Elecciones 2019

Carlos Mesa Gisbert: 'Aquí solo hay dos candidatos; ganaré en la primera vuelta'

El candidato a la presidencia por Comunidad Ciudadana (CC) habló sobre su propuesta de gobierno. Acusó a su rival Óscar Ortiz de trabajar para el presidente Evo Morales, con el fin de ganar. Si logra la presidencia, gobernará desde el Palacio Quemado.

El candidato a la Presidencia por la alianza Comunidad Ciudadana, Carlos Mesa.

El candidato a la Presidencia por la alianza Comunidad Ciudadana, Carlos Mesa. Foto: Christian Calderón

La Razón Digital / Luis Mealla / La Paz

13:35 / 09 de septiembre de 2019

En la recta final para las elecciones generales del 20 de octubre, el candidato a la presidencia por Comunidad Ciudadana (CC), Carlos Mesa, recibió al Animal Electoral, para referirse a su programa de Gobierno y las labores proselitistas.

Dijo que, a estas alturas y conocidos los resultados de distintas encuestas, él y Evo Morales son los únicos candidatos con posibilidades de ganar. Se declaró perseguido por ser contrario al Gobierno. Optó por no hablar de la denuncia en su contra por un presunto cobro de dinero, en 2002, para ser candidato a la vicepresidencia por el Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR).

— ¿Cómo se proyecta de aquí en adelante la campaña? ¿Ya se debe trabajar a contrarreloj?

— Estamos en la recta final, es el momento decisivo de la campaña. Formalmente hay un mes, pero la realidad es que llevamos un año de campaña, yo presenté mi candidatura el 6 de octubre del año pasado por el adelanto artificioso y arbitrario de las primarias, que en realidad fue un invento para “legalizar” y “legitimar” la candidatura de Evo Morales.

— ¿Qué le anima a meterse en la carrera electoral, ya que en reiteradas oportunidades dijo que no iba a ser candidato? ¿Por qué cambió su palabra?

— Un sentido de responsabilidad, una conciencia evidente de que este proceso de autoritarismo es muy complicado y la evidencia de que, como nosotros decimos, ya es demasiado. Son demasiados 13 años de gobierno y la pretensión de una reelección indefinida, es demasiada injusticia con un sistema judicial podrido, una Policía vinculada a la corrupción, es demasiada falta de capacidad para manejar la salud, es demasiado narcotráfico, es demasiado autoritarismo. Creo que son elementos que explican perfectamente el imperativo de una candidatura.

— ¿Cree que habrá segunda vuelta, en función a las percepciones recogidas en las recientes encuestas?

— Apuesto por ganar en primera vuelta, como corresponde a un candidato que tiene la fortaleza que nosotros tenemos, pero indudablemente, estamos en el trance, en el umbral de construir historia, independientemente si hay primera vuelta o no. Creemos que vamos a ganar esta elección y ratificamos, de ese modo, lo que filosófica e históricamente le ha dicho el pueblo boliviano a Evo Morales; el 21 de febrero fue un No a la reelección indefinida, fue un no al autoritarismo, fue un no a una persona que lo representa todo y creemos que eso se va a redituar, va a reafirmarse en el voto del próximo 20 de octubre.

— Pero según las encuestas, habrá segunda vuelta...

— Las encuestas, en diferentes contextos, plantean un resultado que lo que más me importa es destacar que coinciden en lo mismo, es que aquí hay solo dos candidatos con opciones de ganar la presidencia: el candidato ilegal Morales y candidato de Comunidad Ciudadana, Mesa.

— ¿El voto propio y de los indecisos pondrá peso a la balanza?

— Estamos yendo al voto nuestro, que está consolidado y a los indecisos que probablemente en el pasado votaron por Evo Morales, pero están desencantados. Lo más importante, la conciencia de que no se puede confiar en alguien que te dice ‘yo voy a gobernar escuchando al pueblo’ y viene el 21 de febrero (de 2016) cuando da una respuesta categórica por un No y, entonces, el Presidente se olvida de escuchar al pueblo.

— ¿Cómo coordinará con dirigentes y movimientos sociales afines al MAS?

— Mi llegada a la presidencia tiene que ver con la legitimidad del voto, que da fuerza para llevar adelante el programa. Luego hay respaldo, la alianza CC es una estructura política que tendrá representación parlamentaria y legitimidad de la organización en el Ejecutivo. Y hay que entender que quien hoy detenta el poder y que parece controlar los movimientos sociales, cuando haya dejado el poder, no tendrá la misma capacidad porque esa capacidad está alimentada en gran medida por el prebendalismo y la cooptación.

— ¿Qué hará si no tiene dos tercios de voto en la Asamblea?

— Los dos tercios se usan para cosas tan terribles como habilitar ilegalmente al presidente Morales en una candidatura, pero la mayoría absoluta, es decir el 50% más uno de los votos, permite perfectamente llevar adelante un proceso legislativo y una aplicación de leyes viable.

— ¿Qué opina de Óscar Ortiz? Respecto a su candidatura, le acusa de ser funcional al MAS, al negar una oposición unida.

— Es extraordinario que una persona que vota con el Gobierno para destruir el medio ambiente, que hace propaganda política siendo prohibida hasta el 20 de septiembre, con el argumento de que lo hace como senador; una persona que vulnera la Constitución porque tiene que haber renunciado a ser senador, como toda persona con cargo electivo. La respuesta es obvia, cómo puede tener esta actitud una persona que, obviamente, está trabajando con el Gobierno, para el Gobierno y para el triunfo el Gobierno.

Espere

— ¿Por qué debatir con Morales y no con Ortiz?

— Por una razón básica, porque somos los dos únicos candidatos con posibilidades de ganar esta elección y lo que la gente tiene que saber en un contraste directo es el planteamiento y los postulados, ideas, no insultos, no adjetivos, no guerra sucia, entre la propuesta programática del señor Morales y la propuesta programática del señor Mesa.

— ¿Cuál es su plan de gobierno? ¿Pretende hacer grandes cambios a lo que hizo el gobierno de Evo Morales?

— El gobierno recibió ingresos que no ha recibido nadie en toda la historia y el manejo macroeconómico tiene que plantearse, ahora, en el crecimiento económico de manera sostenible; lo que el Gobierno está haciendo ahora es comerse la grasa acumulada a lo largo de los años (...), lo que tiene que ver con incremento de déficit fiscal, incremento de deuda externa y con reducción de reservas del Banco Central.

— ¿Estos ajustes incluyen tocar a las empresas estatales?

— No ha pasado por mi cabeza la idea de las privatizaciones, no hay ninguna razón para ello; pero lo que tenemos que lograr es que nuestras empresas estatales importantes —pienso en YPFB, Entel, o Ende para ponerme ejemplo— sean eficientes, generen recursos y generen ganancias.

— ¿Qué hará con la Casa Grande del Pueblo? ¿Vivirá allá?

— Por qué necesitaría un presidente un edificio de 25 pisos y tener un departamento de 1.100 M2 para vivir y gobernar, eso es un disparate. Ahí está ese venerable Palacio de Gobierno que creo que para el uso del presidente está perfectamente viable.

— ¿Usará el helicóptero?

— En caso de emergencia, por un desastre natural, pero para trasladarte de tu casa al aeropuerto, es simplemente un despropósito.

— La debilidad de su primera gestión ha sido criticada. Felipe Quispe dijo que le será fácil ‘tumbar’ a su gobierno...

— No me sorprende, esa es la lógica en la que funciona Felipe Quispe, viene del terrorismo junto a Álvaro García, ambos han sido líderes terroristas del EGTK (Ejército Guerrillero Túpac Katari) con un fracaso estrepitoso. Le reconozco a Felipe Quispe un mérito importante, construyó un discurso que, aunque yo no lo comparta completamente, permitió el protagonismo indígena en el centro de la sociedad, discurso del que se apropió Evo Morales.

— Dijo que Santa Cruz, Paz Estenssoro y Morales podrían considerarse como los mejores presidentes que tuvo el país...

— No, los más importantes.

— ¿Mantiene esa postura?

— Creo que Andrés de Santa Cruz ha sido el más importante presidente de la historia y el presidente sin el que Bolivia no se entiende, el que construyó la nacionalidad boliviana en ese periodo extraordinariamente fructífero de 1829 a 1831. Paz Estenssoro es el gran estadista del siglo XX y Evo Morales ha sido un presidente de transformación, siendo el primer presidente indígena, tiene una importancia significativa. No me voy a desdecir, creo que Morales es un presidente muy importante, pero lamentablemente va a terminar como un presidente interpretado negativamente por la historia. Una cosa es la importancia y otra la cualidad positiva o negativa.

— ¿Cuántos procesos legales tiene en su contra?

— He tenido ocho procesos de acusaciones, tres de ellos están todavía sin resolver: Quiborax, Camargo-Correa y privatización y capitalización; es espectacular, no he privatizado una hoja de un árbol en Bolivia y estoy acusado de privatizar y capitalizar. Son la típica espada de Damocles. El Ministerio Público y los fiscales no son otra cosa que el equivalente a los paramilitares de las dictaduras militares, los paramilitares que te perseguían hasta matarte cuando eras opositor político.

— Se suma el dinero que supuestamente recibió en 2002

— Lo que suma es la acusación de un descalificado. Cuando haya un carácter jurídico contestaré, mientras tanto a la guerra sucia de personas de ese calibre no voy a dedicar ni un segundo.

Perfil Político

Nombre: Carlos Diego Mesa Gisbert

Profesión: Historiador y periodista

Cargo: Candidato a la presidencia por Comunidad Ciudadana (CC).

Luego de una destacada carrera periodística, llegó a la vicepresidencia en 2002. Tras la crisis de octubre de 2003 asumió la presidencia del Estado. Renunció al cargo en 2005, en medio de una ola de protestas sociales. Fue portavoz de la demanda marítima. (09/09/2019)

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia