Columnistas

Huelga y empresas estatales

Abrir la válvula del TGN implicaría volver al ciclo vicioso de las empresas deficitarias.

La Razón (Edición Impresa) / Gabriel Loza Tellería

23:40 / 24 de junio de 2016

reciente huelga general convocada por la Central Obrera Boliviana (COB) y la amenaza de su ampliación rompió un idilio que hasta hace  poco se mantenía entre trabajadores sindicalizados y el gobierno de Evo Morales. La causa de esta ruptura no fue un problema de salarios y precios, la eterna pugna redistributiva, sino el cierre de una empresa privada que estaba en quiebra financiera y que pasó a manos del Estado, hace algunos años, con el nombre de Enatex (Empresa Pública Nacional Textil).

Esto me recordó sin querer a la época del 82, cuando los trabajadores de las empresas estatales eran los primeros que paraban, incluidos los funcionarios públicos sindicalizados, pero por la pelea del salario móvil o indexado a la inflación. Después vinieron los procesos de privatización y capitalización. Ahora el ciclo es a la inversa y se pasó de la privatización a la estatización de las empresas estratégicas y la creación de nuevas. Carlos Villegas, el ideólogo del Plan Nacional de Desarrollo 2006-2011, escribió en la introducción de ese documento sobre el rol del Estado, señalando que “es indispensable su participación en la producción y en la actividad comercial de los sectores estratégicos que garanticen la acumulación interna, al mismo tiempo que proteja y aliente la innovación y la expansión en el resto de los sectores productivos”.

Sin embargo, esta filosofía se trastocó y el Estado se inmiscuyó en los sectores generadores de ingresos y empleos, como denominó el plan al resto de los sectores productivos, con la creación de empresas públicas y, en el caso de Enatex, con la adquisición de una empresa privada en liquidación.

Una experta en cooperación internacional decía que era fácil abrir un proyecto, pero mucho más difícil cerrarlo. Si extendemos este criterio al sector público, podemos decir que es fácil crear una empresa estatal, lo difícil es cerrarla. Lo que hubo en realidad fue un cambio del rol del Estado en la actividad productiva, que  en el Plan Nacional de Desarrollo 2006-2011 establecía limitarse al sector estratégico. Ahora, en la época de vacas flacas, se da el ciclo vicioso de  las empresas deficitarias; es decir que no cumplieron su mandato de generar excedentes económicos, y hoy empiezan a demandar recursos del Tesoro General del Estado (TGN), que tendrían que ser financiados por la expansión del crédito del Banco Central de Bolivia (BCB) al sector público. Por tanto, hay dos opciones: cerrar o abrir la válvula de préstamos del TGN. Abrir la válvula implicaría volver a la fase crítica de la revolución del 52 o del gobierno de Hernán Siles, cuando la demanda de créditos por parte de las empresas públicas no era para generar nueva inversión, sino para pagar salarios, contribuyendo a generar una mayor presión inflacionaria.

La experiencia de Enatex me trajo a la memoria el caso de Lloyd Aéreo Boliviano (LAB), cuando, durante la segunda semana de gobierno del presidente Evo Morales, los trabajadores de esa aerolínea presionaron para estatizarla. El ministro de Obras Públicas, Servicios y Vivienda, Salvador Ric, con base en un dato de UDAPE que advertía que la deuda del LAB superaba los $us 100 millones, le recomendó al Mandatario no estatizar la compañía, pues ello implicaba “cargar con el muerto”, es decir, hacerse cargo de algo de lo que uno no era responsable, como se decía en la Edad Media. Para el propietario del LAB esto equivalía a “hacer perro muerto” (irse sin pagar la comida consumida en un restaurante).

Hay que aprender de las lecciones que nos da la historia económica, para lo cual sugiero leer mi Breve reseña de historia monetaria de Bolivia, publicada por el BCB. 

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia