Seguridad nacional

Bolivia espera datos antidrogas de Washington

Posición. Arribo de tropas de EEUU a Perú no afecta al país, afirma Moldiz.

Interdicción. Una avioneta con droga confiscada en Charagua, en 2014. Foto: Iván Condori- archivo

Interdicción. Una avioneta con droga confiscada en Charagua, en 2014. Foto: Iván Condori- archivo

La Razón (Edición Impresa) / Angélica Melgarejo / Cochabamba

01:44 / 27 de febrero de 2015

El ingreso de marines estadounidenses a Perú para entrenar al Ejército peruano en tareas antidrogas no afectará el trabajo bilateral que tiene Bolivia con el vecino país, dijo el ministro de Gobierno, Hugo Moldiz. Más bien, pidió a Estados Unidos ayudar con información efectiva.

Así respondió Moldiz cuando fue consultado sobre el arribo al Perú de un segundo contingente de soldados de Estados Unidos, el 19 de febrero, tras recibir una autorización congresal. Los 3.200 efectivos estadounidenses tienen previsto llegar al Perú en tres etapas en este año. Moldiz sostuvo que cada país es soberano y libre de tomar decisiones en función de políticas de gobierno. “El Perú tiene una relación desde siempre con Estados Unidos y la DEA (Administración para el Control de Drogas)”, señaló y desestimó problemas en torno a los acuerdos bilaterales con Bolivia en materia antinarcóticos.

A diferencia del vecino país, indicó que en Bolivia se cuenta con un modelo que no necesita la presencia de la DEA. Agregó que lo único que puede hacer Bolivia es intercambiar información, pero con la exigencia de reciprocidad y respeto.

“Estados Unidos debería de saber que exigimos de parte suya el control en el lavado de bienes ilícitos o activos y precursores. Veremos si se toman la molestia de reducir la cantidad de demanda que hay en su país, antes que regularla, que es lo que ha hecho junto a la DEA”, agregó.

El convenio de “cooperación militar” entre Perú y EEUU prevé la ayuda para combatir “insurgentes y narcotraficantes”, intercambiar conocimientos en materia de combate y contrarrestar el creciente uso de artefactos explosivos. La instrucción comenzó en Villa Rica, Oxapampa, donde se hizo fuerte Sendero Luminoso y que ahora resurgió por su alianza con cárteles del narcotráfico.

Según Moldiz, la ayuda requerida por Bolivia es información y verdadera lucha contra el tráfico de drogas y precursores, un negocio que fue “regulado” por el país del norte porque le es rentable. “Es un negocio típicamente capitalista, se invierte, se tienen altas tasas de ganancia, generación de plusvalía muy alta, y en ese país es donde se encuentran los grandes millonarios vinculados con tráfico de drogas, trata de blancas, industria cultural y tráfico de armas”, dijo.

El primer contingente de 58 soldados arribó a territorio peruano el 1 de febrero. El segundo, de 67 soldados, lo ha  hecho el día 15 del mismo mes, estarán 30 días. El tercero desembarcará el 1 septiembre de este año.

Incautan 27 avionetas de narcos

  • Trabajo

En 2014, el viceministro de Defensa Social, Felipe Cáceres, informó que en esa gestión la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (FELCN) se incautó de 27 avionetas que transportaban cocaína hacia Bolivia.

  • Origen

La sustancia controlada se maneja en el “Puente Aéreo” que fue develado por la Policía de Bolivia y Perú. La droga llega al norte de La Paz desde el  Valle de los Ríos Apurímac Ene y Mantaro (Vraem).

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia