Editorial

Bono de excelencia

La Razón (Edición Impresa)

00:59 / 07 de diciembre de 2016

Ciertamente no hay nada mejor que la motivación para alcanzar la excelencia, ora se trate de asuntos académicos, ora laborales; pues las personas se empeñan mucho más cuando saben que su esfuerzo será recompensado antes que por el temor de recibir castigos o sanciones. De allí que la teoría y la experiencia aconsejen dar no solo garrotes para trabajadores y alumnos deficientes, sino también muchas zanahorias.

Conscientes de esta realidad, el Gobierno entregó el lunes bonos de Bs 1.000 a los mejores estudiantes del país, 9.135 bachilleres. Ahora bien, no cabe duda de que este premio va a impulsar el esfuerzo de los futuros y actuales bachilleres, muchos de los cuales van a estudiar bastante más de lo corriente para poder acceder a este reconocimiento. Sin embargo, este bono conlleva el riesgo de que los adolescentes entiendan al dinero como el principal galardón, y pierdan de vista que la mayor gratificación de ser profesionales de excelencia deviene de la oportunidad de poder aportar a la sociedad y a sus familias con su trabajo, cumpliendo así el propósito para el cual vinieron a este mundo, que no es precisamente acumular riquezas y evanecerse con la gloria efímera del dinero. De allí, antes que plata se deberían barajar otros tipos de incentivos, como becas, libros o viajes de estudio.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia