Nacional

Oposición apuesta por ‘olvidados’ y por decepcionados del MAS

El Movimiento Demócrata Social (MDS), del gobernador cruceño Rubén Costas, busca consolidar un “frente duro” sumando a sus filas a organizaciones femeninas y de juventudes del territorio nacional.

Encuentro. Demócratas y los Sin Miedo afianzan un pacto político con miras a las elecciones generales, todo para hacer frente al partido oficialista MAS.

Encuentro. Demócratas y los Sin Miedo afianzan un pacto político con miras a las elecciones generales, todo para hacer frente al partido oficialista MAS. Foto: Afka

La Razón (Edición Impresa) / luis mealla n la paz

01:39 / 24 de marzo de 2014

Los tres frentes de oposición que buscan enfrentar al MAS en las elecciones generales apuestan por aliarse con sectores que no son tomados en cuenta por el oficialismo, los marginados, y por quienes aseguran se desencantaron del proceso de cambio.

El Movimiento Demócrata Social (MDS), del gobernador cruceño Rubén Costas, busca consolidar un “frente duro” sumando a sus filas a organizaciones femeninas y de juventudes del territorio nacional.

“La participación de las mujeres en cargos electivos va a ser una nueva manera de hacer política, el MAS se ha dedicado a reducir su participación y nosotros buscamos darle un papel protagónico en todo el país; es lo mismo que queremos hacer con la juventud”, sostuvo José María Leyes, vocero nacional de los Demócratas.

Alegó que la apuesta por ambos grupos los diferenciará de los otros actores políticos y será la estrategia para ganar más electores.

El Frente Amplio-Unidad Nacional (UN), liderado por el empresario Samuel Doria Medina, opta por políticos que migraron de otros partidos, politólogos y sectores económicos, con los que se pretende impulsar el aparato productivo, según reza el proyecto programático de la agrupación.

“Estamos haciendo alianzas con sectores productivos y otros que compartan la visión país que postula el Frente Amplio; no estamos primando un criterio electoral, sino político (...); hay total ausencia de empleos seguros y dignos; eso no hizo el MAS y por eso hay que trabajar con sectores productivos y generadores de empleo”, dijo el diputado opositor Jaime Navarro (UN).

En tanto, el Movimiento Sin Miedo (MSM), encabezado por Juan del Granado, más allá de seguir consolidando el acercamiento con los Demócratas de Costas, continúa afianzando alianzas estratégicas con sectores de la sociedad civil como agrupaciones ciudadanas o sectores campesinos, incluso cocaleros que se desvincularon o simplemente se “decepcionaron” del ala oficialista.

“Se trata de sectores representativos de la sociedad de varias  partes del país. Hay un descontento y frustración en sectores que creían en un proceso de cambio verdadero; por ejemplo hay grupos de cocaleros, pasa lo mismo con campesinos que vieron en el MSM una posibilidad distinta”, manifestó el vicepresidente de ese partido, Edwin Herrera.

Asimismo, el dirigente político remarcó la apertura del MSM a realizar acercamientos con “disidentes y descontentos” del MAS. “Estamos abiertos a ese tipo de corrientes políticas, hay muchas cosas que dialogar”, indicó. Con todo, la única alianza que dio sus primeros pasos es la del MSM con los Demócratas y ambas organizaciones descartaron un posible pacto con el Frente Amplio.

Analistas señalaron que es “inminente” una alianza entre los frentes opositores para enfrentar a Evo Morales y a Álvaro García; incluso el MAS tiende a perfilarse como un “promotor” de acercamientos de la oposición, bajo el criterio de que “si no se puede contra ellos, hay que unírseles”.

“Separada la oposición corre el serio riesgo de dividir el voto y si consolida un solo binomio, el sufragio se polarizará en el entendido de que en Bolivia al menos el 30% del electorado no votará por el MAS. Ganar eso dependerá de un proceso de construcción de alianzas programáticas”, sostuvo el politólogo Marcelo Silva.Sin embargo, resaltó que un binomio opositor se hará esperar y que su campaña deberá ser corta.

Para el analista Franco Gamboa, “cualquier alianza responderá al lanzamiento del calendario electoral. En la práctica, cualquiera de los tres frentes opositores podrían llegar a una eventual alianza, incluso con el MAS por sus reducidas posibilidades de arribar al poder. El oficialismo se ha convertido en el centro articulador de cualquier alianza, porque la oposición está fragmentada y todavía es débil”, puntualizó.

Estrategia de oriente y occidente

Los Demócratas reconocen que una eventual alianza con el MSM responde a una estrategia de poder copar mayores espacios y captar mayor cantidad de votos en el occidente del país como La Paz, Oruro y Potosí; mientras que los Sin Miedo buscan abrirse lugar de campaña en Santa Cruz, Beni y Pando, regiones donde el MSM aún no ha sentado presencia política.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia