Columnistas

Producir y consumir

El reto está en disminuir la importación de alimentos y aumentar la producción agropecuaria

La Razón / Lucía Sauma

00:44 / 30 de mayo de 2013

Frente al apetitoso plato de comida que humea en la mesa, converso sobre soberanía alimentaria —¡qué oportuno!—. Corto un pedacito de la carne que me informan es beniana, —carne soberana, digo para mis adentros. Tiene una salsa de champiñones (producto chino), con salsa soya o mejor dicho sillao, porque me entero que es de Perú. Elijo una papa redondita pequeña, rellena con queso, directamente importada de Argentina. Elogio la preparación del arroz que se puede contar grano por grano y que no está reventado, por toda respuesta me dicen que es precocido y viene de Brasil. No sigo con el detalle,  suficiente saber que el postre estaba elaborado con chirimoya peruana.

¿Cuánto de lo que comemos es producido en nuestro país? Aclaro que no es una pregunta con trasfondo chauvinista, es simple curiosidad, motivada por el bombardeo, muchas veces retórico, sobre soberanía alimentaria. Los datos oficiales proporcionados por la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura (FAO) dicen que Bolivia importa el 25,7% del alimento que consume. Pero estamos hablando de las importaciones que de alguna manera son controlables, no así lo procedente del mercado informal, que es por el que llegan las cebollas, los hongos frescos, las paltas, las uvas, los duraznos, y paro aquí porque la lista se vuelve interminable.

Los expertos dicen que cada país debe abastecerse de alimentos importados en no más del 25%. Pero países como Colombia (58,5%), Costa Rica (91,4%), Honduras (56%), Panamá (69,4%) y Venezuela (55,2%) dependen de índices mayores. Y en el otro extremo, Argentina (0,5%), Brasil (14,4%) y Uruguay (18,4%) presentan índices de importación de alimentos que están por debajo de lo que recomiendan los que saben.

El reto está en disminuir la importación de alimentos, buscar los mecanismos que frenen el mercado ilegal y sobre todo aumentar la producción agropecuaria. Estas mismas metas se ha impuesto el Reino Unido, cuyo Ministro de Medio Ambiente, Alimentación y Asuntos Rurales ha puesto como ejemplo la posibilidad de disminuir la importación anual de 95.000 toneladas de queso cheddar e instalar una planta de producción en su país. Por otro lado, Jamaica se ha trazado como objetivo  a corto plazo reducir la actual factura de importación de $us 1.000 millones en alimentos, hasta llegar a los $us 700 millones, tomando como estrategia (no la única) la producción en las 8.000 hectáreas que actualmente son tierras ociosas.

Los pequeños y medianos productores, que son quienes producen lo que consumimos diariamente, reclaman acceso a la tierra, semillas agroecológicas y sobre todo sistemas de riego. ¿Será posible trazar una estrategia de soberanía alimentaria atendiendo sus pedidos?

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia