Columnistas

Tres preguntas a los abogados

El del TCP fue un fallo ‘falluto’ que, para muchos, convirtió las elecciones judiciales en un ‘plebiscito’

La Razón (Edición Impresa) / Xavier Albó

09:39 / 17 de diciembre de 2017

Primera pregunta: en términos técnicos, el fallo o sentencia del Tribunal Constitucional sobre la re-re-relección se basó sobre todo en el Art. 23 de la Convención de Costa Rica de 1904, firmada también por Bolivia, que por ser un convenio internacional estaría supuestamente por encima de la CPE. Pero enseguida el Colegio de Abogados de La Paz replicó que ese Art. 23 fue sacado de contexto para hacerle decir algo contrario al sentido de aquella convención. Mi pregunta: ¿es o no es verdad? ¿Por qué?

En cualquier caso, el haber dado a conocer esta sentencia apenas una semana antes de las elecciones judiciales tuvo un efecto boomerang contra el MAS. Fue un fallo “falluto”, que, para muchos, convirtió las elecciones judiciales en una especie de “plebiscito”.

Segunda pregunta: el voto nulo, en parte debido a ese fallo “falluto”, se incrementó casi 10 puntos respecto al porcentaje que se obtuvo en las elecciones judiciales de 2011, el cual, por cierto, ya era muy alto. Pero por ser “nulo” no tenía ninguna trascendencia en la elección, según establece la actual Ley Electoral (Art. 139) y su reglamento (Art. 42). Mi pregunta: ¿tendría sentido modificar en la Asamblea Legislativa esa parte de la ley y de su reglamento, incluyendo dentro de la papeleta la opción “ninguno”, además de las otras candidaturas? Supongo que el MAS usaría su rodillo para evitarlo, pero en el proponer no hay pecado, y tal vez se podrá implementar algo a partir del cambio de autoridades judiciales en enero 2018.

Tercera pregunta: ¿qué tal fijar un porcentaje mínimo de votos válidos para considerar “válida” una elección? Por ejemplo un 20% o incluso menos. Por no tener esta condición, hemos caído en nombrar a “los más votados”, que en realidad solo obtuvieron 6% o menos del total de los votos (nulo incluido), para tareas tan importantes y delicadas como ser miembros del Tribunal Supremo de Justicia y del Tribunal Constitucional Plurinacional. Y así nos ha ido.

Comentarios finales: con miras a las elecciones presidenciales de 2019, lo ideal para la oposición sería, por supuesto, lograr un acuerdo entre todos los partidos para presentar un frente común (como ya lo hay dentro del MAS). Pero lograr este acuerdo no es nada fácil en nuestro medio. Esta es la gran ventaja de partida de Evo y el MAS.

El día de las elecciones yo participé en el cómputo de votos de la Unidad Educativa Los Pinos (zona Sur de La Paz) y en el colegio Ayacucho (centro). En ambos recintos, además de la masiva y muy correcta participación, el voto nulo fue abrumador, muy por encima de los pocos sufragios válidos y blancos. Quizás más del 95% en Los Pinos, y del 85% en el colegio Ayacucho.

Me sentí muy sorprendido, pero después, a medida que iban llegando más y más resultados, mi sorpresa fue inversa, porque el nulo solamente llegó al 51% del total de votos, mientras que los válidos estuvieron en torno al 33% del total. A su vez los blancos sumaron un 16%, adquiriendo así un sentido distinto de los nulos, estos últimos, más políticos.

Para comprender esta lógica busqué por internet, vía OEP, el porcentaje de los votos de algunos municipios rurales y periurbanos en las minas o en zonas cocaleras; información que encontré apenas en los resultados desglosados publicados en la prensa y otros medios. Es en esos desgloses donde se encuentran más contrastes, pues en bastantes municipios rurales los votos válidos fueron mayores que la sumatoria de los nulos y los blancos.

Es antropólogo lingüista y jesuita.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia