Columnistas

Premio Casa de las Américas de Cuba

Casa de las Américas lleva adelante una diplomacia cultural desde hace más de medio siglo.

La Razón (Edición Impresa) / Esteban Ticona Alejo

02:54 / 16 de febrero de 2013

Tuve el privilegio de ser invitado a integrar el jurado de la edición 54 del Premio Casa de las Américas de Cuba de 2013, realizado del 21 al 31 de enero del presente año, en La Habana. No es exagerado decir que la Casa de las Américas lleva adelante una diplomacia cultural desde hace más de medio siglo, que le ha permitido tener relaciones culturales y académicas con cultores de todo el mundo.

Para esta ocasión se evaluaron 700 obras, entre poesía, novela, ensayo histórico-social, literatura testimonial, literatura brasileña y un premio extraordinario de estudios sobre las culturas originarias de América. A lo largo de una semana nos tocó vivir en Cienfuegos, a aproximadamente 300 km de La Habana, a más de una veintena de jurados provenientes de 14 países de América Latina y el Caribe, para leer las obras en concurso en las categorías indicadas. Rodeado del mar, los actos protocolares de las autoridades de Cienfuegos, la presentación de libros, visitas a algunos espacios culturales y educativos y, sobre todo, del cariño de la gente, vivimos días de intenso aprendizaje, de convivencia y de reflexión. Tenía la curiosidad de saber si había obras de bolivianos en alguna de las categorías mencionadas,  entonces me dijeron “que fueron muy pocas y que éstas quedaron al margen en una primera evaluación”. Me topé con un trabajo de un boliviano que escribió sobre Honduras, si este compañero hubiese reflexionado sobre el “proceso de cambio” nuestro, quizás hubiera tenido mayor éxito.

¿Cuál fue el resultado de esta versión? En poesía ganó un argentino; en ensayo, un cubano; en literatura testimonial, otro argentino; en literatura brasileña, un brasileño, y en el premio extraordinario sobre culturas ancestrales fue premiada Lucía Guerra, con un trabajo titulado La ciudad ajena: subjetividades de origen mapuche en el espacio urbano. Esta obra analiza la identidad cultural del pueblo mapuche en espacios urbanos chilenos y representados en la poesía mapuche contemporánea. Es una contribución extraordinaria a los estudios emergentes de estudios indígenas urbanos. El análisis crítico literario contribuye significativamente a visibilizar los distintos procesos de reivindicación de los mapuches urbanos, desde la época colonial hasta el presente, mostrando experiencias de confrontación y negociación entre la sociedad chilena y los indios mapuches. Es importante indicar que dentro del premio extraordinario se hizo dos menciones, que representan premios simbólicos muy importantes. La primera fue para Luz María Lepe, de México, con Relatos de la diferencia y literatura indígena, que desarrolla una aproximación crítica desde las matrices del sistema mundo, modernidad/colonialidad y colonialismo interno en su aproximación a la poética del intelectual indígena Natalio Hernández. La otra mención fue para Ricardo Cavalcanti, con De la reluctancia salvaje del pensamiento. Memoria social en los Andes meridionales, estudio interdisciplinario que hace un análisis de la cultura de las serranías quechuas de Chuquisaca. El rastreo de una “memoria subterránea” demanda al autor el empleo de categorías opuestas al historicismo lineal y, por ende, a la lógica simbólica occidental. Ukhamakiirnaqawisaxa. Qhipurunakanwaaymaraaruta wali suma amuyt’askañani, qillqt’askañani.

Documento sin título

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia