Editorial

Industria del gas

Finalmente, el país está en puertas del inicio de la industrialización del gas natural

La Razón / La Paz

00:01 / 17 de septiembre de 2012

Innumerables veces se ha discutido públicamente sobre la importancia y urgencia de otorgar valor agregado al gas natural que Bolivia extrae, consume y exporta; de hecho, la industrialización de esta materia prima es una promesa del actual Gobierno desde la campaña de 2005. El jueves, con la firma de un contrato, se ha dado el primer paso en firme en esa dirección.

En efecto, el 13 de septiembre, YPFB y la empresa surcoreana Samsung Engineering Co. Ltda firmaron el contrato de construcción de la planta de amoniaco y urea que da inicio a la industria petroquímica en el país. El costo del complejo industrial asciende a $us 843 millones, enteramente financiado con un crédito otorgado por el Banco Central de Bolivia a la estatal petrolera, cuyo presidente anunció que será pagado en un plazo de ocho años.

La planta, emplazada en Bulo Bulo, en el trópico de Cochabamba, entrará en operaciones en el tercer trimestre de 2015, producirá anualmente 420 mil toneladas métricas (TM) de amoniaco y 650 mil TM de urea, y consumirá alrededor de 1,4 millones de metros cúbicos de gas natural por día. El proyecto generará 3.000 fuentes de empleo en sus diferentes fases. De manera obligatoria, el 85% de los trabajadores debe ser boliviano. El Gobierno adelantó que el 95% de la urea será exportado; Brasil, Argentina y EEUU son los primeros mercados potenciales.

También se cuenta entre los beneficios de la instalación de esta planta la formación de recursos humanos. Además de toda la transferencia de capacidades y conocimiento que se producirá en el proceso de diseño, construcción y puesta en marcha de la planta, un grupo de ingenieros bolivianos vivirá casi un año en Corea del Sur formándose en esa especialidad.

Pero el principal beneficio de este primer emprendimiento industrializador estará en la mejora de la producción agrícola en el país, gracias al uso intensivo de la urea, derivado del amoníaco que se extrae del gas natural, cuyo uso como fertilizante es ampliamente reconocido, aunque tampoco está exento de cuestionamientos por tratarse de un compuesto químico, el mismo que con un procesamiento diferente se convierte en toda clase de plásticos.

Respecto del proceso de contratación de la empresa constructora, el Presidente del Estado anunció que ésta es la primera en cumplir la disposición de presentar una garantía anticorrupción en forma de boleta de garantía de correcta inversión, por $us 160 millones, y una boleta de garantía de cumplimiento del contrato por más de $us 50 millones.

El país está, pues, finalmente en puertas del inicio de la industrialización del gas natural, enorme fuente de riqueza cuyas potencialidades recién comienzan a ser explotadas. Corresponde a YPFB Corporación hacer de este emprendimiento un éxito, pues el fracaso no es admisible.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia