Columnistas

El Grupo-77+China, Bolivia y Rusia

Apreciamos el nivel de interacción de Rusia con el G-77  en muchos temas económico-sociales

La Razón (Edición Impresa) / Alexey A. Sazonov

00:00 / 24 de septiembre de 2014

El Grupo-77 más China está desempeñando un papel cada vez más destacado en la creación de la multipolaridad mundial. En este contexto, los observadores objetivos han señalado el importante papel de Bolivia, que preside esta organización internacional, con la que Rusia mantiene relaciones estrechas.

Primeramente, apreciamos positivamente el nivel de interacción de Rusia con el G-77 en muchos temas de la agenda social y económica. Vale la pena notar los enfoques comunes de Rusia y el G-77 con la aspiración de establecer una agenda pos-2015 (continuidad de la Agenda del Milenio). Tenemos el mismo concepto del desarrollo sostenible como la unidad de las tres “dimensiones”: crecimiento económico sostenible, amplio desarrollo social y protección del medio ambiente. Nuestros enfoques son muy cercanos en lo que se refiere a la definición de las prioridades para la superación de estos desafíos y amenazas globales. Igual que el G-77, contribuimos prioritariamente a la erradicación de la pobreza y el hambre, y para asegurar el acceso a la educación, salud, apoyo social, pleno empleo, industrialización, y la creación de condiciones favorables exteriores para un desarrollo estable.

Rusia respeta y acoge con comprensión el propósito de los países en desarrollo de perfeccionar la gobernanza económica mundial, con tal de que se conserve el papel central de las Naciones Unidas como la organización universal, que posee la mayor legitimidad.

Encontramos justo y fundamentado la manera de plantear la cuestión sobre el reforzamiento del papel de los países en desarrollo y las economías emergentes durante la aceptación de las decisiones que determinan el orden económico mundial. Compartimos la evaluación por el G-77 de la ayuda oficial al desarrollo como una de las principales fuentes de financiamiento externo; y estamos aumentando el potencial de donador, en vista de las prioridades nacionales y las posibilidades objetivas económicas. Rusia, igual que la mayoría de los países en desarrollo (incluyendo a nuestros socios de los BRICS), no admite la denominada “cuarta dimensión” de los temas de la paz, seguridad internacional y derechos humanos impuesta por las contrapartes occidentales, que conduce a la excesiva politización de los debates de la ONU sobre los problemas socio-económicos y ambientales.

Destacamos la similitud de enfoques de manejo de recursos naturales. Al igual que muchos países en desarrollo, Rusia ve la riqueza natural como base del fomento sostenible de sus posesores y apoya la observación incondicional del principio de la soberanía completa e integrante de los Estados sobre sus recursos. Además, junto con los países en desarrollo, Rusia se opone a las sanciones unilaterales económicas y otras medidas injustificadas discriminatorias, aceptadas para presionar políticamente a los Estados soberanos.

Rusia apoyó el 9 de septiembre en la Asamblea General de la ONU la iniciativa impulsada por Argentina y presentada por Bolivia en favor de reducir el poderío aplastante de dólar como instrumento de crédito, y votó con los países del G-77+China contra los “fondos buitre” en ese organismo internacional.

Confirmamos nuestra firme intención de seguir ampliando la cooperación mutuamente beneficiosa con el G-77 in solidum y con los países que forman este organismo internacional apartadamente, basándose en los principios de solidaridad, respeto de los intereses de los socios y no injerencia en los asuntos internos.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia