Columnistas

Arica, tan cerca y tan lejos...

¿Por qué no retomar otra vía de integración de nuestros pueblos mediante la línea ferroviaria?

La Razón (Edición Impresa) / Esteban Ticona Alejo

23:18 / 03 de junio de 2016

Hace pocos días, por casualidades de la vida tuve la oportunidad de visitar la linda ciudad chilena de Arica. Pude recorrer algunos lugares emblemáticos como el puerto; el Morro (o mirador), desde donde se divisa casi toda la ciudad y el viejo edificio del ferrocarril Arica–La Paz; además de caminar cerca del mar, algo que para mí es absolutamente gratificante en el sentido espiritual.

Ya no hay vuelos directos como otrora desde la ciudad de La Paz a Arica y viceversa. Además, el servicio de buses desde la ciudad chilena no es de los mejores, pues adolece de una atención de primer nivel, porque en su recorrido tiene que atravesar el paso migratorio, que no brinda ninguna atención adecuada a los viajeros, sobre todo en nuestra Aduana, porque uno está obligado a cruzar la frontera arrastrando sus maletas. ¿Por qué no se implementa un sistema de control de equipajes/pasajeros que no obligue a los pasajeros a bajar y remolcar sus maletas? En medio de camiones de alto tonelaje uno no divisa fácilmente hacia dónde debe dirigirse para subir nuevamente al bus en la que viaja. ¡Qué desconsideración!

Aquí es un asunto de atención básica al pasajero: somos personas que exigen su derecho de ser tratados como es debido. Es cuando surge una pregunta: ¿por qué no retomar otra vía de integración de nuestros pueblos mediante la línea ferroviaria que fue cerrada en Arica por el exdictador Augusto Pinochet en los años 70? Según los pobladores, Pinochet cerró las operaciones de la empresa de ferrocarril para favorecer a los empresarios del transporte, y el resultado de esa decisión es absolutamente un desastre. Desde Bolivia, ¿no es posible retomar la vía ferroviaria para llegar a Arica con una mejor atención y rapidez? Además, ¿por qué no se interesa alguna aerolínea en hacer vuelos regulares? ¿No le atañe a nuestra Boliviana de Aviación (BOA) abrir otras rutas de integración? ¿Y a los de Amaszonas no les conviene extender sus vuelos?

Sin embargo, lo más interesante de nuestra breve estadía fue la oportunidad de presenciar el concierto de Los Jaivas, aquel grupo musical que tiene 50 años de trayectoria artística. ¡Qué privilegio de escuchar su música en directo en las faldas del Morro! Canciones como Alturas de Machupijchu  fueron el deleite de los asistentes, que concurrimos masivamente.

En esa noche cultural, llamaron mi atención la entonación de muchos sonidos y bailes de origen boliviano, como caporales, tobas, morenadas y hasta nuestros taquiraris, interpretados por grupos musicales y de baile teloneros (entre hombres y mujeres) antes de la presentación de los Jaivas. Fue muy grato escuchar a un solista interpretar la canción Gracias a la vida de Violeta Parra, pero con fragmentos traducidos al aymara. Años atrás esta forma de manifestación musicial, profundamente andina, era casi imposible en Chile; pero hoy se habla esa lengua ancestral, por eso a nadie sorprendió escuchar en la velada la palabra “jallalla”, enunciada a modo de agradecimiento a la Pachamama por los integrantes de los grupos musicales folklóricos. Así de cerca estamos culturalmente entre Bolivia y Chile (Arica), aunque las políticas de migración y de aduana nos hacen muy distantes.

Por las consideraciones mencionadas, urge seguir implementando la diplomacia de los pueblos, y particularmente la diplomacia cultural de los pueblos, tarea que tiene que seguir apostando nuestra Cancillería, a través de nuestros consulados. Wali kusisiñawa jiwasanakan thuqhuwinakasaxa wali munapxi, wali thuqt’apxi Arica markana. Ch’amanchaña uka sarnaqawinakaxa, ukhamatwa jiwasanakan lurawinakasa uñt’atanixa. ¿Janicha ukhamaxa?

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia