Editorial

Confusiones

La Razón / La Paz

00:07 / 31 de enero de 2013

Ha generado polémica el planteamiento del presidente Evo Morales, ante su homólogo chileno, de compartir el gas boliviano con el vecino país. Dicha posibilidad fue señalada como ejemplo de una integración con complementariedad. Y se hizo luego de fijar de manera inequívoca la condición previa: “resuelto el tema del mar”. Es decir, primero solucionamos el asunto histórico pendiente, luego podemos venderles gas.

El ofrecimiento de Morales, como parte de la campaña por una salida soberana al mar, retoma el mandato aprobado por voto popular en el referéndum sobre el gas realizado en julio de 2004. En aquella consulta vinculante, impulsada por el expresidente Carlos Mesa, se preguntó, entre otras cosas a la ciudadanía, si estaba de acuerdo con “utilizar el gas como un recurso estratégico para el logro de una salida útil y soberana al océano Pacífico”.

Veloces, algunos políticos de la oposición asumieron que la propuesta del Presidente significaba izar la consigna “gas por mar”, como si se tratara de un intercambio. Y hasta llegaron a compararla con el malogrado propósito del expresidente Sánchez de Lozada de exportar gas por Chile (que dio origen a la Guerra del Gas en octubre de 2003). Está claro que estos representantes obran de mala fe o, lo menos, andan muy confundidos.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia