Columnistas

Una mejor vida para los niños

Debemos jugar un rol activo para dar a los niños de Bolivia la mejor oportunidad de empezar su vida

La Razón / Venkatesh Mannar

00:26 / 12 de abril de 2012

Cuando pensamos en metas, normalmente lo hacemos en grande. Mientras más grande la cifra, más grande la meta. Sin embargo, para Bolivia la meta es “cero” en uno de los objetivos más importantes que se ha propuesto. ¿Cuál podría ser una meta tal? Pues la Desnutrición Cero. Mientras que la causa más conocida de la malnutrición es la falta de alimentos, un hecho menos conocido es que la deficiencia de vitaminas y minerales esenciales en la dieta causa el “hambre oculta”. Ésta supone una tremenda amenaza en Bolivia, pues vuelve a los niños más vulnerables a enfermedades, e incluso los pone en mayor riesgo de muerte. Además, mina su desarrollo mental y físico, lo que afecta su productividad futura.

Por ello, las políticas de salud del Gobierno de Bolivia incluyen la suplementación a la población vulnerable con micronutrientes: la vitamina A, hierro, zinc y ácido fólico, que forma parte del Programa Desnutrición Cero. Los grandes colaboradores en este enfoque son el presidente Evo Morales y socios internacionales como la ministra Canadiense de Cooperación Internacional, Beverley J. Oda, quien visitó La Paz en enero de 2011. Este enfoque es “el camino hacia el Hambre Oculta Cero”.

Con una inversión adecuada, esto es tan fácil como contar hasta tres. Uno. La vitamina A juega un papel clave en la supervivencia infantil. Es tan poderosa que, en áreas donde los niños sufren su deficiencia, proporcionarles este suplemento redujo la mortalidad en 23%.

En Bolivia, la manera más común de llegar a los niños con esta vitamina es administrarla durante los chequeos de rutina en los centros de salud, como una de las prestaciones del Seguro Universal Materno Infantil. La Iniciativa Micronutrientes, con gran cooperación del gobierno de Canadá, adquiere y dona alrededor del 75% de los suplementos mundiales de vitamina A. Hoy, un estimado del 76% de los niños menores de un año los recibe. Para nosotros, es motivo de contento colaborar con el Gobierno en la identificación de sistemas alternativos para llegar a más niños, hasta la edad de cinco años.

Dos. El zinc es una de las herramientas más poderosas para ayudar a los niños a combatir y recuperarse de la diarrea. La deshidratación puede matarlos o debilitar su sistema inmune y causar desnutrición. El zinc es el nuevo y brillante faro para todos los que trabajan en la mejora de la salud de los niños. Una rutina de suplementos de zinc, administrada en combinación con sales de rehidratación oral, reduce la incidencia de diarrea infantil en un 27%. Más aún, ayuda a resistir episodios subsecuentes hasta tres meses después. Estos suplementos son relativamente nuevos en Bolivia, y nos enorgullece el rol que hemos jugado en incrementar el número de niños que los reciben.

Tres. El hierro es necesario para tener glóbulos rojos saludables, porque transportan el “combustible” al cerebro y músculos en forma de oxígeno. Se estima que el 80% de los niños bolivianos menores de dos años tienen anemia y la deficiencia de hierro es la causa mayor para este hecho.

Chispitas Nutricionales, multimicronutriente en polvo con contenido de hierro, es un arma contra la anemia infantil. Hasta hace algunos años no existían soluciones sencillas para atacar la deficiencia de hierro en los menores de dos años. Hoy, la tarea es tan simple como mezclar este suplemento en polvo en las comidas. En 2011, se lo administró al 66% de niños en dosis de 60 sobres de chispitas.

Al celebrar el Día del Niño, todos debemos jugar un rol activo para dar a los niños de Bolivia la mejor oportunidad de empezar su vida. Como padres de familia, debemos alimentarlos con comida nutritiva y llevarlos a chequeos médicos para que reciban las vitaminas y minerales importantes. Como trabajadores en Salud, debemos proporcionar servicios preventivos de alta calidad y asesoría nutricional. Como líderes de comunidades, debemos incentivar a los padres y abogar por mayores inversiones en servicios de salud. Cuando todos participamos con un rol activo, nos aseguramos de que los niños tengan la oportunidad de crecer y ser líderes. Continuemos trabajando y contando, hasta llegar al mágico número Cero.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia