Editorial

Inauguración a medias

La Razón (Edición Impresa)

00:40 / 05 de octubre de 2014

No cabe duda de que la inauguración de las líneas Roja y Amarilla del teleférico ha significado una gran alegría para los ciudadanos de La Paz y El Alto, en particular para todos aquellos que deben trasladarse diariamente entre ambas ciudades y entre la zona Sur y Sopocachi. Gracias al teleférico, hoy miles de personas pueden ahorrar bastante tiempo, trasladándose a través de un medio ecológico, que les permite disfrutar de la belleza topográfica de la sede de gobierno. Sin embargo, esta inauguración se ha visto empañada, pues se la realizó a medias, especialmente en la línea Amarilla, cuya estación ubicada en la Curva de Holguín no cuenta aún con una infraestructura adecuada para que los pasajeros puedan circular de manera segura.

Hasta la semana pasada, los baños no estaban habilitados, no había señalización y los accesos estaban precedidos por escombros y calaminas. Además, los pasajeros que se dirigen o salen de esa estación se ven obligados a cruzar una avenida muy concurrida sin el concurso de una pasarela, o detienen movilidades del transporte urbano en plena vía, contribuyendo al congestionamiento vehicular. Ojalá que esta experiencia sirva al menos para recordar que la prisa no es buena consejera, y que la excelencia pasa necesariamente por una buena planificación.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia