Columnistas

El G20 y las condiciones dispares

Las condiciones dispares de cada país dificultan la posibilidad de ejecutar medidas coordinadas.

La Razón (Edición Impresa) / Armando Álvarez Arnal

00:04 / 11 de septiembre de 2016

Al comenzar la semana que concluye, se llevó a cabo en la ciudad china de Hangzhou la cumbre del denominado Grupo de los Veinte (G20), conformado por los 20 países desarrollados y emergentes considerados los más influyentes del planeta. Si bien del encuentro no surgieron medidas concretas para enfrentar la actual desaceleración económica mundial, los líderes de los países miembros han acordado elaborar un plan de acción para ese propósito, y han coincidido en que dicho plan debe permitir un crecimiento más incluyente a fin de que sea sólido y sostenido.

Sin embargo, las condiciones económicas y sociales dispares de cada país dificultan la posibilidad de implementar medidas coordinadas.

Esas condiciones económicas y sociales dispares se reflejan, por ejemplo, en las medidas que, por un lado, viene aplicando el Banco Central Europeo (BCE) y, por otro, el Banco Central estadounidense (FED). En la semana que concluye el BCE determinó mantener en la eurozona la tasa de referencia en el 0%, la tasa negativa de -0,4% por los depósitos que recibe de los bancos comerciales, y la impresión de 80.000 millones de euros mensuales para adquirir bonos soberanos emitidos por los países miembros de la UE y otros activos. Estas medidas, que abaratan el costo del dinero e inyectan una gran cantidad de liquidez, persiguen fomentar el consumo y la inversión y así impulsar la economía, lo que no se ve reflejado en el bajo crecimiento del 0,3% registrado en el segundo trimestre del presente año, inferior al 0,5% registrado en el primer trimestre.

Por su lado la FED, que dejó de emitir dólares para adquirir bonos soberanos y otros activos a fines de 2014 y subió la tasa de referencia del rango 0% - 0,25% al rango de 0,25% - 0,50% en diciembre de 2015, se encuentra ante el dilema de mantener la tasa de referencia en esos niveles o incrementarla en algún momento del presente año. A inicios de la actual gestión, la FED manifestó su intención de aumentar la tasa de referencia cuatro veces durante el 2016, lo que no pudo hacer en lo que va del año por la desaceleración de la economía china y el impacto que ello generó en los mercados bursátiles, de materias primas y divisas, y posteriormente por el brexit, a pesar de que la economía estadounidense está creciendo, el desempleo se encuentra por debajo del 5% y el consumo se recupera mes a mes. La única variable que no registra el comportamiento deseado por la FED es la inflación, que se encuentra por debajo del objetivo del 2%, debido fundamentalmente a que los salarios no se han incrementado como se esperaba.

Sin embargo, mantener la tasa de interés de referencia da la señal de que la economía estadounidense aún no está bien, lo que desalienta un mayor consumo e inversión, necesarios para mejorar el crecimiento. Debido a que la generación de empleo en agosto fue inferior al esperado, es poco probable que la FED incremente la tasa de referencia en la próxima reunión que mantendrán sus autoridades a fines del presente mes, pero es altamente probable que lo haga en diciembre. Si ello ocurre, es posible que los inversionistas europeos que están asumiendo tasas negativas retiren sus recursos de la eurozona e inviertan en activos estadounidenses, lo que si bien debilitaría el euro frente al dólar y favorecería las exportaciones de la eurozona, reduciría también los recursos para financiar el mayor consumo e inversión que requiere para recuperar su economía.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia