Nacional

Morales afirma que no es decisiva presencia del embajador de EEUU

Postura. El Gobierno pide investigar responsabilidad de Washington en crisis de 2008

Homenaje. Morales saluda a uno de los ciudadanos cubanos condecorados ayer en el Palacio Quemado.

Homenaje. Morales saluda a uno de los ciudadanos cubanos condecorados ayer en el Palacio Quemado. ABI.

La Razón (Edición Impresa) / Mauricio Quiroz / La Paz

04:25 / 06 de octubre de 2015

La presencia de un embajador de Estados Unidos (EEUU) en Bolivia es algo “deseable” pero no “decisivo”, para el futuro de las relaciones entre  La Paz y Washington, sostuvo el presidente Evo Morales en un acto público realizado en el Palacio Quemado.

Morales, quien condecoró ayer a seis ciudadanos cubanos que fueron encarcelados en Estados Unidos y Somalia, exteriorizó esta postura en un momento en el que su gobierno pidió una investigación para esclarecer la presunta responsabilidad de Washington en la crisis política de 2008, cuando líderes opositores de Santa Cruz, Beni, Pando  y Tarija promovieron protestas y la toma violenta de entidades públicas.

El ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, afirmó el sábado que EEUU respaldó, en 2008, la idea de un golpe de Estado, un plan que incluso   —añadió la autoridad— contemplaba un magnicidio. Para sustentar estas afirmaciones se remitió al libro WikiLeaks: el mundo según el imperio estadounidense (2015) en el que se revela el contenido de cables, clasificados como secretos por autoridades diplomáticas y militares de Estados Unidos. El texto, presentado en septiembre, fue escrito por Alexander Main y Dan Beeton con una introducción redactada por Julian Assange, el activista australiano que vive refugiado en la Embajada de Ecuador en Londres.

MAGNICIDIO. “Tácitamente es una descripción respaldada de la estrategia de desestabilización de EEUU que oscilaba entre el golpe de Estado o el asesinato del presidente Morales”, remarcó Quintana para luego pedir a los legisladores una investigación de este caso.

“Ahora que nos hemos informado, imagínense qué estaba planificando el Embajador de Estados Unidos cuando había (embajador). Siempre digo que no hay mentira que se oculta para toda la vida”, indicó ayer Morales con relación a reportes desvelados en el libro de Main y Beeton, y comentados, el sábado, por el ministro Quintana.

La Embajada de EEUU, en un comunicado, calificó ayer de “falsas y absurdas” las acusaciones “difundidas por algunos funcionarios del Gobierno de Bolivia”, y negó una conspiración que derive en el asesinato de Evo Morales. El vicepresidente Álvaro García Linera, en un acto público realizado el domingo en Cochabamba, leyó algunos párrafos del texto que fue citado por Quintana y reseñado por el periódico digital ruso Russia Today (RT).

A las 20.15 del 17 de septiembre de 2008, la Embajada de EEUU envió a Washington —siempre de acuerdo con los cables recientemente desclasificados— un reporte “secreto” para informar de fuertes rumores de derrocamiento de Evo Morales, vía magnicidio o golpe. Y definió analizar escenarios de concretarse la amenaza.

La legación diplomática estadounidense también informó en 2008 que se creó un Comité de Acción de Emergencia (EAC, por sus siglas en inglés) para enfrentar un posible derrocamiento del presidente Evo Morales.Bolivia y Estados Unidos no tienen relaciones a nivel de embajadores desde el 10 de septiembre de 2008, cuando Morales decidió expulsar al embajador estadounidense de ese entonces, Philip Goldberg, a quien acusó de entrometerse en asuntos internos.

El ministro de Gobierno, Carlos Romero, anticipó ayer que se pedirá un informe a la embajada estadounidense, sin perjuicio de iniciar acciones en el ámbito de la Justicia internacional. El líder del opositor Partido Demócrata Cristiano (PDC), el expresidente Jorge Quiroga, le restó importancia a la denuncia del Gobierno tras calificar a los cables divulgados por WikiLeaks como “chismes de cóctel” que “están lejos de ser información oficial”.

Los cables de alerta

- El 17 de septiembre de 2008, la Embajada de EEUU reportó “rumores de derrocamiento de Morales, vía magnicidio o golpe” de Estado.

- Legisladores opositores y del oficialismo se mostraron interesados en crear una comisión especial para tratar este caso.

El Presidente condecora a 6 ciudadanos cubanos

“Por su lucha antiimperialista”, el mandatario Evo Morales impuso ayer la medalla Legión de Honor Andrés Santa Cruz a seis ciudadanos cubanos. Cinco de ellos guardaron detención durante 17 años en Estados Unidos, donde se les acusó de espionaje, y uno estuvo preso en Somalia, donde combatió a fines de los años setenta.

Gerardo Hernández, Fernando González, Antonio Guerrero, Ramón Labañino y René González son conocidos como “Los Cinco” que estuvieron presos en varias cárceles de Estados Unidos. Orlando Cardoso fue capturado por las tropas somalíes mientras combatía en tierras etíopes a fines de los años setenta del siglo XX.

“Es un honor y un orgullo recibirlos en el Palacio de Gobierno y condecorarlos, es un pequeño reconocimiento, con mucho respeto, con mucha admiración de su lucha y de su valentía”, afirmó ayer el Jefe del Estado. Además, el gobernante aprovechó para pedir que su colega estadounidense Barack Obama “cumpla con levantar el bloqueo a Cuba”. Washington y La Habana restituyeron este año sus relaciones diplomáticas a nivel de embajadas.

EEUU asegura que no conspiró

A través de un comunicado, divulgado ayer, la embajada estadounidense rechazó “acusaciones difundidas por algunos funcionarios del Gobierno de Bolivia”. Aseguró que esas versiones son “falsas y absurdas”. “El Gobierno de Estados Unidos no estuvo involucrado en ninguna conspiración, intento de derrocar al Gobierno de Bolivia o de asesinar al presidente Morales. Este tipo de acusaciones infundadas no contribuyen a mejorar las relaciones bilaterales”, se lee en el reporte que fue dado a conocer ayer por la noche desde esa legación diplomática.

El ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, el sábado, en una rueda de prensa acusó a la legación de haber promovido en 2008 un plan de desestabilización que incluyó la muerte del mandatario Evo Morales. La denuncia, que tomó como base unos cables diplomáticos desvelados por WikiLeaks, también incluyó un reporte en el que la misión diplomática estadounidense creó un Comité para enfrentar un escenario ante un probable golpe de Estado.

“Las embajadas de EEUU en el mundo convocan a un Comité de Acción de Emergencia para proponer planes de contingencia como una práctica rutinaria, para garantizar la seguridad del personal de la misión, en caso de información sobre posibles disturbios sociales u otras acciones hipotéticas”.

Adicionalmente, en el comunicado, la Embajada de EEUU defendió las garantías que tiene el personal diplomático para poder reunirse con representantes de la sociedad civil y autoridades elegidas por el voto en los países receptores. Citó para ello la Convención de Viena y la Convención de Ginebra. El Gobierno expulsó, en septiembre de 2010, al Embajador de EEUU tras acusarlo de intromisión en asuntos internos del país.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia