Editorial

Cambio climático

Puede llegar un punto en el que el calentamiento produzca cambios irreversibles

La Razón / La Paz

01:15 / 28 de julio de 2012

A estas alturas, las proyecciones más pesimistas sobre el calentamiento global no parecen exageradas. En estos momentos, China sufre las peores inundaciones en 60 años, los incendios forestales en España están alcanzando cifras históricas, EEUU padece la peor sequía de los últimos 50 años, el 97% del hielo superficial de Groenlandia se ha derretido en tan sólo cuatro días…

Además de estos ejemplos, se podría mencionar varios otros, pero por cuestiones de impacto y de espacio cabe detenerse únicamente en los dos últimos. En Groenlandia, el fenómeno es tan inusual (el calor afectó un área que no se había derretido desde 1889), que al principio los investigadores pensaron que se trataba de un error. En efecto, el 8 de julio, tres satélites mostraban que el deshielo había afectado al 40% de la cubierta; porcentaje elevado pero que estaba dentro de los límites esperados. Sin embargo, el 12 de julio, casi la totalidad del hielo superficial había desaparecido.

Mientras algunos científicos consideran que aún es demasiado pronto para vincular este fenómeno con el cambio climático, por cuanto ocurre cada 150 años (no obstante parecen olvidar, convenientemente, que el deshielo se adelantó 30 años en esta última ocasión); otros no tienen la menor duda de que se trata de un indicador más de que el planeta se está calentando de manera acelerada.

Respecto a la sequía que se vive en Estados Unidos, de proporciones nunca vistas en las últimas décadas, se estima que el intenso calor y la falta de lluvias han destruido cerca del 15% de las cosechas en todo el territorio (salvo en Hawái y en Alaska); y que los cultivos más afectados han sido los de soya y maíz, cuya pérdida supera el 50%. 

Una noticia alarmante si se toma en cuenta la importancia del maíz en la canasta familiar estadounidense, presente en tres de cada cuatro productos, desde   el papel, pasando por golosinas y cosméticos, hasta pastas de dientes. El maíz es también fundamental para la alimentación del ganado (su escasez ha incrementado el precio de la carne y la leche, y ha obligado a varios ganaderos a deshacerse de sus reses); es además el principal insumo en la fabricación de etanol. Por ello, la pérdida de los cultivos de ese grano supone un impacto económico y social de gran escala.

A pesar de estas señales, que son no sólo evidentes sino además conllevan costos multimillonarios, no existe una clara voluntad política entre los diferentes gobiernos para asumir medidas efectivas contra el cambio climático. Y es que como el aumento de temperatura se presenta de manera progresiva, los efectos se perciben también de manera gradual, y las sociedades se están adaptando paulatinamente. No obstante, puede llegar un punto en el que el calentamiento global produzca cambios cualitativos insostenibles en el ambiente. Para entonces, será demasiado tarde para buscar soluciones.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia