Nacional

Desde 2015 se prevé ‘cortar’ el 100% del agua del Silala

Uso. En el manantial funcionarán cuatro proyectos que se estima consumirán el total de estas aguas.

La Razón / Luis Mealla / Silala

00:00 / 17 de marzo de 2013

Es “inminente” el corte total de las aguas del Silala que van a territorio chileno, sostuvo el gobernador potosino, Félix Gonzales, aunque matizó que será un proceso paulatino. En 2015 funcionarán cuatro proyectos que, según estima la autoridad, consumirán el total de las aguas.

El Gobernador de Potosí indicó que el primer paso ya fue dado con la conclusión de la construcción del criadero de truchas. Dijo que si bien este proyecto implicará la toma de sólo el 5% de las aguas que van a territorio extranjero, ya están listos otros tres, que supondrán tomar el 100% del líquido elemento.

“Ésta es sólo una muestra, en el marco de la soberanía territorial, de que estamos decididos a usar esas aguas que pertenecen a Bolivia. Chile se ha beneficiado por tantos años de este recurso y no ha pagado nada al Estado. Si ellos no quieren negociar nuestra soberanía marítima, estamos mandando este tipo de mensajes para que sepan que nosotros tampoco regalaremos nuestra valiosa agua”, señaló el Gonzales.

La autoridad precisó que ya se tiene los proyectos a diseño final de una embotelladora de agua, una central hidroeléctrica y, por último, el bombeo de estas aguas hacia la Laguna Colorada, importante recurso turístico ubicado a 15 kilómetros del Silala, el cual se pretende salvar de las continuas sequías que sufre actualmente.

“Lo más seguro es que desde el segundo semestre de esta gestión (2013) arranquemos con la construcción de la planta hidroeléctrica, ya que para la embotelladora de agua la podremos instalar sólo una vez que haya energía eléctrica, por tanto, se dará prioridad al primer proyecto”.

El gobernador Gonzales añadió que una vez determinado el presupuesto de la hidroeléctrica, el proyecto será licitado desde julio.

De acuerdo con la autoridad, la hidroeléctrica tomará más del 10% del curso de agua. La embotelladora y el bombeo del líquido hacia la Laguna Colorada supondrá una toma de más del 60%. Por tanto, entre todos los proyectos, una vez entren en ejecución, se tomará la totalidad de ese recurso, remarcó Gonzales.

El Gobernador potosino reveló que si bien no recibió ningún llamado o queja de las autoridades de Chile por los proyectos que están previstos a ejecutarse en el Silala, varios medios de comunicación de ese país se comunicaron con él para manifestarle la preocupación extranjera y además solicitarle detalles de estas construcciones.

“Varios periódicos de Chile me llamaron para averiguar sobre los proyectos que estamos haciendo; se les ha dado los datos de las construcciones que estamos encarando y de las que vamos a ejecutar en los siguientes meses”, afirmó.

Para Gonzales, la “deuda histórica”por concepto de las aguas que usaron los chilenos por más de “100 años de explotación (...) llega al menos a $us 1.000 millones.

“Gracias a nuestras aguas ellos tienen ingresos fabulosos de más de $us 5.000 millones para el Gobierno chileno, a través de la minería al norte de Calama, además de la producción agropecuaria. Se viene un cierre paulatino, con la envasadora de agua y luego el bombeo hacia la Laguna Colorada. Estamos en camino para que, desde 2015, Chile no reciba más de agua”, reiteró la autoridad departamental.

Por ahora el primer proyecto en ejecutarse, el de criadero de truchas (ya concluido), está a cargo de una unidad del Ejército boliviano.

La Gobernación potosina señaló que capacitará a los militares para que puedan realizar la crianza de las truchas en coordinación con funcionarios de la Dirección de Desarrollo Agropecuario, quienes administrarán el proyecto cuando entre oficialmente en funcionamiento.

50 truchas crecen en el manantial

El 21 de febrero concluyó la construcción del criadero de truchas en el Silala, ubicado en el de-sierto Quetena, al sur de Potosí. Se invirtió alrededor de Bs 40 mil. La Razón constató que en el lugar ya se crían al menos 50 peces.

Las bajas temperaturas de la región no son un problema, ya que las truchas están acostumbradas a vivir y reproducirse en esas condiciones, explicó Raúl Mendizábal, director de Desarrollo Agropecuario de la Gobernación potosina.

Para esta semana llegarán otras 60 truchas desde el lago Toro, de Potosí, y el Titicaca, de La Paz. “Son al menos tres especies que se harán llegar hasta el criadero del Silala, entre ellas la trucha Arco Iris, que es una de las más grandes”. Se estima que se producirán más de 23 mil truchas por año para ser comercializadas a escala local y nacional, además de convertir el lugar en otro atractivo turístico más.

“El proyecto está concluido al 100%, es decir, ya están construidas las seis piscinas, además de construcciones complementarias como la aducción y una cámara de desove. Estimamos hacer la entrega definitiva y la inauguración el viernes 22 de marzo”. Para este acto se invitó al Presidente.

Una vez consolidada la primera camada de peces, luego se incorporará alevines (crías de trucha) y se trabajará en la aclimatación de las otras variedades.

La succión de líquido elemento (del manantial hacia las piscinas) será continua, ya que el agua de los estanques debe ser cambiada a diario para oxigenar a los peces.

La infraestructura consta de seis piscinas: cuatro de ocho metros de largo y cinco de ancho, y las otras dos de doce metros de largo y cinco de ancho. Todas tienen un metro y medio de profundidad, donde ya nadan los 50 peces que fueron traídos por la Gobernación potosina y son criados por los soldados del Puesto Militar Adelantado Silala  Mayor José Mendizábal.

El proyecto fue levantado por la empresa RTG Construcciones, propiedad del oficial Ciro Torrico Martínez, quien para edificar el criadero durante seis meses empleó a 25 soldados, además de obreros civiles, y coordinó con cinco ingenieros de la Gobernación potosina.

Alcaldía y Gobernación no coordinan unas obras

El gobernador Félix Gonzales dijo que el siguiente proyecto a construirse en el Silala será la planta hidroeléctrica, pero La Razón constató que hace tres semanas un grupo de obreros contratados por la Alcaldía de San Pablo de Lípez realiza la primera fase de una embotelladora.

La estructura se encuentra a un kilómetro del puesto militar del Silala. Allí se construye la pequeña represa que estará concluida en abril, según Juan Huayta, encargado del grupo.

“Se trata de la primera fase de la embotelladora de agua. Desde uno de los ojos de agua, se ha hecho la conexión de una cañería de dos pulgadas que va a llevar el líquido al estanque; se almacenará aproximadamente 50 cubos, 50 mil litros de agua”, explicó Huayta.

Esta primera fase costará Bs 190 mil, “pero tenemos entendido que todo el proyecto de la embotelladora costará al menos unos Bs 11 millones.

No podemos precisar cuánto de agua se va a emplear, pero se va a reducir gradualmente de forma significativa”, agregó el contratista.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia