Columnistas

50 años de la muerte de Frantz Fanon

Intelectual y activista comprometido, rompió con la metrópoli para luchar en el frente anticolonial

La Razón / Esteban Ticona Alejo

03:00 / 10 de diciembre de 2011

Frantz Fanon (descendiente de los esclavos traídos de África a las Antillas) nació el 20 de julio de 1925 en Fort de France, capital de la colonia francesa de Martinica y murió el 6 de diciembre de 1961. El compromiso revolucionario de Fanon surge de la lógica inmanente de su práctica profesional y se radicaliza a través de la experiencia activa en la lucha de la liberación argelina. Reúne en su persona al intelectual y activista comprometido capaz de romper con la metrópoli para luchar en primera línea del frente anticolonial. Simboliza tanto la unión entre las dos Áfricas tradicionales del norte y del sur de Sahara como el indispensable internacionalismo del “Tercer Mundo”, que hasta entonces se había quedado en la fase formal y en formulaciones puramente propagandísticas.

Ciertamente, el alcance de sus teorías está entrelazado a condiciones histórico-económicas y políticas a las cuales se enfrentó en su propia actividad revolucionaria. Su descripción de los fenómenos de enajenación, observados y vividos en carne propia, es absolutamente generalizable para contextos coloniales similares.

También se centró en el análisis de la enajenación intelectual, es decir, de la alienación intelectual. Todos los colonizados están sujetos a las condiciones económicas de la enajenación, las cuales condicionan, según Fanon, los fenómenos psicológicos del enajenamiento; sin embargo, en la mayoría de los colonizados se pueden detectar formas de la enajenación intelectual en variadas manifestaciones.

Uno de los aportes teóricos de Fanon es el concepto de colonialismo, definido como “ese mundo en compartimientos, ese mundo cortado en dos (que) está habitado por especies diferentes”. Estaba convencido de que “cuando se percibe en su aspecto inmediato el contexto colonial, es evidente que lo que divide al mundo es primero el hecho de pertenecer o no a tal especie, a tal raza. La racialización es uno de los ejes del colonialismo”.

Fanon inaugura una nueva etapa en el debate intelectual y académico sobre el concepto de colonialismo. El gran aporte de Fanon es acercarnos al tema desde un punto de vista psiquiátrico, enfatizando el carácter violento de toda colonización y los efectos perversos que acarrea, a pesar de las múltiples formas de camuflaje.

La obra clásica de Fanon Los Condenados de la tierra (1961) nos invita a entender aún muchos temas del presente. Por ejemplo, el intelectual colonizado y su rol en contextos de liberación o descolonización, como fue el ejemplo concreto del pueblo de Argelia, a la que aportó Fanon, reflexiva y militantemente.

Fanon sostenía que no es fácil que los intelectuales logren apostar por los cambios en los procesos de liberación nacional, y que muchas veces  interpretan mal la “independencia” de un país, y en otras ocasiones, la transformación de un determinado pueblo. Apostaba por el perfil del “intelectual nativo”, que no debe olvidar su pasado ancestral colonizado, pero además, es necesario proyectar la misma bajo el compromiso en cuerpo y alma, o interpretando la realidad comprometido con el pueblo.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia