Demanda Marítima

Arce: 'Las líneas de defensa chilena han sido devastadas’

El equipo jurídico boliviano expuso entre el lunes y martes los argumentos de la demanda y rebatió los intentos chilenos por negar una obligación de negociar. El ministro de Justicia, Héctor Arce, destacó lo hecho en la Corte Internacional de Justicia.

El presidente Evo Morales y el equipo boliviano en los alegatos orales. Foto.Cancillería

El presidente Evo Morales y el equipo boliviano en los alegatos orales. Foto.Cancillería

La Razón Digital / Carlos Corz / La Paz

08:54 / 21 de marzo de 2018

En dos jornadas de alegatos orales los abogados del equipo boliviano refutaron los argumentos chilenos que pretenden negar su obligación de negociar la demanda marítima. Para el ministro de Justicia, Héctor Arce, en los hechos "las líneas de defensa de Chile han sido devastadas” con argumentos que sustentan jurídicamente esta exigencia.

“Todas la líneas de defensa de Chile han sido prácticamente devastadas, han sido echadas por tierra en base a la contundencia y claridad de los argumentos histórico y, fundamentalmente jurídicos”, aseguró la autoridad, que forma parte del equipo jurídico y que participa de esta fase oral de los alegatos en el juicio planteado en la Corte Internacional de Justicia (CIJ).

Entre el lunes y martes los juristas defendieron los argumentos del juicio que busca que se obligue a Chile cumplir con sus compromisos hechos a lo largo de la historia de negociar una salida soberana al Pacífico, pera también rebatieron la estrategia del país demandado de intentar convencer a los jueces de la inexistencia de esa obligación.

Chile argumentó, entre otros aspectos, que Bolivia renunció “tácita o implícitamente” a negociar, que cada negociación abierta fue autónoma y que la negociación de Charaña (1975) puso fin a esa fase. Bolivia respondió que en ningún momento abandonó su demanda de volver al mar con soberanía y que prueba de ello son los diálogos instalados, entre ellos el iniciado en 2006.

Además se demostró que los compromisos y negociaciones tuvieron continuidad e interrelación más allá de 1975. La estrategia boliviana también recurrió a la jurisprudencia para mostrar que los compromisos inscritos en los ofrecimientos unilaterales, acuerdos y la práctica diplomática generan derechos, que hoy reclama se cumplan.

Arce destacó los argumentos expuestos en las dos jornadas de las audiencias orales, que son la última etapa antes de la sentencia, y señaló que se demostró que el Tratado de 1904, que fijó los límites de ambos Estados, no resolvió el diferendo bilateral arrastrado desde 1879 tras la invasión y posterior guerra que cercenó a Bolivia su cualidad marítima.

“Chile se ha visto desprotegido de sus elementos de defensa y ha tenido que echar mano de una serie de situaciones que no corresponden a la verdad. Chile, por ejemplo, ha intentado en su dúplica y seguramente lo va a hacer mañana y pasado tratar de atacar los actos jurídicos en los que se basa la demanda boliviana, negando su carácter jurídico”, anticipó.

Este jueves y viernes es el turno de Chile para exponer su defensa oral. A esa fase se llegó tras la presentación de la memoria por parte de Bolivia, la contramemoria por parte de Chile y la réplica y dúplica, respectivamente. Para la siguiente semana está prevista la segunda ronda de alegatos orales.

“El acto de invasión de 1879, el acto de privarnos de nuestro Litoral por, declaraciones, por reconocimientos, por actos jurídicos en los que ha incurrido Chile antes del Tratado de 1904 y muchas ocasiones después han consolidado un derecho de obtener un acceso soberano al océano Pacífico en base a la negociación”, explicó Arce sobre la base de la demanda.

El presidente Evo Morales junto a una misión oficial estuvo en las dos jornadas de alegatos en La Haya y en las últimas horas retornó a Bolivia para retomar sus actividades. (21/03/2018)

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2
3 4 5 6 7 8 9
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia