidente Evo Morales en la Celac.

Ofreció compartir el gas boliviano, es decir, vender el gas a Chile y así solucionar el problema marítimo. Chile necesita mucho el gas boliviano.  Nuestro país, lamentablemente, se cerró a vender el gas, ya que Chile se ofreció a comprar nuestro gas a precios más altos que nos pagan tanto Brasil como Argentina.

La declaración de Evo Morales fue muy positiva tanto para Bolivia como para Chile. En Bolivia, la gente comprenderá que el tabú de vender gas a Chile es una tontería, ya que es fundamental hacerlo, y en Chile también comprenderán lo mismo. Así también se podrá analizar el tema complejo, que el tema marítimo. 

Ramiro Prudencio Lizón es historiador y diplomático

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia