Editorial

Dengue

Cada año, el virus del dengue pone en riesgo la salud de 230 millones de personas

La Razón

01:28 / 14 de enero de 2013

Las autoridades han advertido que los casos de dengue en el país tienden a incrementarse, debido a la falta de información y hábitos contraproducentes bastante difundidos y arraigados entre la población. Para contrarrestar el avance de esta enfermedad, que puede ser mortal, las instituciones de salud están ejecutando diferentes programas de fumigado y limpieza. En efecto, según estimaciones del Ministerio de Salud, hasta el momento se han reportado 2.236 casos sospechosos de dengue en todo el territorio nacional, de los cuales 258 fueron confirmados. La mayoría se registraron en los municipios benianos de Trinidad, Guayaramerín y Riberalta, seguidos por otros en los departamentos de Pando y Santa Cruz. Este incremento ha motivado la ejecución de planes de prevención en estas regiones, pero también en Tarija y Cochabamba.

El dengue, producido por un virus y transmitido por el mosquito Aedes aegypti, es una enfermedad endémica de zonas tropicales, que pone en riesgo a cerca de 2.500 millones de personas del mundo cada año y que termina afectando, de manera grave, a 230 millones (de las cuales, 20 mil fallecen a causa de sus complicaciones), según estimaciones de la OMS.

De allí la importancia de realizar programas de información y limpieza. Pues, por una parte, la automedicación y la persistente negativa de asistir a centros de salud son dos de las costumbres más nocivas a la hora de combatir enfermedades patógenas y virales en el país. Así, cuando se trata de mitigar los síntomas que provoca el dengue con remedios automedicados o caseros, se pierde tiempo valioso para tratar esta dolencia. Además, y ahí lo más grave, las personas infectadas se convierten en los principales propagadores de la enfermedad, ya que al ser picados por mosquitos sanos, éstos se convierten en vectores infecciosos.  

Por otra parte, los pobladores no terminan de comprender la importancia de eliminar los criaderos donde se reproducen éstos y otros mosquitos; el caso por ejemplo de los objetos que pueden acumular agua de lluvia (llantas, latas, baldes, botellas vacías, macetas, etc.). Prácticas sencillas e imprescindibles para preservar la salud de las personas, pero que requieren de campañas educativas antes de ser aplicadas.

Cabe recordar que en julio se anunció que, tras 70 años de intentos por desarrollar una vacuna contra el dengue, el laboratorio francés Sanofi aseguró, con base en los resultados del último ensayo clínico (llevado a cabo en Tailandia), que tiene el biológico capaz de prevenir tres de las cuatro cepas del virus del dengue que existen; y que probablemente en dos años comience a comercializar esta vacuna.

Mientras se espera el perfeccionamiento de lo que bien podría llamarse el mayor desarrollo sanitario público de las últimas dos décadas, no cabe otra que seguir implementando programas de prevención.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia