Editorial

Adopción de canes

Cualquiera que tenga un perro como mascota puede dar fe de su fidelidad y nobleza

La Razón / La Paz

01:06 / 18 de agosto de 2012

El jueves se celebró el Día del Perro, en homenaje al mejor amigo del hombre. Una frase sin duda trillada pero que no deja de ser cierta. En efecto, cualquiera que tenga un can como mascota puede dar fe de su fidelidad y nobleza, que los convierte en inmejorables compañeros y excelentes cuidadores. A cambio, tan sólo piden un poco de comida, resguardo y cariño.

Aprovechando esta importante fecha, este fin de semana se están organizando varias ferias en la ciudad de La Paz, donde las personas podrán encontrar productos e información valiosa sobre el cuidado de mascotas y el medio ambiente. Además, tendrán la oportunidad de adoptar perros y gatos que han sido abandonados por sus dueños; o bien cachorritos que nacieron en refugios.

Uno de los eventos, organizado por la fundación Amor por los Animales Bolivia (Aplab), tendrá lugar este sábado en la plaza Bicentenario, a partir de las 10.00. Paralelamente, en la plaza Abaroa se desarrollarán otras dos ferias. Una auspiciada por el Supermercado Fidalga, con la participación de la Asociación por los Animales y el Medio Ambiente (AMA); la otra, por el Gobierno Municipal de La Paz. Estas dos últimas ferias se implementarán también el domingo, en el mismo lugar.

Como es de suponer, la mayoría de los perritos puestos en adopción no son de raza sino mestizos. Al respecto, cabe señalar que, a diferencia de lo que se piensa, un perro chapi no solamente puede proporcionar a sus amos las mismas satisfacciones que el can con mejor pedigrí, sino que además posee muchas otras ventajas. Por una parte, al igual que cualquier otro perro que sea tratado con cariño, los chapis tienen una enorme capacidad de afecto, que se ve potenciada por el ansia y las ganas de ser queridos. Además, suelen ser muy inteligentes y no manifiestan problemas a la hora de ser educados, independientemente de la edad que tengan.

Por otra parte, son mucho más saludables que sus pares de pedigrí. Ello debido a que la mezcla de razas es la manera que emplea la naturaleza para asegurarse que un organismo sea más resistente a las enfermedades y no tenga problemas genéticos. En cambio, la mayoría de las razas puras sufren degeneraciones por consanguinidad, que provocan diversas enfermedades, como sordera, fallas hepáticas, cáncer, problemas óseos, entre muchos otros. Pues los animales, al igual que los hombres, al reproducirse entre miembros de su misma “familia” conservan y potencian taras genéticas. De allí que sea corriente, por ejemplo, que los pastores alemanes manifiesten problemas de cadera; o los dálmatas de sordera. Además, los cruces pueden provocar alteraciones de comportamiento.

Por éstas y otras razones, todo aquel que esté buscando un compañero fiel, que sea único, cariñoso, tranquilo y saludable, debería considerar la posibilidad de adoptar un perro chapi.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia