Nacional

Premios Nobel de la Paz critican a EEUU por no extraditar a Goni

Los premios Nobel de la Paz Rigoberta Menchú (Guatemala) y Adolfo Pérez Esquivel (Argentina) coincidieron en criticar el rechazo de Estados Unidos al pedido de extradición del expresidente Gonzalo Sánchez de Lozada, acusado por las 67 muertes y violencia de octubre de 2003.

Reunión. Morales, Pérez Esquivel, Menchú y García Linera posan para la prensa, ayer.

Reunión. Morales, Pérez Esquivel, Menchú y García Linera posan para la prensa, ayer. Foto: ABI

La Razón / Ricardo Aguilar A. / La Paz

01:18 / 09 de septiembre de 2012

Los criterios fueron expresados ayer, poco después de reunirse con el presidente Evo Morales, en el Palacio de Gobierno. “Venimos a compartir y ver un poco cómo están las cosas en Bolivia y así poder contribuir”, explicó Pérez Esquivel, quien añadió que la amistad con el Mandatario boliviano “viene de muchos años atrás”.

La administración estadounidense de Barack Obama rechazó la solicitud de extradición de Sánchez de Lozada. Morales cuestionó el viernes la decisión y además consideró “imposible” que el país del norte entregue al que también fuera jefe del Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR).

Menchú, premiada con el Nobel en 1993, objetó la decisión estadounidense y afirmó que la extradición debe proceder si existen evidencias. “Si existe una evidencia de una injusticia, creo que la extradición debe ser igual para todas las personas”, señaló.

Sánchez de Lozada es uno de los principales acusados por los hechos de violencia de octubre de 2003, que acabaron con su dimisión y la muerte de 67 personas y cientos de heridos. Desde entonces, junto a sus ministros Carlos Sánchez Berzaín y Jorge Berindoague, radica en el país del norte.

Pérez Esquivel, activista de los Derechos humanos y premio Nobel de la Paz en 1980, sostuvo que la decisión del gobierno de Obama carece de un sentido de responsabilidad. “Ese país protege a mucha gente que ha cometido delitos de lesa humanidad y se maneja más por sus intereses que por un sentido de ética y responsabilidad con los pueblos”, sostuvo.

Incompatibilidad. El exfiscal del caso Octubre Milton Mendoza informó el viernes que el Departamento de Estado fue la instancia que rechazó la extradición, bajo el argumento de que no están tipificados en su ordenamiento jurídico los delitos de resoluciones contrarias a la Constitución y las leyes, y atentado contra la prensa, inscritos, junto a otros, en el pedido boliviano.

El presidente Morales acusó a Estados Unidos de convertirse “en el refugio de los delincuentes”, en un “paraíso de la impunidad” y en un país que “nunca respetó la dignidad y soberanía de Latinoamérica”. Menchú consideró que no es justo rechazar un proceso de extradición, porque quien es requerido por la Justicia debe ser procesado.

Tanto Menchú como Pérez Esquivel coincidieron en valorar el proceso de cambio encaminado por Morales en la medida, subrayaron, en que es un referente de avance de los derechos de los pueblos indígenas. “Bolivia es trascendental en ese sentido porque ha hecho cambios constitucionales, institucionales y también cambios de conciencia para todo el continente”.

El rechazo a la extradición de Sánchez de Lozada se habría extendido también para sus entonces ministros Sánchez Berzaín y Berindoague.

La defensa de Goni

Respaldo

Ana Reyes, la asesora legal del expresidente  Sánchez de Lozada, aplaudió el viernes la decisión de EEUU. “Las medidas adoptadas por    el Gobierno democrático de Bolivia en 2003  eran apropiadas  y necesarias...”, dijo.

EEUU está  dispuesto a hablar sobre extradiciones

El vocero del Departamento de Estado de Estados Unidos, Patrick Ventrell, expresó la disposición de la administración de Barack Obama de dialogar con Bolivia sobre asistencia legal, incluido casos de extradición.

Las declaraciones del funcionario, publicadas en la página electrónica del Departamento de Estado, fueron hechas el viernes, cuando el presidente boliviano, Evo Morales, criticó la decisión del país del norte de rechazar la solitud de extradición de Gonzalo Sánchez de Lozada, principal acusado por los hechos de violencia de octubre de 2003.

“El Departamento de Justicia y de Estado da la bienvenida a la oportunidad de reunirse con funcionarios bolivianos [...] para discutir nuestra relación de asistencia legal bilateral, eso incluye casos de extradición”, respondió Ventrell al ser consultado sobre la negación al pedido boliviano.

Ventrell evitó comentar sobre la decisión del Gobierno estadounidense, aunque  expresó su solidaridad con las “familias de las víctimas y heridos durante los disturbios civiles en torno a las protestas de octubre de 2003”. En esas jornadas, perdieron la vida 67 personas y cientos de personas resultaron heridas.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia