Columnistas

Intuición y agenda

Me interesa destacar las inflexiones discursivas en la Agenda Patriótica del Bicentenario.

La Razón (Edición impresa) / Fernando Mayorga

23:57 / 03 de agosto de 2013

El avance del proyecto estatal del MAS no es el despliegue de un modelo ideal contenido en la CPE. Está más cerca de la artesanía política que del diseño tecnocrático y de una teleología con pretensiones hegelianas. Ese rasgo no es una mala noticia. Primero, porque existe un amplio margen de inventiva e innovación, que se combina con la improvisación e ineficiencia en la gestión pública. Segundo, no existe una racionalidad dominante en el discurso gubernamental, puesto que unas veces apela a la industrialización, otras a la apertura a la inversión extranjera, contradictoriamente reivindica los derechos colectivos y defiende la integración territorial. Se trata de una combinación entre balance de la situación y revisión continua de las decisiones, a la usanza de la cultura sindical. Por eso, Evo Morales sigue marcando el derrotero de la construcción del Estado Plurinacional bajo pautas minimalistas, y lo hace de manera intuitiva a partir de definir lo que es necesario y urgente, como resultado de una evaluación empírica del manejo gubernamental y su relación con la gente.

En ese afán, que es un estilo de acción política, la definición de la Agenda Patriótica del Bicentenario es una medida de mucha importancia. Esta agenda fue esbozada por Evo Morales con cinco objetivos: erradicación de la extrema pobreza, industrialización de los recursos naturales, seguridad alimentaria, universalización de los servicios básicos y soberanía tecnológica. Eso aconteció en el mensaje presidencial del 6 de agosto de 2012. Más adelante, en enero de 2013, sus metas fueron ampliadas y se definieron 13 “pilares”, incluyendo salud, educación y deporte, soberanía financiera, productiva, ambiental y sobre los recursos naturales, integración, transparencia, fiestas y reencuentro con el mar.

No me interesa evaluar la viabilidad de este plan, sino destacar las inflexiones discursivas en el proyecto del MAS y las posibles consecuencias en la edificación del nuevo Estado.  Respecto a las transformaciones discusivas, es preciso resaltar que al situar el horizonte programático gubernamental en el emblemático 2025, año del bicentenario de la creación de la República, el discurso masista recupera una visión de “continuidad histórica” y deja de lado la idea de ruptura y refundación que se manifestaba en el énfasis en la descolonización como retórica y política gubernamental asentada en el indigenismo. El acento en la descolonización se traducía en el rechazo al pasado, porque consideraba que las fases estatales previas a la aprobación de la nueva CPE eran manifestaciones de un Estado “colonial”, ya sea con ropaje republicano o nacionalista-revolucionario. Incluso la caracterización de la agenda como “patriótica” tiene consecuencias de sentido en el discurso oficialista, porque está adscrita a un término afín al nacionalismo, dejando de lado el adjetivo “plurinacional” que acompañaba la discursividad del oficialismo en la designación de instituciones, sujetos y eventos.

Adicionalmente, la Agenda Patriótica puede promover un impulso a las autonomías departamentales y municipales, puesto que el régimen de competencias otorga un rol central a los gobiernos subnacionales para el cabal cumplimiento de las principales metas: erradicación de la pobreza, acceso a servicios básicos y soberanía alimentaria. En otras palabras, las autonomías departamentales deberán ser fortalecidas por el gobierno del MAS dejando de lado la tendencia oficialista a la recentralización estatal. Existen otras aristas en este asunto que las dejo en el tintero. Por ahora solamente espero que el Gobierno se dé cuenta de los alcances de esta redefinición programática, y no apueste al uso instrumental de tipo electoralista de esta Agenda Patriótica.

¿Es mucho pedir?

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia