Seguridad nacional

Bolivia y Brasil realizarán operativos en la frontera

El plan bilateral diseñado por ambos países, al cabo de dos días de reunión en Santa Cruz de la Sierra, contempla tareas de control en el marco de las operaciones Ágata y Centinela.

Santa Cruz. La secretaria de Seguridad de Brasil, Regina Miki, y Felipe Cáceres, tras la reunión de ayer.

Santa Cruz. La secretaria de Seguridad de Brasil, Regina Miki, y Felipe Cáceres, tras la reunión de ayer. conaltid.

La Razón / Iván Condori / Santa Cruz

03:45 / 16 de mayo de 2013

Autoridades de Bolivia y Brasil acordaron ayer la ejecución de una serie de operaciones combinadas en contra del narcotráfico, tráfico de armas, trata de personas, migración ilegal y del contrabando, además del refuerzo de la unidad financiera para evitar la legitimación de ganancias ilícitas.

El plan bilateral diseñado por ambos países, al cabo de dos días de reunión en Santa Cruz de la Sierra, contempla tareas de control en el marco de las operaciones Ágata y Centinela, que tienen por finalidad erradicar acciones delictivas en la frontera entre ambos países. Si bien inicialmente Bolivia participaba en esos operativos en calidad de observador, ahora formará parte de las acciones represivas.   

El viceministro de Defensa Social, Felipe Cáceres, y la secretaria de Seguridad Pública de Brasil, Regina Miki, adelantaron que el combate a las acciones ilegales se realizará por las vías aérea, terrestre y fluvial.

Análisis. Cáceres aseveró que el principal problema que aqueja a ambos países es el tráfico de cocaína. “Hemos profundizado el análisis sobre oferta y demanda”, declaró.  Desde la perspectiva de la autoridad boliviana, “ha sido oportuno el convenio bilateral que se firmó entre los dos países, el mismo que contempla la cooperación en materia de intercambio de información e Inteligencia y apoyo logístico en la lucha contra la sustancia controlada”.

Agregó que el trabajo bilateral también buscará erradicar el comercio ilegal de armas de fuego, la trata y tráfico de personas y el contrabando. El Viceministro de Defensa Social indicó que la frontera entre ambos países tiene una longitud de cerca de 3.700 kilómetros y que por falta de puestos militares o policiales, además de efectivos que vigilen la zona, dio lugar a que ingresen narcotraficantes o delincuentes que tienen nexos con el crimen organizado.

Por estrategia, las autoridades de ambos Estados evitaron dar a conocer la fecha del inicio de las operaciones, aunque afirmaron que las mismas se darán durante este año. Cáceres anunció que los puestos fronterizos bolivianos de Puerto Quijarro, San Matías y del departamento de Pando, que son considerados estratégicos, serán reforzados con mayor número de policías para evitar el ingreso al país de armas y personas con antecedentes penales.

“Para la lucha contra lo ilícito se cuenta con un presupuesto inicial de 20 millones de dólares y, adicionalmente, se sumarán otros 16 millones de dólares, con los que Bolivia está preparada económica y profesionalmente para afrontar este desafío”, informó Cáceres.

Miki explicó que en las operaciones Ágata y Centinela participan cerca de 35.000 hombres, entre Fuerzas Armadas y Seguridad Pública. “Tenemos identificados 34 puntos que son vulnerables en la frontera de Brasil con países vecinos; de ellos, entre seis y cinco están en el límite con Bolivia”, dijo. El jefe de la Policía antidrogas, coronel Gonzalo Quezada, manifestó que este acuerdo es de vital importancia para la lucha contra el narcotráfico.

Datos de interdicción

Cocaína

En lo que va del año se confiscaron cerca de siete toneladas de cocaína y se destruyeron más de una veintena de laboratorios de cristalización de droga, según Felipe Cáceres, viceministro de Defensa Social.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia