Editorial

Egipto a la deriva

La Razón / La Paz

00:44 / 05 de julio de 2013

Dos años y medio después de que una revuelta popular derrocara al régimen de Hosni Mubarak, otro alzamiento, esta vez militar con amplio apoyo civil, ha depuesto a su sucesor, Mohamed Morsi, el primer presidente elegido democráticamente en la historia de Egipto.

Dos fueron las principales deficiencias del gobierno de Morsi. Por una parte, fue incapaz de revertir los privilegios de las FFAA, herencia de la era Mubarak (por ejemplo, pueden enjuiciar a civiles y están blindados ante el escrutinio parlamentario mediante el secreto de su presupuesto). Por otra parte, el Ejecutivo tuvo arrebatos autoritarios que alimentaron las protestas civiles y la intransigencia de la oposición (Morsi intentó adjudicarse poderes que lo colocaban por encima de la ley y promovió una Carta Magna de corte islamista, que ignoraba las aspiraciones de  amplios sectores sociales, como la igualdad de género y la libertad de culto).

Pese a estas serias deficiencias, que promovieron manifestaciones civiles casi desde el inicio de su gestión, en junio de 2012, el retorno de las Fuerzas Armadas al poder no garantiza la solución del debacle egipcio. Al contrario, puede profundizar el derramamiento de sangre. Además, la democracia con el Ejército como protagonista sencillamente es imposible.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia