Columnistas

Pre y postoperatorio

Ese bagaje convierte al médico en un especialista para solucionar complicaciones

La Razón / Luis Kushner

01:05 / 21 de marzo de 2012

Cuando se establece que una enfermedad tiene un componente que no marcha adecuadamente y que la única opción de cura es la cirugía, surgen varias interrogantes y miedos; sobre todo cuando ignoramos cuál podría ser nuestro futuro. ¿Mejoraremos?, ¿nos sentiremos peor después de la intervención?, ¿puede complicarse la cirugía?, ¿el médico estará capacitado para la operación? Son algunas de las preguntas que nos hacemos y pocas veces obtenemos respuestas claras y concisas.

A continuación detallo tres sugerencias que podrían hacer la diferencia a la hora de decidir cómo, cuándo, dónde y por qué operarse. La primera es que ojalá el paciente tenga el tiempo y la paciencia suficientes para buscar un médico con una vasta experiencia en casos como el suyo, y que haya realizado varias operaciones similares; pues ese bagaje lo convierte en un especialista para solucionar complicaciones en caso de que se presenten, importante capacidad que galenos con menos cirugías en su haber podrían carecer.

Un segundo consejo es investigar por otros medios las causas de la enfermedad y las posibles soluciones. Por lo general, en medicina se describe más de una manera de solucionar problemas de salud, pero probablemente sólo una constituye la mejor de las posibilidades; y esto se determina sobre la base de la evidencia en la atención de varios miles de pacientes. Afortunadamente, hoy podemos encontrar información en varios sitios web disponibles para pacientes, foros de preguntas y respuestas, y portales de asociaciones de enfermedades específicas que podrían aclararnos el tema.

Sin embargo, recomiendo discutir con su médico tratante toda la información leída para que, con su guía y explicación, sea más fácil interpretar lo investigado. Se debe estar consciente de que en internet existe todo tipo de información, parte de ésta inadecuada, o que nosotros podríamos estar interpretándola de manera incorrecta, como por ejemplo al confundir dos enfermedades.

Finalmente, sugiero solicitar todas las instrucciones postoperatorias por escrito y una explicación clara de parte del médico que indique cómo debemos proceder para el cuidado de la herida operatoria, el tipo de alimentación que debemos consumir en nuestros domicilios, y los medicamentos a ingerir (analgésicos, antibióticos, anticoagulantes, etc.) con las dosis adecuadas y el tiempo necesario. Cabe recordar que los cuidados hospitalarios pueden ser muy distintos a los cuidados domiciliarios, y ahí es donde podemos cometer errores que nos lleven a una recuperación final con complicaciones.

Tampoco debemos olvidar que nuestra rehabilitación no depende sólo del médico y su capacidad quirúrgica, sino también de nuestra predisposición para que las cosas marchen bien.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia